viernes. 14.08.2020 |
El tiempo
viernes. 14.08.2020
El tiempo
DEPORTE LOCAL PONTEVEDRA

Marín vuelve a ser la capital del fútbol base

Marín se volvió a vestir de gala para celebrar un fin de semana con el mejor fútbol benjamín y alevín, en la V edición del Torneo Internacional Tucho de la Torre. Allí algunos de los mejores clubes del fútbol base peninsular, se vieron las caras en una competición en la que Celta y Dépor se alzaron como los mejores equipos de las dos categorías.

El telón se alzó el pasado viernes con la fase preliminar, que sirvió para que otros clubes de menor renombre, pudieran pelear por una plaza en la fase final en la que se verían las caras con equipos de la talla de Celta, Dépor o Oporto. Esta ronda del torneo contó con ocho conjuntos en categoría benjamín (Villa de Marín B, Poio, Rápido de Bouzas, Choco, Xuventude Oroso, Conxo, Ancora D'Ouro y Coya) y otros ocho clubes en categoría alevín (Villa de Marín B, Ancora D´Ouro, Poio, Xuventude de Oroso, Rápido de Bouzas, Coruxo, Poio B y Choco).

Los equipos se enfrentaron en primera instancia en una fase de grupos y luego en cuartos de final y semifinales. El Xuventude Oroso logró un gran éxito al llevar a sus dos conjuntos a semifinales y conseguir el título en categoría benjamín, al vencer al Choco por un contundente 4-0. No tuvieron la misma suerte en las semifinales de benjamín, en las que perdieron con el Conxo, que acabó cayendo derrotado en la final con el Rápido de Bouzas. Aún así el resultado de la final daba igual para jugar la fase final, ya que los cuatro finalistas tenían una plaza asegurada.

Allí los esperaban ocho clubes que son pura historia del fútbol peninsular. Aparte de los cuatro clasificados en fase previa y el Villa de Marín, anfitrión del torneo, Rayo Vallecano, Oporto, Lugo, Valladolid, Celta, Oviedo y Dépor compitieron por hacerse por el torneo en categoría benjamín y alevín.

Celta y Dépor se alzaron con el título en benjamín y alevín respectivamente. A punto estuvieron los coruñeses de hacer un doblete, ya que en categoría benjamín se les escapó el título en la tanda de penaltis frente a los celestes. Mejor suerte tuvieron en alevín, ganando por la mínima al Rayo Vallecano. Los madrileños fueron uno de los equipos más destacados del torneo por su deportividad, dejándose marcar por el rival en uno de sus partidos tras marcar un gol cuando el otro equipo estaba en desventaja. Otro de los equipos más destacados fue el Valladolid, que llegó a semifinales en ambos torneos y acabó cuarto en los mismos. El otro club semifinalista fue el Oporto en categoría alevín, que consiguió la tercera plaza frente a los blanquivioletas.

Marín vivió una auténtica fiesta del fútbol base, en un torneo que contó con un gran ambiente y donde acompañó el buen tiempo, a pesar de algunas pequeñas lloviznas que se produjeron el domingo.

Ya se prepara la sexta edición de la competición en la que se trabaja para conseguir la participación de grandes clubes del panorama futbolístico. De lo que no cabe duda, es de que Marín será otro año más la capital del fútbol base.

EF Villa de Marín. Un gran sueño del anfitrión

La Escuela de Fútbol Villa de Marín, es el club organizador del torneo, por lo que tiene asegurada su presencia en la fase final del torneo. Además de una gran ilusión para Marín, esta competición es una gran oportunidad para los pequeños futbolistas de la Escuela de Fútbol. Como señala su presidente: "Estamos jugando con futbolistas que tienen un gran nivel y es muy bueno compartir el torneo con ellos", dejando claro el sueño de su club.