lunes. 13.07.2020 |
El tiempo
lunes. 13.07.2020
El tiempo

Un Corpiño atípico: sin procesión y con estrictas medidas de seguridad

Este miércoles se celebran misas al aire libre ► No habrá procesión y a los fieles se les toma la temperatura al acceder al recinto

La pandemia del coronavirus deja una estampa para la historia en la parroquia lalinense de Santa Baia de Losón. Y es que por primera vez en la historia, la Virxe no sale del Santuario do Corpiño el 24 de junio, y no reúne a su alrededor a miles de devotos provenientes de distintas partes de Galicia e incluso de España para pasar por debajo de la imagen y salvarse

El martes el Santuario ya recibió solo a un puñado de fieles que asistieron a los oficios religiosos celebrados por la mañana. Nada que ver con las centenares de personas y peregrinos que llegaban cada 23 de junio a Lalín para poder tocar a la virgen en el primer día de la Romaría do Corpiño, que precisamente este año estrena la catalogación de Festa de Interese Turístico de Galicia.

Este miércoles, las misas son oficiadas desde las nueve de la mañana hasta el mediodía cada hora, y a las 17.00 y 18.00 horas. A la entrada al recinto se les toma la temperatura a los fieles.

[Una de las misas celebradas el martes. PATRI FIGUEIRAS]

Las misas son al aire libre, en la carballeira anexa al Santuario, que tiene un aforo de unas 350 personas. Eso sí, la Virxe do Corpiño no saldrá del Santuario y los asistentes no podrán pasar por debajo de ella durante la tradicional procesión alrededor del templo como de costumbre.

Cada persona puede sentarse en una silla y tendrá un espacio estimado a su alrededor de cuatro metros cuadrados.

Los fieles que llegan a O Corpiño tienen que pasar por una zona de seguridad en la que se les toma la temperatura y se comprueba que lleven puestas las mascarillas, que son obligatorias para asistir a los oficios religiosos. Esta labor estará coordinada por los miembros de Emerxencias Lalín. Por su parte, los integrantes de la cofradía de O Corpiño son los encargados de gestionar la distribución del público en la carballeira. Con la intención de que se cumplan las normas a rajatabla, habrá un circuito diferenciado de entrada y otro de salida, que estarán debidamente señalizados.

Además del Concello a través del despliegue de Emerxencias Lalín, en el dispositivo colaborará la Policía Local y la Guardia Civil.

Tanto el Gobierno local como la Rectoría de O Corpiño pidieron prudencia y recomiendan a aquellas personas que presenten algún factor de riesgo que se abstengan de asistir a las misas. Con todo, las personas que lo deseen podrán seguir desde sus casas los oficios religiosos, ya que serán retransmitidos en directo a través de la página del Santuario de Facebook y en su canal de YouTube.

Cada año, miles de personas procedentes de distintas partes de Galicia acuden los días 23 y 24 de junio (dos de los días en los que la Virxe sale en procesión, además del 25 de marzo) para curarse de los males más temidos por los gallegos: el meigallo o el mal de ojo, que les ha llevado a padecer enfermedades serias. Así, el Santuario fue escenario durante años de exorcismos de personas que aseguraban poseer al demonio en su interior, lo que les llevaba a ser protagonistas de brotes psicóticos durante la Romaría do Corpiño. A día de hoy, esas estampas ya no son habituales en la parroquia lalinense, pero el poder de salvación y de curación de la Virxe sigue siendo el reclamo de miles de personas que cada año visitan el Santuario.

Así, es creencia popular que ejerce poderes sobrenaturales sobre los locos y los enfermos, por lo que cada año arrastra a la capital dezana a miles de personas buscando el milagro de alejar el meigallo de su cuerpo.

Un Corpiño atípico: sin procesión y con estrictas medidas de seguridad
Comentarios