Viernes. 21.09.2018 |
El tiempo
Viernes. 21.09.2018
El tiempo

GRÚA SOLO PARA URGENCIAS

Vados con ciertos resquicios

Vista de la avenida Benito Vigo, donde uno de sus vados quedó interrumpido el pasado fin de semana. PATRICIA FIGUEIRAS
Vista de la avenida Benito Vigo, donde uno de sus vados quedó interrumpido el pasado fin de semana. PATRICIA FIGUEIRAS

Quejas de vecinos de un portal de la avenida Benito Vigo de A Estrada obstaculizado por un vehículo estacionado, a pesar del vado, abren el debate sobre la necesidad de un servicio permanente del que no dispone ningún concello de Deza y Tabeirós

El pasado fin de semana, vecinos del número 68 de la avenida Benito Vigo de A Estrada denunciaron la imposibilidad de poder entrar y salir de su garaje por la presencia de un vehículo estacionado delante del portal, con licencia de vado. Tras poner el asunto en conocimiento de la Policía Local, según aseguran los afectados, los agentes nada pudieron hacer más que interponer la correspondiente sanción por la infracción, pero no ordenar la retirada del coche, dado que el Concello carece de servicio municipal de grúa. Y no es el único. De hecho, ningún municipio de las comarcas de Deza y Tabeirós-Terra de Montes dispone de esta prestación.

"Non ten a menor relevancia, porque son casos illados", señaló este lunes el edil de Urbanismo de A Estrada, Alberto Blanco, preguntado por el incidente. Más allá de la interpretación de la normativa que el agente municipal en cuestión pueda realizar en cada caso, el concejal señala que en la villa estradense "non fai falta unha ordenanza" que regule estas situaciones "nin guindastre, porque a propia normativa de Tráfico permite a retirada", explica. Y esta se hace, dice, "cando é un caso de urxencia". El procedimiento entonces es llamar a una grúa de una compañía privada, retirar el vehículo y repercutir el gasto al infractor.

Blanco descarta recuperar la grúa municipal que sí funcionó hace años, un servicio "que foi suprimido no seu día por deficitario, e que hoxe seguimos descartando porque non consideramos que sexa necesario". El caso de la avenida Benito Vigo ha abierto cierto debate en las redes sociales. Al contrario de lo que opinan algunos vecinos, el concejal insiste en que se trata de casos "illados" y que no existe una problemática a este respecto. Así, señala que la demanda externa de grúa se limita a algunos casos puntuales cuando hay cortes extraordinarios de calles para diferentes eventos o los días de feria, si se interrumpe el montaje de los puestos de los vendedores.

Lalín, la otra capital comarcal, también carece de servicio municipal de grúa, del que dispuso en su día, pero, en su caso, ahora tiene establecido un convenio con una empresa de la zona, aunque también para momentos puntuales. El servicio debe estar disponible 24 horas al día en caso de avisos urgentes. No obstante, las necesidades del mismo han obligado a la Administración local a incrementar la partida destinada a sufragarlo. Si inicialmente fue de 2.900 euros anuales, la última oferta de licitación (en mayo de 2017) superó los 6.500 euros. Según fuentes municipales, también en su caso el Concello exige al infractor el coste de la retirada.

Por apuntar un dato que refleja la demanda de este servicio en el municipio de cabecera de Deza, en la última Feira do Cocido, el evento del año que más intervenciones de regulación de tráfico urbano reporta, fueron retirados alrededor de media docena de vehículos que interrumpían vados o zonas restringidas a causa de las celebraciones.

El resto de los municipios de la comarca nunca contaron con servicio de grúa y en ellos los casos de interrupción de vados o circulación son también puntuales. Y es que los concellos de menor entidad tampoco pueden disponer de personal que atienda el servicio todo el día, ni a la hora de la retirada ni de la custodia de los vehículos que se lleven al depósito a la espera de ser recuperados por sus propietarios. En la mayoría de los casos, el procedimiento cada vez que un coche estorba pasa por tratar de localizar a su dueño para que proceda a su retirada.

Así, en Rodeiro ocurrió un caso curioso. Según cuenta su alcalde, Luís López, la única vez en los últimos siete años que el Concello tuvo que llamar a una grúa fue para retirar un coche que interrumpía el montaje de una carpa para unas fiestas. Su propietario era camionero y se encontraba "na outra punta de España". Su turismo aguardó por él en otra calle próxima y la acción ni siquiera le acarreó gastos, debido a la inexistencia de una ordenanza municipal que regule este servicio.

Vados con ciertos resquicios
Comentarios