miércoles. 23.10.2019 |
El tiempo
miércoles. 23.10.2019
El tiempo

Las ayudas de la Xunta no cubren los daños a la mastín atacada por lobos en Viascón

Canela, recuperándose de sus heridas, fuera de la clínica veterinaria. DP
Canela, recuperándose de sus heridas, fuera de la clínica veterinaria. DP

El ganadero Roberto Louzán demanda que las líneas de apoyo por los ataques del lobo cubran los gastos veterinarios que estos ocasionan

Las ayudas de la Xunta por ataques del lobo no cubren los gastos veterinarios generados por el cánido si este ataca o hiere gravemente a los perros que custodian la cabaña ganadera. Es el descubrimiento que acaba de hacer Roberto Louzán, el criador de vacuno y caprino de Viascón, Cerdedo-Cotobade, que el pasado 27 de marzo sufrió una incursión del depredador después de dos años en los que no se registraban ataques en su granja.

Roberto Louzán se encontró con la doble sorpresa de que no podrá recibir un resarcimiento económico ni por los cabritillos que faltaron ni por lo invertido en la recuperación de una de los seis mastines que cuidan sus rebaños.

El ganadero tendrá que hacer frente a una factura de 800 euros por los gastos veterinarios del animal herido el pasado miércoles

"O das cabritas xa o sabía. Os lobos leváronas enteiras, xa que son animais duns 18 quilos de peso moi fáciles de arrastrar. Ao non haber restos cos que se poida demostrar a existencia, e ademais, ao non haber crotales para identificar aos animais, é imposible pedir as axudas". Para continuar explica que "o que non sabía era que os danos dos ataques aos cans tampouco os poderei reclamar. Eu pensaba que habendo axudas para mercar mastíns e pastores eléctricos, como foi o meu caso, isto debía estar cuberto tamén. Pero dinme que só podo tentalo con Patrimonio, na mesma liña de axudas que hai para os condutores que teñen danos en coches por chocar con xabaríns. Non sei se terei resultado, pero vamos, non estou de acordo en que non se contemple como o que é, un dano por ataque do lobo. Outros gandeiros protexen aos cans con colares con pinchos nestes casos, pero resulta que son ilegais e se arriscan a unha multa. Se se respectan as normas deberán cubrirse estes casos que se están dando nas nosas gandeirías", señala Louzán, que incluso ha recabado el apoyo de la Asociación de Criadores de Mastín ante esta situación.

El cotobadés dispone de seis mastines y se asesora con esta asociación y el Sindicato Labrego Galego respecto a la crianza y su empleo en la custodia de rebaños en zonas en las que proliferan las manadas de lobos. Se trata de que los animales respondan ante los eventuales ataques de manadas o lobos que actúan en solitario y que, con un buen manejo de los mismos y de pastores eléctricos, se evite tener que recurrir a medidas como batidas, que son menos populares y cuya eficacia está muy cuestionada por los colectivos defensores del lobo.

En el caso de la mastín de Viascón, una hembra llamada Canela, el animal fue atacado, no por uno, sino por varios ejemplares. La perra estaba gravemente herida cuando la encontraron, un par de horas después de la incursión de los lobos. Presentaba mordiscos y desgarros en las patas delanteras y el cuello, por los que tuvo que ser intervenida en una clínica veterinaria, en Mourente.

La perra, que este martes recibió el alta, tiene más de 80 puntos de sutura entre las reconstrucciones internas y el sellado de sus heridas exteriores. Aún estará dos semanas más recibiendo cuidados en la granja antes de que se pueda comprobar si está totalmente recuperada. Los gastos derivados de toda esta situación ascienden a más de 800 euros, según calcula el dueño de Canela.

La mastín Canela, cuando la encontró su dueño. CEDIDA - Ataque del lobo en Viascón

Pero la mastín no es la única ejemplar que ha sufrido por la presencia de lobos. Dos de los otros canes de la granja desaparecieron el viernes y no volvieron hasta el domingo. "Outros gandeiros con máis experiencia advertíronme de que cando os cans sofren ou presencian un ataque envalentónanse e incluso perseguen ás mandas de lobos para escorrentalos e se afastan moito. Non sei se foi o caso. Só que nós os buscamos e non aparecían por ningures. Volveron o domingo, extenuados".

Roberto Louzán anuncia que luchará para que la Administración contemple esta situación entre las baremables para reclamar ayudas por incursiones del lobo y expone la situación de descontento del mundo de la ganadería con el funcionamiento de las líneas de ayuda. "O día 11 hai unha manifestación por este tema en Santiago convocada polo Sindicato Labrego Galego e esperamos que a Administración nos escoite a nós e aos afectados polos xabaríns", reclama.

Las ayudas de la Xunta no cubren los daños a la mastín atacada por...
Comentarios