viernes. 06.12.2019 |
El tiempo
viernes. 06.12.2019
El tiempo

La Guardia Civil y la Policía Local reforzarán la vigilancia en la 'narcoescalera' de A Caeira

Maica Larriba saluda al jefe de la Policía Local de Poio, Antonio Duarte, antes de la reunión. JAVIER CERVERA-MERCADILLO
Maica Larriba saluda al jefe de la Policía Local de Poio, Antonio Duarte, antes de la reunión. JAVIER CERVERA-MERCADILLO
La Subdelegación del Gobierno ve con buenos ojos que ambos cuerpos de seguridad realicen patrullas conjuntas para "redundar na seguridade dos veciños" del entorno de la nueva 'ruta' de los toxicómanos hacia O Vao de Arriba

La Guardia Civil y la Policía Local de Poio continuarán aunando esfuerzos para garantizar la seguridad de los vecinos de A Caeira y, más concretamente, en el entorno de la escalera que une Antelo e Mariño con Boavista, por donde transitan desde hace varias semanas numerosos individuos que acuden a O Vao de Arriba para adquirir droga. Aunque la presencia de las fuerzas del orden se ha redoblado a raíz de las quejas realizadas por los vecinos del entorno, tanto la Subdelegación del Gobierno en Pontevedra como el Concello ven con buenos ojos que el cuerpo de seguridad municipal y la Benemérita realicen patrullas conjuntas para velar por la seguridad en la zona.

La Xunta Local de Seguridade corrobora que no se ha producido repunte alguno de delitos contra las personas o el patrimonio

Esta fue una de las medidas acordadas este martes durante la celebración de la Xunta Local de Seguridade, que tuvo lugar en el Consistorio y que contó con la participación de la subdelegada del Gobierno, Maica Larriba; el alcalde, Luciano Sobral; la concelleira de Seguridade Cidadá, Marga Caldas, y responsables de la Policía Local y del Instituto Armado. Fue la representante del Ejecutivo nacional la que explicó que estas rondas conjuntas servirán "para redundar na seguridade dos veciños", si bien también quiso dejar claro que, a pesar del tránsito de consumidores de estupefacientes por la escalera de A Caeira, no se ha producido repunte alguno en lo que a delitos o infracciones se refiere. De hecho, Maica Larriba aseguró que la media delictiva de Poio es inferior a la provincial y nacional. "Asuntos puntuais como o da Caeira disparan as alarmas, pero os datos confirman que non houbo un incremento de delictos contra as persoas ou o patrimonio", garantizó.

Larriba achaca esta situación a la operación policial que se realizó hace unos meses en O Vao de Abaixo, que concluyó con la detención de 19 personas, de las cuales 16 continúan en prisión. "Agora, os toxicómanos que demandan a súa dose desprázanse ata O Vao de Arriba a través desta nova ruta. Os veciños ven que pasan por diante das súas casas, polo que é lóxico que a percepción que teñan é que a seguridade empeorou, aínda que non sexa así", aseveró la subdelegada del Gobierno, que recordó que, antes de la convocatoria de la Xunta Local de Seguridade, previamente ya había mantenido contactos con algunos residentes y con el Gobierno local para analizar la situación.

Un mercado al que acuden entre 140 y 150 compradores
Según los datos que manejan las fuerzas del orden, actualmente son entre 140 y 150 las personas que acuden regularmente al poblado de O Vao para adquirir droga. Tal y como explicó este martes la subdelegada del Gobierno en Pontevedra, se trata de una clientela que permanece inalterable desde hace años.

En este sentido, Larriba descartó que se haya producido un aumento de toxicómanos en el entorno. "Esta situación non agrada a ninguén, pero a presenza de toxicómanos na Caeira non implica que houbese un incremento de persoas que acoden ao Vao", aseguró.

Procedencia
Con respecto a la procedencia de estos individuos, Larriba reconoció que no solo se trata de vecinos de Pontevedra o de Poio, sino que hasta el poblado de la parroquia de San Salvador acuden consumidores "de diferentes concellos das Rías Baixas".


El Concello acometerá obras para eliminar recovecos y zonas oscuras en la escalera

Tanto el Concello de Poio como la Subdelegación del Gobierno coinciden a la hora de señalar que la problemática de O Vao precisa de soluciones que van más allá de lo que puedan hacer las fuerzas del orden. El alcalde, Luciano Sobral, y Maica Larriba hicieron este martes también referencia al "problema de saúde pública" y urbanístico que existe en esta zona.

En este sentido, el regidor nacionalista anunció que, a corto plazo, el Gobierno local tiene previsto realizar una serie de actuaciones en la narcoescalera de A Caeira, con el fin de acabar con zonas escuras y recovecos que, según denuncian los vecinos, son utilizados por los toxicómanos para tratar de pasar desapercibidos a la hora de consumir los estupefacientes. Las obras darán comienzo la próxima semana y consistirán, entre otras tareas, en la retirada de mobiliario urbano. Además, también se ampliará la potencia de las luminarias, tal y como reclamaron los residentes en las últimas reuniones mantenidas con el tripartito.

Pero estas medidas a corto plazo no son las únicas que contempla la Administración municipal, que también tiene previsto mantener una reunión con la conselleira de Infraestruturas, Ethel Vázquez, para tratar de reactivar el proyecto de construcción del vial de O Vao, que permanece en standby desde hace años. La carretera atravesía O Vao de Abaixo y, a juicio de Sobral, "é a chave para acabar con este problema, xa que daríalle outro aspecto á contorna, sería unha zona residencial".

SERVIZOS SOCIAIS. Asimismo, Sobral y Larriba rompieron una lanza en favor del trabajo que realiza el departamento de Servizos Sociais a la hora de lograr la integración de las personas que habitan en el poblado, ya sea ayudando a los más jóvenes a través de diferentes planes de formación laboral o realizando actividades en los centros educativos.

"Este problema non é únicamente policial, senón tamén social e mesmo de saúde pública. Todos debemos implicarnos, porque o poboado está condeado ao peor", auguró la subdelegada, que alerta sobre la corta esperanza de vida de su población.

La Guardia Civil y la Policía Local reforzarán la vigilancia en la...
Comentarios