viernes. 26.02.2021 |
El tiempo
viernes. 26.02.2021
El tiempo

Dos palés repletos gracias a la solidaridad de vecinos y dos empresas de Samieira

Responsables de la Carnicería Mary Taboada y Viveros Aires da Terra con el material. DP
Responsables de la Carnicería Mary Taboada y Viveros Aires da Terra con el material. DP
Tras entregar más de 800 euros de víveres, harán la cena de Nochebuena para 28 familias desfavorecidas

A veces, un pequeño gesto puede ser la chispa que haga prender la llama de una gran iniciativa. En la parroquia de Samieira, en Poio, en donde gozan de la fama de contar con unos vecinos muy solidarios, esta chispa en forma de gesto nació de una clienta de la Carnicería Mary Taboada.

Mary había creado bonos de descuento para agradecer a sus clientes la fidelidad en el año más duro que se recuerda para muchos sectores y una de ellas dejó el boleto para que lo usase quien lo necesitase realmente. La idea original de que alguien se llevase el pan o las lentejas gratis, acabó generando un efecto bola de nieve cuando la carnicera colocó en un corcho ese vale de descuento, el siguiente, y el que dejó otro cliente más. Pronto, todos los descuentos emitidos, acabaron en el corcho e incluso hubo quién trajo los que ya tenía en casa para sumarlos a la causa.

Al ver que nadie los pedía, Mary decidió que todos estos bonos se transformasen en alimentos y se donasen a Servizos Sociais. Fue entonces cuando los dueños de esta tienda de alimentación, Mary y Manolo, recibieron la propuesta de Loli Otero, de Viveiros Aires da Terra, también en Samieira. La empresaria también canjeó descuentos por solidaridad, y completó la campaña de su vecina de negocio. este jueves, las dos se reunieron para entregar los alimentos recaudados en esta iniciativa, que se inició a principios de noviembre y cuyo crecimiento dejó sorprendidos y agradecidos a los responsables de Servizos Sociais de Poio, que recogieron los víveres.

800 EUROS. "Al final, contamos con 800 euros y, tras hablar con Servizos Sociais, decidimos que, además de alimentos se podía invertir en droguería, así que entregamos un palé de alimentos no perecederos, incluso algunos perecederos con fecha de caducidad bastante alejada en el tiempo, como potitos, o huevos y otro palé de droguería con pañales, compresas, papel higiénico, lejías, desinfectantes y todo lo que pensamos que es tan necesario también en estos tiempos", explica Mary Taboada.

La iniciativa ha tenido emocionadas a las empresarias, pero también a la clientela de ambas, y relatan que "incluso algunos particulares incluso vinieron a aportar dinero en efectivo para ampliar la cantidad que teníamos". 

Pero lo verdaderamente particular de esta historia es que el gesto de Mary con su clientela y el de esa clienta en concreto que donó el primer descuento, no han motivado una gran acción solidaria, sino para dos.

Recientemente, tras hablar también con los Servizos Sociais, Mary y Manolo, junto con esa clienta en particular, algunos de los distribuidores de la tienda y empresarios de la zona, acaban de confirmar que realizarán la cena de Navidad para un total de 28 familias de Poio en situación de emergencia social.

"Esto nos hará felices". La idea nació al calor de la campaña de recogida de descuentos, con un grupo que quería hacer algo más. "Una de ellas trabaja en hostelería y diseñó los menús. Yo y mi marido lo vimos claro: este año vamos a hacer esto que nos va a hacer muy felices y además va a ayudar a tanta gente que lo necesita". Este grupo de voluntarios también ha ido creciendo y, de momento, se sabe que el menú estará compuesto por sopa minestrone, lomo de cerdo en hojaldre, merluza en salsa verde y tarta de postre.

"Nosotros aportaremos la materia prima y colaboraremos y los trabajadores del Concello pasarán para recoger los menús y llevarlos a las casas. Solo nos falta saber cuántos miembros habrá en cada una de esas familias", explicó.

La idea tiene a Mary Taboada y a este grupo de vecinos solidarios muy emocionados. "Yo odiaba la Navidad, la veía muy consumista y no estaba muy a favor de tanta pompa, pero este año soy la primera que anima a colocar luces, a hacer cosas por ayudar e infundir alegría, porque la situación es muy dura, pero no podemos quedarnos sentadas a verlo pasar. Eso para mí sería mucho más difícil", explica desde Samieira recordando el papel de sus clientes, vecinos y proveedores, a los que está "muy agradecida por todas las aportaciones que han realizado" e insistiendo, sobre todo en que "a pesar de lo complicado que está siendo este año, estoy convencida de que lo superaremos". 

Rosa Fernández: "Esta cooperación é moi importante e significativa"
La edil de Servizos Sociais de Poio, Rosa Fernández, explicó este jueves que toda la cooperación vecinal recibida está siendo muy importante para poder responder a la creciente brecha social que está generando la pandemia "e que nos leva a ter moitos máis demandantes de axuda económica, non só de alimentos, que en anos anteriores". La edil destacó "o valor do xesto de Mary Taboada e Loli Otero, cuxa labor é moi encomiable, e que ademais, coa proposta das ceas, nos ofrece un gran exemplo". 

Fernández destacó también la labor de Miguel Martínez, el trabajador municipal y cantante local al frente de la campaña de recogida de alimentos de Combarro, con unos 200 kilos recaudados, y que seguirá aún hasta que esté más avanzada la Navidad. La recogida se realiza en la parroquia de San Bernardo de Combarro, en los días en que hai actos religiosos, o en el edificio de la Casa Rosada.

Dos palés repletos gracias a la solidaridad de vecinos y dos...
Comentarios
ç