miércoles. 20.11.2019 |
El tiempo
miércoles. 20.11.2019
El tiempo

POIO

Un sentido único con precedentes

En febrero de 2017 fue necesario suprimir el carril en dirección a Sanxenxo para acometer el derribo de un inmueble en ruinas. RAFA FARIÑA (ARCHIVO)
En febrero de 2017 fue necesario suprimir el carril en dirección a Sanxenxo para acometer el derribo de un inmueble en ruinas. RAFA FARIÑA (ARCHIVO)
Aunque la medida solo se aplicaría en caso de que la Xunta construyese el vial de O Vao, el Gobierno local insiste en que la eliminación de un carril de circulación en este tramo de la PO-308 sería beneficioso y recuerda que las veces que hubo que aplicarlo temporalmente funcionó

"Na actualidade a Avenida da Barca é un lugar de tránsito de vehículos, pero, se se aplica o sentido único, podería ser un destino ideal para vivir". Esta es una de las argumentaciones que maneja el Gobierno local de Poio a la hora de defender la idea de suprimir un carril de circulación en la calle que une Andurique con el puente que da acceso a Pontevedra. Se trata de una medida que a día de hoy no es más que una declaración de intenciones a medio o largo plazo, pero que el tripartito admite abiertamente que estaría dispuesto a acometer.

Eso sí, para ello debe cumplirse un requisito indispensable: que la Xunta de Galicia retome el proyecto de construcción de la carretera de O Vao, entre la salida hacia Vilagarcía y Campañó. Solo con esta infraestructura operativa sería viable hacer realidad esta pretensión.

Aunque el doble sentido en esta avenida del núcleo de San Salvador lleva mucho tiempo consolidada, existen algunos predecentes (temporales, eso sí) en lo que al sentido único se refiere. El más reciente se produjo en febrero de 2017. Los trabajos de demolición de un edificio en ruinas, ubicado a la altura de los números 19 y 21, obligaron al Concello a establecer un dispositivo de seguridad especial, que requería del corte del carril derecho en dirección a Sanxenxo.

Aunque esta medida solo se prolongó durante unos días, la Administración municipal quedó satisfecha con el resultado. La Policía Local constata que el tráfico fue fluido. Menos apacibles resultaron las obras de la red de aguas que acometió Acuaes entre finales de 2013 y principios de 2014. A Barca fue una de las zonas afectadas. A pesar de los atascos, la impresión general fue que el examen se superó con nota.

El Gobierno local enumera diferentes razones a la hora de defender el sentido único definitivo en la avenida. "Habería unha mellora da calidade de vida para os veciños", explica el Concello, que también entiende que la ampliación de espacios para viandantes redundaría de forma positiva en la actividad de los numerosos comercios y negocios de hostelería que se pueden encontrar a lo largo de esta calle. Además, se apostaría por dar vida a zonas seguras "para peóns e crianzas, dado que poderiamos crear espazos de esparcemento moito máis seguros". La contaminación acústica es otro tema que preocupa al tripartito, que recuerda que a día de hoy la Avenida da Barca es una de las salidas principales hacia las Rías Baixas. "Acabaríase co ruído e a densidade de vehículos descendería notablemente", enfatizan sus integrantes.

Por último, también está la cuestión de la movilidad. Un mayor número de espacios para viandantes ayudaría a consolidar un núcleo urbano que se podría conectar a pie con la capital de provincia, a través del puente de A Barca. En todo caso, el proyecto de momento no deja de ser una mera posibilidad que se recoge en el Plan de Mobilidade aprobado recientemente.

A a pesar de que la medida dista todavía de hacerse realidad, ya han salido voces críticas. El Partido Popular se opone rotundamente a esta opción, al igual que la Asociación Veciñal de San Salvador, cuya directiva anunció esta semana su intención de emprender movilizaciones de protesta. De momento, la fecha de estas manifestaciones es una incógnita. El sentido único en la Avenida da Barca continuará dando que hablar.

Un sentido único con precedentes
Comentarios