La almeja fina vuelve a subir y cuesta en lonja el triple de lo que se pagó en Navidad de 2022

El jueves se recaudaron 42.798 euros por 1.861 kilos de almeja, mientras que en el mismo día del año pasado se facturaban 54.752 euros tras subastar casi 5.000 kilos
Entrega de almeja en Campelo.
photo_camera Entrega de almeja en Campelo. D.F.

Nueva subida de récord en la escalada de precios de la almeja del fondo de la ría de Pontevedra en la recta final de la campaña de Navidad. La lonja de Campelo registró en la jornada del jueves un nuevo precio máximo que batía al de la jornada anterior y con el que se encadena cerca de una semana con cifras que no se han registrado antes en esta rula, según fuentes del sector.

De este modo, el kilo de almeja fina extra, la más escasa, se pagó a 132, 17 euros el kilo, una cifra que casi triplica la que se pagó el año anterior en la misma fecha en la misma lonja (cuando la fina extra se vendía por 47,61 euros). En esta ocasión, las mariscadoras reunieron 14 kilos de este calibre, cinco del inferior, vendido a 109 euros y 101 del tipo A, que se vendió a 81 euros. La japónica se pagó entre los 17 y los 21 euros, cifra que también supera a la de 2022. Con todo, la crisis de la mortalidad de la almeja deja capturas tan inferiores y ni con esa subida histórica se iguala la facturación del año pasado. Así, se recaudaron 42.798 euros en la jornada del jueves por 1.861 kilos, mientras que en el mismo día del año pasado se facturaban 54.752 tras subastar casi 5.000 kilos de almeja. Con respecto a los mariscadores de a flote, el jueves volvieron al mar las 19 embarcaciones para aprovechar el penúltimo día del año, antes de empezar a tramitar el cese de actividad. Las capturas alcanzaron los 166 kilos de producto, de los que la mayor parte fueron de rubia y babosa, mientras que de almeja fina se recogieron unos 8 kilos del mejor tipo y unos 28 en total de los calibres A y B. Se facturaron 5.290 euros.

Comentarios