viernes. 30.10.2020 |
El tiempo
viernes. 30.10.2020
El tiempo

O Porriño convoca una reunión con los concellos afectados por la crisis de Maderas Iglesias

Manifestación de los trabajadores de Maderas Iglesias. CONCELLO O PORRIÑO
Manifestación de los trabajadores de Maderas Iglesias. CONCELLO O PORRIÑO

El Concello se compromete a solicitar al conselleiro de Economía y a Igape que intervengan para evitar el cierre de la empresa

Contenida satisfacción entre el cuadro de personal de Maderas Iglesias este jueves tras el compromiso del Ayuntamiento de O Porriño de instar al conselleiro de Economía, Empleo e Industria, Francisco Conde, así como al Igape, a que intervengan para evitar el cierre de la empresa.

"Necesitamos que la Xunta nos eche una mano para que al menos se paralice la ejecución de la subasta", ha dicho a Efe Miguel Sánchez, delegado de la CIG en el comité de empresa, después de una movilización en la que participó "la práctica totalidad de la plantilla", la cual avanzó desde la factoría hasta la plaza del Ayuntamiento.

Allí fueron recibidos por la corporación municipal al completo, que se reunió con el comité de empresa en el salón de sesiones, donde se acordó que, para empezar, el próximo 8 de octubre acogerá una reunión de alcaldes de los 16 ayuntamientos que tienen entre sus vecinos trabajadores afectados por el riesgo de cierre de Maderas Iglesias.

"Si la Xunta no se implica la tenemos muy, pero que muy clara", ha dicho Vicente Morales, presidente del comité de empresa, para quien se está "intentando desahuciar a 148 trabajadores", que es la plantilla completa, casi todas mujeres, de una empresa que llegó a tener casi 800 empleados.

Actualmente, tal y como viene advirtiendo el comité, la compañía "tiene los días contados" si salen a subasta los terrenos en los que están sus instalaciones, como decretó el Juzgado de Instrucción número 3 de Porriño para hacer frente a la deuda que arrastra desde hace años y que ya ha generado sucesivos aligeramientos de la plantilla.

Los trabajadores entienden que la empresa, de la que dependen casi 150 familias, es viable, dada la carga de trabajo que tiene, pero aseguran que "necesitan tiempo".

Entretanto, en las últimas semanas, la representación del personal intensificó sus gestiones institucionales para buscar apoyo en las administraciones como el que este jueves le ha brindado el Ayuntamiento de O Porriño.

Sin embargo, es a la Xunta a quien señalan, y recuerdan que hace 15 días se comprometió a contactar con la representación del personal, y que actualmente todavía están esperando mientras se "deja morir a una compañía gallega que fue puntera a nivel mundial en el sector de la madera".

Mientras, tanto sindicatos como comité de empresa han anunciado que seguirán con sus movilizaciones, las cuales tendrán continuidad el próximo miércoles, 7 de octubre, frente a la sede que la Xunta de Galicia tiene en Vigo, y acabarán en Santiago si fuese necesario.
 

O Porriño convoca una reunión con los concellos afectados por la...
Comentarios