martes. 24.05.2022 |
El tiempo
martes. 24.05.2022
El tiempo

La crisis de los materiales paraliza obras en la comarca y deja desiertos los concursos

Obras de la estación intermodal de Pontevedra. JAVIER CERVERA-MERCADILLO
Estado actual de las obras de la estación intermodal de Pontevedra. JAVIER CERVERA-MERCADILLO
La estación intermodal de Pontevedra se lleva el mayor impacto y ya ve alterados sus plazos de ejecución; en Lalín se paraliza el nuevo centro de salud y las obras de humanización de Sanxenxo y Marín sufren retrasos

La crisis de los materiales y los efectos de la pandemia han revolucionado la obra pública en la comarca. El encarecimiento del material de obra y la escasez de algunos suministros ha llevado a los concellos y la Xunta a revisar los proyectos antes de licitar los nuevos trabajos para que los precios se ajusten al mercado en la medida de lo posible.

Las administraciones ya perciben que se presentan menos licitadores a los concursos y se constata un descenso en las bajas de adjudicación.

La Xunta detecta menos licitadores en los concursos y los concellos revisan los precios al alza para que no queden desiertos

En Pontevedra la obra que mayor impacto ha sufrido por ahora es la estación intermodal, que ejecuta la Xunta con el apoyo del Concello. Hasta el punto de que la reforma del edificio tuvo que paralizarse por la crisis de materias primas. El proyecto, que se acerca a los seis millones de euros, sigue avanzando en el interior del inmueble. En el exterior, los trabajos están listos, a falta de los remates de la cubierta de la pérgola.

La obra municipal más perjudicada fue la de Loureiro Crespo. La reforma urbana más importante de la ciudad aún no está finalizada, aunque algunos tramos ya se han inaugurado. El Concello confirma que las actuaciones en marcha también se han visto afectadas, sobre todo en cuanto a los plazos. El último ejemplo de ello son los baños del Pazo da Cultura, que llevan dos semanas esperando por un tipo de acero para rematar el proyecto.

Pontevedra también ha aumentado el presupuesto de algunos proyectos ante los sobrecostes de materiales, como ha ocurrido en la reforma de la Casa Consistorial. El objetivo es que las obras despierten el interés de las empresas y los concursos que se puedan lanzar no queden desiertos.

Gran Montecelo y el emisario submarino subsanan dificultades de suministros que por ahora no cambian sus plazos

El proyecto de mayor envergadura que se ejecuta actualmente en el municipio, Gran Montecelo, ha subsanado dificultades puntuales de suministros, problemas que, según fuentes de la Consellería de Infraestruturas, no han sido críticos y no afectan a los plazos de ejecución. También la construcción del nuevo emisario submarino se ha visto amenazada por algunas complicaciones derivadas de la crisis de los materiales, lo que ya ha sido superado y mantiene sus plazos.

Poio

El Concello de Poio subraya que por ahora ninguno de los concursos públicos que ha ofertado se ha quedado desierto. Sin embargo, las consecuencias de la crisis de las materias primas ha provocado retrasos en uno de los proyectos municipales previstos para 2021. Se trata de la obra de Lameiriña/Caneliñas, adjudicada a Covsa. "Prevíase empezar antes de acabar o ano, pero comezaron esta semana pola tardanza na chegada de materiais", explicó este viernes la teniente de alcalde y concelleira de Obras e Servizos, Chelo Besada.

Marín

Marín afronta un año lleno de proyectos con la construcción del auditorio en el horizonte e importantes obras de saneamiento entre manos, sin perder de vista la crisis de los materiales. Esta ya retrasó en 2021 la ejecución del Paseo Alcalde Blanco, terminado cinco meses más tarde de los previsto. La alcaldesa, María Ramallo, manifestó este viernes su "verdadera preocupación" por el alza en la subida de precios, que en muchos casos es de más del 30% en los precios de materias primas. "Corremos los riesgos de que la ejecución de las obras se dificulte y nos pasará a todas las administraciones. Tendremos que analizar mecanismos que no dificulten la normal ejecución, teniendo que padecer, como ya nos ha pasado en varios casos, retrasos, pedidos que no llegan, ralentización en las fases de su ejecución, encarecimiento por la extensión en el tiempo de la mano de obra al tener que estar el personal disponible durante más tiempo, lo que dificulta la rentabilidad de las obras", subrayó María Ramallo.

Alcaldes de la comarca no ocultan su preocupación porque la escalada en el precio de los materiales encarezca la obra pública

Sanxenxo

Esta misma semana estaba previsto que diesen comienzo los trabajos de humanización de la calle Unión y las vías transversales en Sanxenxo, pero la falta de tuberías las ha frenado durante al menos quince días. No es el único proyecto que se ha visto afectado por la escasez de suministros. También la obra de la plaza de Méndez Núñez en Portonovo sufrió retrasos aunque apenas se detectaron "porque a obra ía moi ben de prazo". Con todo, desde el concello aseguran que por ahora no hay concursos desiertos ni graves complicaciones en la obra pública del municipio.

Vilagarcía

El incremento de los costes de producción que está sufriendo la industria fue la clave, expone el Concello de Vilagarcía, para que la primera convocatoria para la ampliación del Vaibike! (servicio de alquiler de bicicletas) hubiera quedado desierta. De ahí que hubiese decidido licitar de nuevo el contrato, pero con nuevas condiciones para que las empresas tengan más opciones de presentarse, y lo logró, porquen son dos las que lo hicieron.

El alza de los precios de los materiales no provocó ninguna cancelación, pero la espera en la recepción de suministros es el motivo por el que se está retrasando la construcción de las Ciclovías y el Albergue situado en Carril.

Lalín

Las obras del futuro Centro Integral de Saúde (CIS) de Lalín sí se han tenido que paralizar por las consecuencias de la pandemia. Así, la inauguración del nuevo edificio, prevista para finales de este mismo año, se verá retrasada con toda probabilidad. También en la capital de Deza quedó desierta la licitación de la construcción de la cubierta del colegio Xesús Colmar, por lo que el Gobierno local tuvo que llevar a Pleno un aumento de la partida presupuestaria para la obra para que las empresas se animasen a concursar.

Herramientas contra el desequilibrio
Las herramientas con que cuenta la Xunta para garantizar la viabilidad de las obras son las aprobadas en la disposición adicional de la Ley de Medidas de Acompañamiento a los Presupuestos autonómicos, que incluyen un reequilibrio por alza en los costes de los materiales en determinadas circunstancias, pero también mayor flexibilidad para cambiar materiales manteniendo la calidad de la obra, si hay una dificultad en el suministro o un camino para retomar lo antes posible obras que haya que resolver y en la que la no ejecución suponga un grave prejuicio para el servicio público.

La crisis de los materiales paraliza obras en la comarca y deja...
Comentarios