miércoles. 02.12.2020 |
El tiempo
miércoles. 02.12.2020
El tiempo

Las Rías Baixas reciben 2020 por todo lo alto

La Festa das Uvas celebrada el 31 de diciembre en la Praza de Ravella, en Vilagarcía. JOSÉ LUIZ OUBIÑA
La Festa das Uvas celebrada el 31 de diciembre en la Praza de Ravella, en Vilagarcía. JOSÉ LUIZ OUBIÑA
Vilagarcía se adelantó doce horas a las tradicionales campanadas con una multitudinaria Festa das Uvas ► Poio, Sanxenxo y Ponte Caldelas también entraron en el nuevo año dándolo todo

LA MODA se extiende. Cada vez son más los concellos de las Rías Baixas que despiden el año con fiestas alternativas. La que peina más canas es la de Vilagarcía. El pasado 31 de diciembre, los arousanos se echaron a la calle para recibir 2020 con doce horas de antelación en la ya mítica Festa das Uvas.

El festejo se remonta a 1998 y solo se interrumpió en 2003 debido a la catástrofe del Prestige. El Concello vilagarciano repartió 400 kilos de uvas, más de un centenar de botellas de espumoso de albariño y más de 400 de cava entre los asistentes, entre los que había vecinos y personas llegadas de distintos puntos de Galicia y España.

Sanxenxo también se adelantó a las campanadas. CONCELLO DE SANXENXOA las doce del mediodía, los participantes se comieron las doce uvas en una abarrotada Praza de Ravella, que fue decorada para la ocasión. A continuación brindaron por el nuevo año. Eso sí, con vasos reciclables.

La lluvia de confeti y la música también estuvieron presentes en otras localidades, como Mos y O Porriño, que se tomaron las uvas en sus particulares "pre" Fin de Año.

En la comarca de Pontevedra, Poio también quiso dar la bienvenida a 2020 por todo lo alto. Lo hizo con una fiesta que tuvo lugar en San Martiño el pasado 30 de diciembre. El Año Nuevo adelantado congregó a cientos de vecinos de San Xoán y de otras parroquias del municipio.

Fiesta de Fin de Año en Ponte Caldelas. CONCELLO DE PONTE CALDELASDonde tampoco faltó la diversión y las uvas fue en Sanxenxo. La localidad despidió 2019 el mismo día y a la mima hora que Vilagarcía: el 31 de diciembre a las doce del mediodía. Los sanxenxinos se dieron cita en la Praza Pascual Veiga con uvas, golosinas, lacasitos y música en una actividad organizada por la Asociación Cubreira y el Concello.

Los eventos y fiestas privadas salpicaron las Rías Baixas tras las campanadas de Fin de Año. El nuevo ejercicio se recibió en Ponte Caldelas con una gran celebración. "Foi un éxito de participación", destacó el Ayuntamiento caldelano. No es para menos. En esta localidad, el 2020 fue recibido al ritmo de la música de la Orquesta Gran Parada. La fiesta acabó a las siete de la mañana, casi a la hora del desayuno.

Las Rías Baixas reciben 2020 por todo lo alto
Comentarios