Miércoles. 26.06.2019 |
El tiempo
Miércoles. 26.06.2019
El tiempo

La Xunta aprueba expropiaciones en Sanxenxo, Nigrán y Baiona para mejoras en la seguridad vial

Se destinarán a las obras casi un millón de euros

El Consello de la Xunta ha autorizado este jueves expropiaciones para la mejora de la seguridad vial en carreteras de Sanxenxo, Nigrán y Baiona, para unas obras a las que destinará casi un millón de euros. Por un lado, el Consello ha autorizado las expropiaciones para la mejora de la seguridad en la carretera PO-308, entre el mirador de A Granxa y el acceso a Nanín, en Sanxenxo. El decreto de utilidad pública comprende las expropiaciones de los 9 predios necesarios para la mejora, en unas obras en las que se prevé invertir unos 530.000 euros.

Se trata de un proyecto que define las actuaciones para la mejora de la seguridad vial en un tramo de concentración de accidentes, redactado en el marco de la estrategia de la Xunta para eliminar los denominados "puntos negros" en la red autonómica de carreteras.

Las actuaciones se desarrollarán en el tramo de la PO-308, comprendido entre el punto kilométrico 12+450, después del mirador de A Granxa, y 15+200, antes de llegar a Nanín. Las actuaciones previstas consistirán en la construcción de una glorieta en la intersección del punto kilométrico 13+760 con la carretera provincial de acceso a la playa de Areas.

Desde el punto 12+760 al 13+700 en la zona de la curva de Os Cotos, se renovará el firme, la señalización y el balizamiento y los sistemas de contención. Además, se ampliará la plataforma de la carretera para acondicionar las paradas de bus y se ejecutará algún pequeño tramo de senda peatonal. También se modificarán las aceras de las intersecciones del tramo para adaptarlas a la normativa de accesibilidad.

MEJORA DE LA CARRETERA. Por otra parte, el Consello de la Xunta ha autorizado el proyecto de decreto por el que se declara la utilidad pública y se dispone la urgente ocupación de los bienes y derechos necesarios para eliminar un tramo de concentración de accidentes en la carretera PO-552, entre la glorieta de conexión con la AG-57 y Sabarís, en Nigrán y Baiona, con una inversión de más de 400.000 euros. La intervención hace necesaria la expropiación de 10 predios, para lo que se destinan 18.000 euros.

La actuación define la ejecución de los trabajos de mejora de la seguridad vial y eliminación de un tramo de punto negro en la carretera Vigo-Tui, comprendido entre los puntos kilométricos 10+740 y 13+440. Los trabajos previstos en el tramo consistirán en la mejora de las intersecciones en donde se producen la mayoría de los accidentes. Así, se ejecutarán cambios de sentido y se habilitarán carriles centrales de espera, para facilitar los giros a la izquierda en intersecciones que tienen suficiente visibilidad.

Además, se ejecutará una semiglorieta en la intersección del punto kilométrico 10+740, para facilitar los cambios de sentido y una nueva glorieta en el 11+150, que se corresponde con la calle Rans. También se mejorará la intersección en el p.k. 11+500 con el camino Carballal con la ejecución de un carril central de espera y semiglorieta. Según el proyecto aprobado por el ejecutivo autonómico, se realizarán pequeños tramos de aceras y se instalarán balizas.

En el Plan de seguridad viaria de Galicia 2016-2020, la Xunta está desarrollando una estrategia para intentar reducir hasta 2020 la accidentalidad de los tramos calificados como de concentración de accidentes. Está prevista la ejecución de aproximadamente 40 actuaciones en 90 kms., con inversión que superará los 12 millones de euros, en el horizonte de la legislatura.

La Xunta aprueba expropiaciones en Sanxenxo, Nigrán y Baiona para...
Comentarios