Propiedades y beneficios de las lámparas de sal del Himalaya y la sal del Himalaya para cocinar

Sal del Himalaya

En los últimos años, ha crecido la moda de tener en casa las lámparas de sal del Himalaya. Un elemento que no solo ofrece un toque étnico y original en el hogar, sino que también posee otras propiedades más beneficiosas. Hasta el punto de ser conocidas por muchos como las vitaminas del aire. Pero, ¿en qué consisten básicamente las lámparas de sal del Himalaya?

Las lámparas de sal son pequeños bloques con sal pura del Himalaya. En el mercado actual se pueden encontrar o bien mediante piezas sólidas o como pequeños cristales en cestas decorativas. En su interior poseen una vela o una bombilla y ofrecen tanto luz como un toque distinto y decorativo.

Las lámparas de sal del Himalaya transmiten buena energía

Pero la misión principal de estas lámparas de sal del Himalaya es otra. Estos elementos emiten en el entorno iones negativos que, al pegarse con los positivos que fluyen de los dispositivos electrónicos de la casa, son capaces de absorber el exceso de ondas electromagnéticas que están en el aire.

Estos iones negativos que emiten las lámparas aportan al mismo tiempo efectos beneficiosos para el organismo. Especialmente en lo que concierne al apartado circulatorio, respiratorio o nervioso.

En este sentido, se puede decir que las lámparas de sal del Himalaya transmiten buena energía y aportan al ambiente un toque de color rosado y luz suave que invita a la relajación. Pero también mejoran la calidad del sueño y reducen notablemente la electricidad estática del aire.

Todos estos beneficios hacen que muchas personas coincidan en señalar que una lámpara de sal del Himalaya es una fuente natural de aire fresco y limpio en cualquier estancia de la casa. Un elemento que es capaz de suministrar vitaminas al aire de la misma manera que si se tuviera una ventana abierta.

Por todo esto, las lámparas de sal del Himalaya que se pueden encontrar en Yersana no se quedan únicamente en el concepto de objeto decorativo hippie y/o esotérico con el que muchas personas lo asocian.

Principales beneficios de las lámparas de sal del Himalaya

Es cierto que aún genera muchas dudas la efectividad de estas lámparas de sal. Pero también es verdad que producen unos beneficios que están ya contrastados y que serían los siguientes:

- Limpian el aire: son capaces de eliminar el polvo, el polen, el humo del tabaco y otros contaminantes del aire

- Reducen la alergia y los síntomas de asma: la sal del Himalaya es tan buena para las vías respiratorias que se vende también para inhaladores

- Protegen los pulmones: las lámparas absorben los iones positivos de los dispositivos electrónicos y expulsan los iones negativos que se hallan en la naturaleza

- Aumentan la energía: la presencia de iones negativos en una estancia aumenta el flujo de oxígeno al cerebro, por lo que la persona tiene más energía mental; los iones positivos, en cambio, descargan el cuerpo de energía

- Ayudan a contrarrestar las vibraciones electrónicas: los iones negativos de las lámparas de sal contrarrestan la radiación electromagnética de los dispositivos electrónicos

- Ayudan a dormir mejor: la presencia de iones positivos en una estancia afecta a la calidad del sueño

- Mejoran el estado de ánimo y la concentración: el efecto de los iones negativos proporciona un aumento en la liberación de serotonina, el neurotransmisor que mejora el ánimo de las personas

- Reducen la electricidad estática en el aire: las lámparas de sal neutralizan las partículas ionizadas del aire que causan la electricidad estática

- Fuente de luz respetuosa con el medio ambiente: estas lámparas naturales utilizan bombillas que consumen poca energía

La sal del Himalaya para cocinar: propiedades y beneficios

Pero al igual que la energía positiva que proporcionan estas lámparas al hogar, hay que hablar también de la sal del Himalaya para cocinar. Sobre todo porque se trata de la sal más natural y libre de contaminantes que existe actualmente en el mercado.

La sal del Himalaya para cocinar, también conocida como el oro blanco, es originaria de Pakistán y tiene forma de pequeños cristales de color rosáceo. Está compuesta por una serie de minerales necesarios para el organismo. Entre ellos se encuentran el calcio, el potasio, el hierro, el yodo, etc.

La sal del Himalaya se puede emplear como sal común en la cocina. En este caso, habrá que contar con un molinillo para triturarla (aunque también hay sal del Himalaya en grano fino)

En los últimos años, la sal del Himalaya para cocinar se ha convertido en una alternativa saludable y muy pura dentro de la alimentación natural. No en vano, son muchos los beneficios y propiedades que se señalan de ella:

- Propiedades medicinales que ayudan al cuerpo humano ante enfermedades como la hipertensión o la diabetes

- Regula los niveles de azúcar en sangre

- Reduce el riesgo de infarto y cuida del corazón

- Reduce la tensión muscular ayudando a prevenir los calambres

- Ayuda a normalizar el sueño

- Incrementa la líbido de forma natural

- Elimina la flema de los pulmones para aliviar las vías respiratorias

- Actúa como un antihistamínico natural

- Disminuye los problemas causados por el asma

- Elimina la congestión nasal

Todos estos beneficios y propiedades de las lámparas y la sal del Himalaya hacen que estén de moda cada vez más, siendo un aliado más para llevar a cabo un estilo de vida saludable y natural en tu día a día.