lunes. 25.10.2021 |
El tiempo
lunes. 25.10.2021
El tiempo

Regresa a los paladares gallegos una masa de empanada del siglo XIX

Carmen Rodríguez, emprendedora, es una ávida lectora que un día, escudriñando en los libros que tenía su padre en casa, se encontró con la receta de una masa de empanada del siglo XIX, un detalle grabado a fuego en su mente, hasta el punto de recuperar esa fórmula de antaño y comercializarla.

"Es un proyecto hermoso, estoy muy ilusionada", ha contado a Efe, tras explicar que este manjar, extraído de documentos históricos, podrá degustarse este fin de semana en 'Muros mira ao mar', una convocatoria en la que, además, se harán talleres de pan con niños.

'Galuriña' es su sello, una empresa muradana que elabora de forma artesanal las llamadas 'marucas', empanadas con forma de vieira, mejillón o pescado, así como conservas de bivalvos, aguas o castañas.

A la masa recuperada, señala Carmen, le ha añadido un toque personal que hace que "el sabor sea más especial". Como buena chef, no desvela el secreto, pero sí "que se acrecientan los sabores".

Impulsora de un proyecto original, siempre ha tenido claro que debía diferenciarse, y para ella la distinción está en el uso de las algas, en la forma de presentar el producto -nada convencional- y en el embalaje, una red marinera, como si la comida estuviese "recién pescada".

Luego, por supuesto, "el secreto está en la masa", sostiene con ironía, pero "el enigma" se vende a un precio asequible, si es con pescado a 9 euros, y con marisco a 10.

Según detalla esta empresaria, la suya es una propuesta peculiar dentro del mercado en el que empezó un día tras experimentar si sería capaz de reproducir lo que publicaban esos libros. Llevó su ocurrencia, a la que dio forma de tapa, a un bar cercano y su fama empezó a andar.

"La gente la probó, y me preguntaban, ¿me podrías hacer una?", y así empezó todo. Más tarde se extendería el comentario entre el vecindario, "yo no sé hacer empanadas, pero sí donde las hacen buenas".

Y después llegaría el taller de elaboración -destinado a aquellas frescas y por encargo- y las zona de ultracongelados para la hostelería.

En la venta online está uno de sus puntales, y estas famosas empanadas gallegas ya llegan a acontecimientos gastronómicos -coctails, buffet, reuniones, congresos científicos, corporativos e institucionales-, al pequeño comercio y a tiendas delicatessen.

Regresa a los paladares gallegos una masa de empanada del siglo XIX
Comentarios
ç