1-0. Aidoo le da un agónico triunfo a un gris Celta

Los vigueses se acercan a la permanencia al romper una racha de cuatro partidos sin ganar
Aidoo despeja un balón este miércoles en Balaídos. SALVADOR SAS (EFE)
photo_camera Aidoo despeja un balón este miércoles en Balaídos. SALVADOR SAS (EFE)

El Celta selló virtualmente su permanencia en LaLiga después de derrotar por la mínima al colista Elche, que se apoyó en la gran actuación del portero Edgar Badía para conservar el resultado inicial hasta que, al filo del minuto 90, apareció el central ghanés Joseph Aidoo para dar los tres puntos a su equipo con un remate de cabeza.

La dinámica de resultados negativos -dos derrotas y otros dos empates- ha metido al Celta en un bucle del que no es capaz de salir. Ni la visita a Balaídos del colista ha reactivo a un equipo que incluso tuvo que escuchar pitos de sus aficionados en algunas fases del encuentro. Aspas y Gabri Veiga no atraviesan su mejor momento, y eso lo está acusando su equipo.

Los celestes entraron al partido enchufados. En los primeros 15 minutos generaron más peligro que en todo el resto del primer tiempo. Paciencia, con un disparo que desvió Edgar Badía, Hugo Mallo, con un remate de cabeza, y el peruano Renato Tapia, con un libre directo, probaron al meta del Elche, un seguro bajo palos.

Las dudas del equipo vigués se multiplicaron con el paso de los minutos, y por momentos el Elche incluso fue capaz de dominar y pisar el área de Iván Villar pero sin generar peligro. El Celta, al que no valía el empate, se impacientó. Su técnico, Carlos Carvalhal, buscó soluciones con la entrada de Larsen, pero el noruego sigue con la pólvora mojada.

En el segundo tiempo fue Carles Pérez en el que más lo intentó con sus individualidades. Suya fue la acción más polémica del choque, que obligó a Díaz de Mera a revisarla en el VAR después de que los locales pidiesen penalti de Clerc sobre el exfutbolista de la Roma. El colegiado mandó seguir el juego, y poco después un omnipresente Carles Pérez rozó el 1-0 con un disparo que se estrelló en el poste.

El Elche, sin opciones de salvación, pareció conformarse con el empate. Siguió con las líneas juntas esperando su oportunidad en un contraataque o en una acción a balón parado. La presión era para el Celta, que sufrió en ataque ante lo que le propuso el argentino Sebastián Beccacece.

A falta de un cuarto de hora, Gumbau probó a Iván Villar con un disparo lejano. No fue el único susto para el celtismo. El argentino Lucas Boya, con pasado en Balaídos, enmudeció el estadio con un remate que se le marcó por encima del larguero en el minuto 81.

El partido estaba roto. Era un idea y vuelta continuo. El canterano Miguel Rodríguez, que llevaba unos minutos en el campo, buscó el triunfo con un disparo colocado al que respondió de nuevo Badía, infranqueable hasta que al filo del minuto 90 el central Joseph Aidoo acabó con la resistencia visitante con un remate de cabeza.

Ficha técnica:
1 - RC Celta: Iván Villar; Hugo Mallo, Aidoo, Tapia, Javi Galán; Carles Pérez (Miguel Rodríguez, min.75), Beltrán (Unai Núñez, min.90), Gabri Veiga (Óscar Rodríguez, min.75), Luca de la Torre (Cervi, min.75); Aspas y Paciencia (Larsen, min.61) .
0 - Elche: Édgar Badía; Josan, Mascarell, Magallan, Clerc (Diego González, min.90); Tete Morente, John, Gumbau, Fidel; Pere Milla y Nteka (Lucas Boye, min.61).
Goles: 1-0 Aidoo, min.89;
Árbitro: Díaz de Mera (comité castellano-manchego).
Incidencias: Encuentro correspondiente a la jornada 31 de la LaLiga Santander disputado en el estadio Abanca Balaídos ante 11.649 espectadores.

Más en Deporte General
Comentarios