lunes. 25.10.2021 |
El tiempo
lunes. 25.10.2021
El tiempo

"La ansiedad por ganar afecta un poco, pero no detecto dudas en el vestuario"

undefined
Manuel Romay. JAVIER CERVERA- MERCADILLO
Manuel Romay, centrocampista del Pontevedra, trata de dar un paso adelante en el momento actual de crisis. Recuperado plenamente de su lesión, analiza el mal momento del equipo y muestra optimismo de cara al futuro con la meta de dejar atrás los malos resultados y el incidente con Toni Otero tras el partido de Carballo 

¿Cómo está ese vestuario después de cinco partidos sin ganar y un comienzo tan inesperado?

La verdad es que no esperábamos estar en estos momentos con cuatro puntos, claro. Incluso te diría que después de la primera jornada, que ves que tienes un buen fútbol y mereces ganar el partido a un equipo que va a estar en la zona alta, no te esperas que vas a sufrir así. Por una parte, es verdad que estamos viendo que podemos ganarle a cualquiera. Por otra, que no estás haciendo mucho daño.

¿Qué diagnóstico hacen de los problemas?

Porque por un lado no están teniendo continuidad con balón y, por otro, suman errores puntuales pero constantes atrás. Hay una parte a mejorar que todo el mundo sabe, que es el balón parado. Eso es una cosa de todos. Solemos ser un equipo bastante fi able en ese sentido y estoy seguro de que ahí vamos a mejorar. Y por otra parte, evidentemente lo que se ve son los puntos, pero es que hemos perdido cuatro en los últimos minutos de partido. Si ahora tuviésemos cuatro puntos más, esta charla ahora sería un poco diferente. Y no es una excusa, ni mucho menos. De hecho es algo a corregir. Así que debemos prolongar los momentos que tenemos de buen fútbol, que fueron muchos aunque la clasifi cación no lo diga así. Y por otro lado, hay que subsanar esos errores que, cuando los tenemos, son una ocasión fl agrante del contrario.

¿Han entrado las dudas en el vestuario por tantos golpes consecutivos en los partidos? Es decir, ¿se ven con menos confianza que al principio?

A ver, seguro que afecta. Pero lo que ves en el vestuario no son dudas. Sí que tienes un poco esa ansiedad de ganar, porque ves que muchas veces lo mereces además. Aunque es verdad que los fallos los tenemos nosotros, no es cosa de suerte. Pero sí que ves que puedes ganar y las ganas de sumar los tres puntos pesan un pelín. ¿Afectan algo? Puede que sí. Pero en el día a día no se palpa eso en el vestuario y estoy seguro de que va a llegar la racha buena. Por suerte, falta mucho. Y creo que todos sabemos que simplemente debemos corregir lo que hacemos mal y mejorar más las virtudes. Porque encima los goles nos están entrando, que era que no pasaba el año pasado. La gente de arriba está en racha y estamos generando muchísimas ocasiones. Hay que mejorar en esas cositas para dar una alegría a la gente, que bien lo merece.

¿Al equipo solo le falta lograr esa primera victoria para desbloquearse?

Es un tópico decir eso, pero en este caso sí que tiene un poco de realidad.

¿Por qué últimamente en el entorno del Pontevedra siempre hay temporadas intranquilas, dudas, se habla de presión...? ¿Por qué no hay una temporada en la que las cosas vayan bien?

Yo creo que sobre todo es una sensación por el año pasado. Teníamos una plantilla de muy buen nivel, pero en todos lados nos daban de favoritos. E igual ese cartel que teníamos hacía que un empate en Santiago parecía malo. Y no puedes ir así. Vemos cuántos empates hay en cada jornada y que las ligas son súper apretadas. ¿Que tenemos equipo esta temporada para ganar más partidos? Sí, pero no va a ser por 4-0 y arrasando.

¿Les da la sensación de que por llevar el escudo que llevan tiene que llegar el Arenteiro a Pasarón y caer goleado?

Más allá del nombre que llevamos, yo creo que hacernos fuertes en casa es necesario. Si queremos estar arriba, tenemos que conseguir eso. Hasta ahora no lo estamos logrando y es normal que la gente exija. Yo soy el primero que creo que en casa deberíamos ser mucho más fuertes. Tenemos tiempo para lograrlo: solo hemos perdido un partido en casa y ojalá que de aquí al fi nal no sean más. Lo del escudo... pues otros años también éramos el Pontevedra, había buena plantilla, la gente no decía que íbamos a ser primeros o segundos y las cosas salían bien. Creo que hay que irse más a hacerse fuertes en Pasarón y no excusarse, porque la plantilla es la que es y tiene bastante buen nivel.

Últimamente acumulan muchos cambios de entrenador y de estilo de juego. ¿Es pronto para ver la mejor versión del Pontevedra?

A ver, creo que la forma en la que quiere jugar el míster más o menos se ve. Ofensivamente, somos capaces de crear un montón. Incluso en momentos en los que no estamos jugando a un nivel muy bueno somos capaces de crear muchas ocasiones. En ese sentido, se ve lo que queremos hacer y es efectivo. Pero tenemos que mejorar defensivamente. No podemos achacar eso al estilo de juego, al entrenador... Tenemos que mejorar todos y hacernos muy fuertes para sacar los puntos.

¿El modelo de juego les obliga a asumir riesgos que favorecen esos fallos defensivos o son erro res puntuales?

No, es que tampoco veo es que los goles vengan de correr un riesgo enorme. Es evidente que tirar la línea defensiva hacia arriba conlleva un riesgo, pero también creo que te permite robar balones que son muy peligrosos. No creo que queramos ser el Barça y asumamos riesgos de más, sino que todos y cada uno hemos cometido errores puntuales. Debemos ser más fiables en cuanto a balón parado defensivo y aprovecharlo también a nivel ofensivo, como el otro día.

Viene de la lesión y todavía le falta para llegar a su 100%, pero entiendo que en este modelo de juego usted estará más cómodo por sus características.

Sí, sí. Me intento adaptar a lo que pide el míster. Me encuentro cómodo y es verdad que con balón me encuentro muy bien. La forma de jugar me ayuda.

Lleva un mes de competición oficial tras la lesión de rodilla. ¿Es Romay un jugador diferente ahora?

Seguro que me afectó, pero donde más afecta es anímicamente. Y en ese sentido, estoy súper ilusionado. Es que un año entero sin jugar te hace ver las cosas de manera diferente. La verdad es que tenía muchísimas ganas de poder jugar. Pensaba que iba a tardar más en tener minutos cuando llegó la pretemporada, así que estoy muy contento y esperemos que siga así mucho tiempo.

¿Cuántos más años cumple, más retrasado juega? Últimamente es más mediocentro que mediapunta.

No sé si me voy a retrasar o no, pero no creo que sea por la edad. No es que en mi posición necesite tener mucha velocidad. A lo mejor es más por necesidad del equipo que lo que necesite yo. Siempre digo lo mismo: estoy cómodo de mediapunta, pero todo lo que me pidan lo voy a intentar hacer. El año pasado jugaba un poco más atrás y me costaba más, pero en esta posición de interior ya jugué muchos años, así que no hay problema.

Ángel Rodríguez es un técnico que no se suele cortar a la hora de hacer alguna crítica en rueda de prensa, sobre todo tras la derrota ante el Leganés. ¿Cómo sienta eso dentro? ¿Uno se siente a veces señalado por el míster?

Todo se habla en el vestuario. Si nos quiere corregir algo, nos lo dice. No creo que estemos especialmente señalados por el míster. Lo importante al final es hablarlo todo dentro del vestuario para que quede zanjado de forma sana.

Hablando de sentirse señalado, tras el partido de Carballo tuvo un incidente con el director deportivo (le recriminó con vehemencia en público su mal partido). ¿Fue para tanto?

A ver, yo no le quiero dar más bombo porque tampoco es el momento. Creo que lo importante es que el equipo empiece a puntuar de tres en tres. Fue un momento desagradable, que a nivel personal a mí me afectó bastante. Pero ahora lo importante es centrarse en obtener la mejor versión de cada uno para intentar sumar victorias lo antes posible.

¿Fue para tanto? 

Ya digo que ahora mismo prefiero no hacer la bola más grande y centrarnos en el tema deportivo.

¿Cómo se recupera uno psicológicamente de eso? ¿Cómo llega al siguiente partido con la mente limpia?

Con el balón, con el fútbol. Vuelves a entrenar y tu cabeza vuelve adonde tiene que estar. La pena es que esta semana no fuésemos capaces de remontar, pero la solución es esa: seguir para adelante y nada más.

La pregunta del millón: ¿cómo puede cambiar el Pontevedra esta tendencia negativa ya?

Ojalá lo supiese. Pero creo que entrenando como lo hacemos es la manera con la que más probabilidades tienes de lograrlo. Hay un pedazo de vestuario y un nivel muy alto. La forma y la intensidad que tenemos de entrenar y de jugar es la buena. Debemos minimizar errores y aprovechando todavía más las ocasiones que tenemos, que siempre se puede mejorar.

Entonces, sigue creyendo que no hay que tocar nada y que tanto el cuerpo técnico como la plantilla es la adecuada para sacar esto adelante, ¿no?

El tiempo lo dirá todo, pero es verdad que yo confío en que va a salir bien. Esta semana tenemos una salida muy complicada, que ojalá afrontásemos con algún punto más. Pero ya lo he dicho: le podemos ganar a cualquiera. Así que vamos a por ello.

¿Cómo se puede convencer a la gente de que este equipo que está generando tantas dudas va a ser capaz de estar arriba sí o sí al final de temporada?

Si ven los partidos, lo que somos capaces de crear y el fútbol que hacemos se comprueba que, sin sufrir tantos goles en contra, la cosa va a ir bien. La mejora pasa por todos, porque al final defendemos todos. Y ojo, también es verdad que cada error nos está matando. ¿Por qué? Porque nos penalizan un montón. El otro día el Arenteiro tiró tres veces y metió dos goles en la primera parte. Evidentemente debemos corregir cosas, pero estoy seguro de que la racha va a cambiar. Y cuando la dinámica cambie, vamos a disfrutar mucho.

"La ansiedad por ganar afecta un poco, pero no detecto dudas en el...
Comentarios
ç