lunes. 24.01.2022 |
El tiempo
lunes. 24.01.2022
El tiempo

Bea Gómez ya piensa en el Mundial júnior

Después del rotundo éxito en el Campeonato de España Absoluto de natación, Beatriz Gómez Cortés empieza a pensar en el Mundial júnior de Perú, que se celebrará a partir del 16 de agosto.

Será el primer Mundial para la pontevedresa, que aspira a ampliar su larga lista de títulos en tierras peruanas, a donde va, según afirma, carga de ganas e ilusión. Además de su primera cita intercontinental, será su debut en una competición fuera de Europa, algo que la motiva especialmente.

Este miércoles realizará su último entrenamiento en Pontevedra, en la piscina olímpica de Ponte Muíños, y por la tarde partirá a Barcelona para concentrarse con la selección española.

También será la primera vez que Bea trabaje en el Centro de Alto Rendimiento (CAR) de San Cugat, un lugar que se considera el centro neurálgico de la natación de máximo nivel en España. Allí entrenan o han entrenado figuras como Erika Villaécija o Mireia Belmonte, dos referentes en la natación a nivel nacional y a las que la pontevedresa está llamada a suceder.

Pero como ya apuntó Héctor Vilariño, actual presidente Galaico Sercoysa, club al que pertenece Bea, la nadadora, a pesar de contar con tan solo 17 años de edad, ya no es una promesa de futuro, sino una realidad.

La pontevedresa entrenará en el CAR de San Cugat hasta el próximo 10 de agosto, fecha en la que partirá a tierras peruanas. La cita mundialista comenzará el 16 de agosto y Bea tiene previsto competir en dos jornadas.

El Mundial significará, sin duda, un antes y un después para la pontevedresa, que tendrá ante sí el mayor reto de su carrera deportiva para el que se ha preparado concienzudamente.

Posibilidades

Beatriz Gómez Cortés asegura sentirse ''muy bien'' físicamente, prueba de ello son los resultados obtenidos el pasado fin de semana en el Campeonato de España Absoluto, tres medallas de oro (en 200 libres, 200 braza y 400 estilos) y una de plata (en 200 libres).

Sin embargo, la nadadora pontevedresa no se conforma y afronta con humildad y mucha ambición las próximas semanas. ''Estoy satisfecha, me sentí bien en el Campeonato de España, no me esperaba conseguir esos resultados, pero todavía hay muchas cosas que mejorar. Trabajaré para mejorar la técnica y,así, lograr mejores marcas'', explica la representante del Galaico Sercoysa.

La nadadora confía en sus posibilidades en el Mundial Júnior de Perú, en el que espera conseguir su primera medalla intercontinental. Después de sus experiencias en categoría absoluta, parte entre los favoritos en sus especialidades: los 200 y 400 estilos y los 200 braza.

Su principal referencia será su actuación en los Campeonatos de Europa júnior y absoluto. En el primero logro dos platas, en 200 y 400 estilos, y en el segundo fue cuarta en 200 braza.

Un buen resultado en el Mundial sería el broche de oro a una temporada para enmarcar, en la que Bea se ha consolidado como una de las nadadoras más fuertes no solo en el ámbito gallego, sino también en el nacional. Además, con solo 17 años tiene todo el futuro por delante.


Bea Gómez ya piensa en el Mundial júnior
Comentarios