1-2. El Pontevedra despierta a tiempo en Ceuta y se quita una losa

El conjunto granate empezó perdiendo en el primer minuto, pero favorecido por una roja directa, le dio la vuelta al partido tras el descanso
El Pontevedra CF celebrando un gol. RAFA FARIÑA
photo_camera El Pontevedra CF celebrando un gol. RAFA FARIÑA

Empezó como una pesadilla. Pero acabó con tres puntos vitales en el zurrón del Pontevedra. El conjunto granate despertó a tiempo en casa del último clasificado y logró su primer triunfo del curso a domicilio. Favorecido por una roja directa a Rodri Ríos antes del descanso, el cuadro pontevedrés reaccionó tras el intermedio e impulsado por la entrada de Charles, remontó en menos de diez minutos. Y aunque finalmente perdonó la oportunidad de golear y acabó sufriendo, logró amarrar tres puntos decisivos que le acercan a los puestos de permanencia.

Fue inocente en ataque el Pontevedra en el primer acto. Pero lo que le penalizó de verdad fue su bisoñez en defensa. Porque como en Manresa en Copa del Rey, salió del vestuario ya perdiendo. Antes de los 40 segundos de partido, Ñito recibió en la izquierda, encaró a Seoane y acaparó la atención de Soto. Rodri Ríos aprovechó el despiste del ourensán para ganarle la espalda y recibir un balón filtrado en profundidad. El desajuste estaba hecho. Y Churre trató de enmendarlo con ímpetu, yendo a tapar el centro del punta en vez de temporizar algo más. El error en cadena lo aprovechó el Ceuta: Rodri puso el balón al área y en un espacio vacío al que Román no pudo llegar, apareció Adri Cuevas para poner el 1-0. No se había alcanzado el primer minuto. Era un comienzo de pesadilla ante el colista.

El gol espoleó al Ceuta e hizo daño al Pontevedra, que se vio ante una pared demasiado empinada para escalar precisamente cuando la confianza no es máxima. Le costó entrar en el partido al cuadro lerezano. Pero poco a poco, a base de tener relativa paciencia para mover bien el balón, empezó a llegar. Le faltó, como viene siendo habitual, el veneno. Porque cuando el PCF fue capaz de progresar, no logró terminar las jugadas. Fue Abelenda el primero que amenazó de verdad, en un chut desde fuera del área que rozó el palo. Habían pasado ya 25 minutos. 

La ocasión espoleó al Pontevedra, que vivió entonces sus mejores minutos. El equipo granate encontró ritmo y empezó a encontrar situaciones buenas por bandas. Una acción de Seoane acabó con Román encontrando a Álex dentro del área. El capitán cedió atrás para la aparición de Borja Domínguez. Era una situación muy buena, pero el vigués no colocó bien el cuerpo y chutó alto.

Parecía que el encuentro se inclinaba hacia la meta de Monteagud, que sin embargo todavía no había tenido que parar. Pero entonces, una entrada de Rodri Ríos sin mala intención pero a la altura de la rodilla de Román fue castigada por el colegiado con tarjeta roja directa. Quedaban todavía siete minutos de la primera mitad. El Ceuta y su gente entendieron como injusta la expulsión. Y eso calentó el ambiente. Tanto que hasta el término del primer acto, nada se jugó. 

Le quedaban al Pontevedra 45 minutos para remontar con un futbolista más. Y Antonio Fernández entendió que le sobraba un hombre por detrás del balón y que necesitaba otra referencia en el área ante la incapacidad para rematar las constantes llegadas. Por eso retiró a un Churre en riesgo con amarilla y dio entrada a Charles. Y a las primeras de cambio, la cosa le salió bien. Porque en una de las primeras acciones del segundo tiempo, el PCF se quitó un peso de encima empatando pronto. Abelenda atacó la profundidad con un gran movimiento desde dentro hacia fuera y con la izquierda desde línea de fondo, sí encontró el veneno que le había faltado al equipo en todo el primer tiempo. El dubrés colocó un balón tenso al segundo palo y allí apareció el 'cazagoles' Charles para embocar a gol.

Apenas habían pasado dos minutos y la reacción ya había llegado. El partido cambiaba radicalmente. La remontada se olía. Y aunque Rubio no remató en boca de gol un gran servicio de Charles y Monteagud le negó el tanto a Borja en la continuación, no iba a tardar en llegar. De nuevo un gran desmarque de Abelenda desencadenó el caos. El '8' granate volvió a ofrecer una solución por el carril intermedio izquierdo y colocó un balón al área. El despeje de Gallego se convirtió en la asistencia definitiva. Porque el lateral izquierdo local no fue contundente y dejó el balón en suspensión en el aire. Rubio estuvo más hábil y cazó la redonda para, con la izquierda, embocar a gol la volea y premiar el evidente despertar granate.

No se había alcanzado ni la hora de juego y el Pontevedra ya tenía el partido donde quería. Era la ocasión para golear y cerrar un triunfo plácido. Pero ni Álex González ni Charles tuvieron la finura necesaria para decantar un choque que solo tenía un color. Y en una pérdida de Borja Domínguez, Liberto asustó al PCF rematando alto un centro surgido al contraataque.

El miedo

Al equipo le entraron los miedos y Antonio Fernández rompió la doble punta para darle una estructura algo más firme. Pero ya nada era igual. El conjunto granate perdió la profundidad y no terminó de tener el balón, atenazado por el miedo a perder un botín tan valioso. Solo por inercia, el Ceuta se fue algo arriba, aunque sin generar verdadero peligro. El equipo local no amenazaba, pero el resultado era tan corto que la sensación era de pavor. 

Así, el Pontevedra se empezó en ir desperdiciando todas y cada una de sus últimas contras, algunas de ellas clarísimas. Y acabó defendiendo bien varios balones parados y pidiendo una hora que, cuando llegó, fue una liberación mayúscula. El conjunto granate cantaba victoria por primera vez lejos de Pasarón. Y esa, más allá de las sensaciones, es la gran noticia para un conjunto que se demostró a sí mismo capaz de reaccionar.

FICHA TÉCNICA
1 - Ceuta: Monteagud; Barreda, Robin, Mati, Gallego (Alain, min. 62); Julio Iglesias (Liberto, min. 55), Alberto Reina, Adri Cuevas (Iván Breñé, min. 65), Ñito; Pablo García y Rodri Ríos.

2 - Pontevedra: Cacharrón; Seoane, Soto, Churre, (Charles, min. 46) Bastos; Borja Domínguez (Luis Martínez, min. 84), Miguel Román; Alberto Rubio (Yelko Pino, min. 61), Brais Abelenda (Martín Diz, min. 84), Álex González; y Rufo (Mario Ortiz, min. 72).

Goles: 1-0, min. 1: Adri Cuevas. 1-1, min. 47: Charles. 1-2, min. 57: Rubio.

Árbitro: Martínez Montalbán (Murcia). Expulsó con roja directa a Rodri Ríos (min. 38). Amonestó con amarilla a Gallego, Mati, Ñito, Alain por el Ceuta y a Churre, Mario Ortiz, Seoane, por el Pontevedra.

Incidencias: Partido correspondiente a la 13ª jornada del Grupo 1 de Primera Federación. Alfonso Murube.

La previa ► Un partido que non ten memoria

Xa case pasaron quince anos desde que o Pontevedra foi a Ceuta como quen vai ao matadeiro. O equipo granate saíra vivo do partido de ida daquela eliminatoria coa súa segunda unidade, plagado de mancados. Ao outro lado do estreito prolongou a súa vida unha semana máis, simplemente, antes de recibir o golpe de gracia do play-off de ascenso da temporada 2007-08  na casa...

Comentarios