jueves. 22.04.2021 |
El tiempo
jueves. 22.04.2021
El tiempo

Un derbi para agarrarse a Asobal

Pombo lanzando a portería en el derbi de la primera vuelta. JOSÉ LUIZ OUBIÑA
Pombo lanzando a portería en el derbi de la primera vuelta. JOSÉ LUIZ OUBIÑA
El Cisne Dicsa Modular recibe al Frigoríficos del Morrazo Cangas con la necesidad de sumar dos puntos que lo mantengan vivo ►El cuadro dirigido por Jabato afronta el partido con las bajas de Valadão y Andrés Sánchez y las dudas de Picallo y Ramos
FICHA
Dicsa Modular: Villamarín, Pablo, Iglesias, Leiras, Javiva, Arias, Conde, Simón, Carró, Gayoso, Chan, Preciado, Ramos, Nekrushet, Pombo
Frigoríficos: Javi Díaz, Forns, Simes, Brais, Baptista, Fernández, Soliño, Quintas, Gayo, Iglesias, Ribeiro, Cerqueira, Menduíña, Muratovic, Martín y López.
Árbitros: García Mosquera y Rodríguez Rodríguez.
Pabellón: Municipal, 19.00 horas.

Solo con los puntos de los enfrentamientos directos por la permanencia, el Dicsa Modular Cisne no se salvará. Pero sin ellos, volverá por donde ha venido con absoluta seguridad.

Los duelos directos se han convertido en un exigible que no es garantía de vida para el bloque que dirige Jabato.

Este miércoles el colectivo blanco afronta su segundo duelo de la segunda mitad del curso ante un adversario directo. Será en el derbi, en el enfrentamiento aplazado de la segunda jornada de la segunda vuelta, ante el Frigoríficos del Morrazo Cangas. Previsto en pleno invierno, después del largo parón motivado por la Navidad y la disputa del Mundial, el segundo brote de Covid-19 que afectó al colectivo pontevedrés obligó a su suspensión.

Con el paso de las semanas y los resultados, el duelo ha ido creciendo en importancia hasta convertirse en un listón que debe ser imperiosamente saltado por los de la ciudad del Lérez en su afán por prolongar su vida en la división de honor del balonmano español.

El caso es que el reto se multiplica en complejidad a tenor de las bajas y dudas que afectan al colectivo de Jabato.

Con Pablo Picallo como duda para el envite de este miércoles, parado por problemas físicos desde hace unas semanas, el bloque de la capital del Lérez podría perder también a Dani Ramos, que no participó en el envite del sábado ante el Balonmano Logroño La Rioja por problemas en los abductores.

Si finalmente el dezano se queda fuera de la convocatoria, el conjunto pontevedrés deberá volver a pedirle un esfuerzo ímprobo a Gonzalo Carró, su mejor hombre el pasado sábado, con 60 minutos y una gran presencia ofensiva.

Por si los problemas físicos pareciesen pocos, recordando la lesión de larga duración del motor Andrés Sánchez, el cuadro pontevedrés no podrá contar con la cooperación de su último fichaje, Guilherme Valadão. El lateral brasileño, que disputó el encuentro ante el BM Logroño con problemas musculares en los gemelos, no podrá ser inscrito en acta al haber sido incorporado por el club con posterioridad a la fecha calendada en origen para la disputa del envite.

MALA RACHA. El Dicsa Modular Cisne llega al enfrentamiento después de siete derrotas consecutivas y con un mal sabor de boca de la segunda parte del duelo del pasado sábado, en el que dejó de competir ante un contrincante superior.

No suma puntos desde el mes de diciembre. Y aunque el dato impresiona más que lo que revela (entre el parón de la Asobal y el del propio conjunto por la pandemia, los cisneístas solo han disputado cinco duelos en lo que va de año) el período ha dado tiempo a los de la capital del Lérez para caer a la última plaza, a siete puntos de la permanencia (con dos o tres partidos menos que sus rivales).

Apelando al espíritu del envite de la primera vuelta, los pupilos de Jabato buscan un triunfo que recargue su moral y los acerque a la zona de salvación.

Un derbi para agarrarse a Asobal
Comentarios
ç