La deseada normalidad

El Pontus Veteris y el Saraiba de Poio celebran sus torneos de base como preparatorios para el Campeonato de Galicia del próximo domingo en Ourense
Torneo de gimnasia. RAFA FARIÑA
photo_camera Torneo de gimnasia. RAFA FARIÑA

La actividad competitiva regresa a la rítmica de la comarca de Pontevedra con motivo de la segunda parte de la temporada que desembocará en los últimos campeonatos y copas de España del año. El torneo del Milenium en A Coruña abrió el ciclo y este pasado fin de semana el protagonismo lo acapararon la Boa Vila y Poio gracias al Club Pontus Veteris y al ED Saraiba.

El pabellón de Príncipe Felipe fue escenario el sábado de la segunda edición del torneo del club recién creado que tuvo la oportunidad de organizar por primera vez una competición en su casa luego de que el estreno fuese en Portonovo debido a los condicionantes de la pandemia de la covid-19.

Gran parte de la rítmica gallega aceptó la invitación del Pontus Veteris para la competición del nivel de Base. Más de 150 deportistas participaron tanto en el programa de conjuntos como en el individual representando a clubes como el Esquío de Ferrol; el María Barbeito y el Milenium de A Coruña; el Compostela y el Viravolta de Santiago, el Maniotas de Vigo; el Marusia y el Pavillón de Ourense, el Arousa de la Illa, el Agarimo de Marín, el Saraiba de Poio o el Treboada de Pontevedra.

El Ximnasia Compostela obtuvo la victoria en juveniles por delante del Milenium y de las anfitrionas del Pontus Veteris. El club de Santiago repitió el primer puesto en cadete aventajando al Saraiba y al Viravolta que consiguió el triunfo en la categoría infantil por delante del Ximnasia Porriño y del María Barbeito.

En categoría alevín la victoria se la adjudicó el Compostela, seguido del Maniotas y del María Barbeito. El Viravolta fue el mejor en benjamines, mientras que el Biqueira de O Grove lo fue en prebenjamines.

A nivel individual, en categoría femenina, ganaron: Carlota Mariño (Treboada) en benjamín, Sara Alvarado (Milenium) en alevín, Martina López (Esquío) en infantil, Lucía Casilla (Porriño) en cadete y Lucía Dorado (Treboada) en juvenil.

Gimnasia Rítmica. RAFA FARIÑA
Gimnasia Rítmica. RAFA FARIÑA

El torneo también contó con una amplia categoría masculina. Patrik Celis (Pavillón) venció en alevín , José Vázquez (también del Pavillón) en infantil, Roi Bouzas (Biqueira) en cadete y Rubén Braña (María Barbeito) en sénior.

Un día después del torneo del Pontus Veteris fue el Saraiba el que organizó su competición, una séptima edición que se tenía que haber disputado en el año 2020 pero que fue retrasada por culpa de la pandemia del coronavirus.

El conjunto A del Saraiba fue el ganador de la categoría juvenil, el Viravolta de la cadete, el Ximnasia Porriño de la infantil, el CDXR Compostela de la alevín y el Viravolta repitió victoria en benjamín.

A nivel individual el único club que repitió triunfo fue el Biqueira gracias a su victoria en cadete gracias a Naila Muñiz y en juvenil con Lucía Villanueva. Leire Pérez del Ximnasia Porriño ganó el torneo alevín en el aparato de aro, mientras que en infantil con mazas el primer puesto lo consiguió Aitana Fraga del Esquío. En hombres Noé Charlín fue el vencedor en la categoría cadete con el aparato de cuerda.

Estos dos torneos fueron un excelente test para las gimnastas de cara al Campeonato de Galicia individual y de conjuntos que se disputará el próximo domingo en el pabellón de Os Remedios de Ourense.

Comentarios