lunes. 25.05.2020 |
El tiempo
lunes. 25.05.2020
El tiempo

Dolor y gloria para los deportistas en su regreso

Pablo Dapena entrenando. RAFA FARIÑA
Pablo Dapena entrenando. RAFA FARIÑA
Sobrecargas musculares y molestias han sido habituales en los deportistas en su primera semana de entrenamientos al aire libre

Si por algo se ha caracterizado Pontevedra esta semana ha sido por ver sus calles repletas de deportistas que han vuelto a respirar aire puro. La ciudad del Lérez ha sido testigo de la vuelta a la actividad de centenares de atletas que se han podido vestir de corto esta semana.

Pero no todo ha sido un jardín de rosas para unos deportistas que han mostrado la cara y la cruz de un confinamiento en estos días. Y es que las sobrecargas han sido las protagonistas de esta primera semana de entrenamientos, que han dejado en los deportistas dolores musculares durante varios días.

Sobre ruedas, a pie o en el agua. Cualquiera de las actividades desarrolladas estos días han pasado factura, a pesar de que han servido, como aspecto más que positivo, para hacer recuperar la motivación y el optimismo a los atletas de la Boa Vila.

Adaptados a sus circunstancias, algunos pontevedreses como Adrián Sieiro o Pablo Dapena se han encontrado con la dificultad de tener que superar la falta de práctica en estos cerca de 50 días, algo que ha pesado y mucho a la hora de retomar la actividad en su hábitat natural. El cuerpo ha hablado para ellos y lo ha hecho alto y claro mediante sobrecargas que han durado varios días en esta semana. Los dos atletas han sido el claro ejemplo de haber tenido que dosificar las ganas, a pesar de que no se lo han pensado dos veces a la hora de ponerse en contacto con el agua a la primera oportunidad de hacerlo.

El caso opuesto se lo ha encontrado Celia Cerviño, quien no ha conocido las agujetas hasta el final de la semana, cuando su entrenamiento ha subido la intensidad.

Tampoco Antía Pérez, jugadora del Poio Pescamar ha sufrido las consecuencias, no solo del confinamiento, sino de la lesión que la ha tenido apartada de la actividad durante más de cinco meses. La rojilla ha vuelto a Pontevedra, donde durante esta semana a comenzado a rodar sin contratiempos.

Por su parte, la luchadora Lydia Pérez continúa manteniéndose a la espera de poder volver a la normalidad y practicar con ello su deporte. La deportista se lo ha pensado dos veces a la hora de salir a correr, para evitar lesiones que le puedan pasar factura durante la próxima temporada. A pesar de ello, sus entrenamientos en los próximos días pasarán por actividades en la playa o al aire libre.

Los gemelos y los cuádriceps han sido los músculos más perjudicados

El cuerpo de cada deportista ha pasado por una fase de pretemporada anticipada en la que han tenido que controlar sus impulsos para no cometer errores.

Los gemelos o los cuádriceps han sido los más perjudicados en esta semana, siendo los músculos que más se han relajado durante la cuarentena. Además, el impacto de los pies contra el asfalto ha provocado en en varios protagonistas que las plantas de los pies hayan sufrido en exceso durante esta primera semana.

Tras una semana de prueba en la que la toma de contacto con el exterior ha sido el principal objetivo para todos ellos, los atletas comienzan a planificar unos entrenamientos más estrictos para que la vuelta a la competición no les pille desprevenidos.

El cuerpo de los deportistas ha vuelto a trabajar duro y a sentir las sensaciones que tenía guardadas desde el pasado 14 de marzo. Ahora, el trabajo de fisioterapia será un elemento básico para evitar contratiempos a medida que avanza la temporada.

FISIOTERAPIA. Los expertos en recuperaciones también han vuelto a la normalidad, quizá de una manera más avanzada de lo que se esperaba a priori. Los fisioterapeutas, que desde el lunes pueden realizar su trabajo, han tenido en esta semana un exceso de clientela. Así lo confirma Manu Barros, fisioterapeuta del Pontevedra C.F., quien asegura que "la mitad de los deportistas han tenido sobrecargas en los isquios y gemelos. Además han sido intensas".

Para su sorpresa, Barros afirma que "pensé que iba a ser más temas del tendón de aquiles, pero no. Han sido muchas fascitis plantar y estabilizadores" apunta.

Por su parte, Diego Paz, propietario de la clínica que llevasu nombre en Pontevedra, añade a las lesiones de Barros el "dolor lumbar, especialmente en triatletas que han estado trabajando con el rodillo, sobre todo. Ha sido buena parte de su entrenamiento y no están acostumbrados a trabajar tanto con ello, así que han venido con mucho dolor de espalda" sentencia.

Por su parte, Paz recomienda utilizar "el sentido común" y que "la vuelta a los entrenamientos sea gradual para que no pase factura una vez que empiece la temporada".

Los cuerpos de los deportistas ya han comenzado el despegue de la puesta a punto para rodar.


Adrián Sieiro (piragüista)

"Al principio lo pasé un poco mal"

Adrián Sieiro. CEDIDAEl canoísta Adrián Sieiro ha renacido. Después de una más de cuarenta días sin salir al agua con su piragua, finalmente ha podido hacerlo desde el pasado lunes, a pesar de que el cuerpo le ha pasado la factura.

"El cuerpo no está hecho y la inestabilidad de barco me cargó la espalda" afirma el piraguista, que asegura que esas dolencias no le han servido para frenar. "Al principio lo pasé un poco mal, pero en dos o tres días se me pasó. Tenía sobrecarga de no estar ahí encima, pero no frené, salí todos los días".

Sieiro era uno de los deportistas de élite a los que el confinamiento le estaba empezando a pesar psicológicamente y la desmotivación le comenzó a llegar durante la última semana antes de poder salir a practicar deporte. Ahora le han vuelto las ganas. "Estar haciendo tu deporte es distinto a estar en casa. Sales a las 17.00 al río y ves a gente de tu misma disciplina y motiva", señala.

Ahora, apuesta por ir "poco a poco" para recuperar la forma física que asegura que ha perdido. "El cuerpo se está acostumbrando aún al ejercicio. Se nota que ahora mismo la fuerza que se aplica en el agua no es la misma", sentencia.


Jean Marie Okutu (atleta)

"Tuve las plantas de los pies cargadas"

RAFA HQR! Foto Okutu entrenando, playa portocelo. Zai.9:30 horasJean Marie Okutu ha vivido una semana de completa felicidad, a pesar de que ha tenido que soportar las dolencias y efectos secundarios que le ha dejado el regreso a los entrenamientos propios de su deporte. "Las sensaciones son buenas respecto a tendones y adaptarse a hacer carreras, saltos... Aunque tuve agujetas el primer día y las plantas de los pies cargadas" señala el marinense.

A pesar de ello, Jean Marie agradece "poder hacer entrenamientos en la hierba". El atleta del CGTD ha sellado una semana de adaptación en la que ha realizado "un trabajo intermedio" para evitar precisamente las lesiones que deja la ausencia de ejercicio. "Hicimos algo progresivo, sin rebajar lo que estábamos haciendo antes. Le introducimos saltos en la hierba y cosas prudentes" apunta.

Por su parte, Okutu ha sentido la motivación propia de volver a sentirse deportista a pesar de que sus entrenamientos no esten adaptados al cien por cien. "Se nota más el tema psicológico al hacer el entreno fuera, con más libertad. Ahora se disfruta todo más. Ya no tienes esa sensación de estar encerrado", apunta el deportista.


Lydia Pérez (luchadora)

"Ahora tengo más motivación"

Lydia Pérez. CEDIDAEl cuerpo de Lydia Pérez se ha adaptado al confinamiento y ha vivido un regreso a la libertad de manera diferente.

La luchadora, que ya aseguró que a pesar de poder entrenar en la calle, le faltarían entrenamientos específicos para lucha, ha completado una semana en la que ha salido a caminar. "Hay días que me da pereza, pero procuro salir igual porque me viene bien para el peso cuando tenga que volver" asegura.

La deportista, en cambio, no ha forzado el cuerpo con un nivel alto de intensidad. "Salgo todos los días mínimo una hora, pero no voy a correr porque no estamos habituados a hacerlo y si lo hacemos ahora igual nos lesionamos" apunta.

Lydia ha mantenido la precaución en este regreso a la actividad física, que ha aprovechado para fomentar más la motivación y el factor psicológico. Tras una semana en la que ha podido al fin moverse, declara que "ahora tengo más motivación, porque cada vez volvemos más a la normalidad y el hecho de salir al aire te hace seguir y ver que queda poco". Ahora, sus entrenamientos irán en progresión. "Nos mandarán hacer algo en la playa".


Celia Cerviño (tenista)

"Me encuentro perfectamente"

fotos para deportes  celia y adrian Si hay un lado opuesto a lo que se establecía como normal en el regreso a la actividad, ese lo ha tenido Celia Cerviño. La tenista ha sido de los pocos casos en los que la vuelta al deporte no ha pasado factura a su cuerpo. "Me encuentro perfectamente, te lo juro" sentencia.

La pontevedresa intuye que no tener cambios bruscos o dolencias en su cuerpo se debe a que "durante la cuarentena, como me aburría me obligaba. Me decía a mi misma: haz algo y entrené bastante".

Aunque para corroborar que es de carne y hueso, la tenista asegura que "tiene un poco de agujetas porque ayer —por el viernes— entrené con mi preparador físico e hicimos algo más, sobre todo en la parte de arriba". Han sido sus primeros síntomas del desconfinamiento escalado. Sin embargo, Celia ha notado un cambio brusco esta semana emocionalmente. "Me ha subido un poco el ánimo. No es que estuviese negativa, pero el hecho de poder salir y hablar con mi equipo me ha animado. Ellos están contentos, positivos y orgullosos de no haberme dejado ir" apunta. Cerviño está muy cerca de volver a entrenar en pista.


Pablo Dapena (triatleta)

"Del domingo a hoy ha habido cambios"

HQR! Foto Pablo Dapena entrenando. Echegaray 27. Zaisábado, 2 de mayo de 202010:00 - 10:00El triatleta Pablo Dapena ha vivido una dura semana de "transición" en la que ha tenido que ejercitarse progresivamente. "Estoy al 40 o 50 por ciento de lo que puedo llegar a estar" apunta con firmeza. El triatleta asegura que "muscularmente estoy muy cargado todo el día. Tengo una mezcla como si hiciese series de 300 y hubiese ido a correr al monte" apunta Dapena.

Entre las dolencias más habitales esta semana destaca las "cargas de gemelos y cuádriceps". Y es que el deportista ha practicado ya las tres modalidades que integran su disciplina. "He ido a nadar al río y tenía mucha sensación de frío, pero es lo que hay".

Ahora, a lo largo de las semanas Pablo se plantea ir subiendo la intensidad siempre que el cuerpo se lo permita. "Durante esta semana ha habido cambios, del domingo a hoy. Ya no hay tantas agujetas y empiezo a meter cambios de ritm"» apunta.

El triatleta ha escuchado a su cuerpo, que esta semana le ha pedido cautela a la hora de enfrentarse de nuevo a la actividad. Aún así aprovecha para "hacer cosas que en temporada no se puede".


Antía Pérez (futbolista)

"La rodilla me responde genial"

Antía Pérez. CEDIDASi el cese de deporte durante el confinamiento se ha hecho cuesta arriba para la gran parte de los atletas, lo ha sido especialmente para Antía Pérez, que durante cinco meses ha estado en el dique seco a causa de su lesión. Esta semana, la jugadora del Poio ha regresado a Pontevedra y ha puesto a prueba su cuerpo, en especial su pierna, para acercarse al regreso lo antes posible.

"La verdad es que no he tenido ningún dolor. Además, la rodilla me está respondiendo increíble" apunta Antía. Sin embargo no se libra de las ya tradicionales agujetas como consecuencia de una actividad completa. "Tengo unas pocas, pero eso significa que he entrenado bien" apunta.

Pero si algo está notando en este regreso a los entrenamientos es la falta de capacidad pulmonar. "Está costando muchísimo. De pecho se nota que me hacen falta tres pulmones" apunta la ourensana. Ahora va trabajando de manera lenta y espera estar al cien por cien "para agosto".

Para ello, pretende "ir cogiendo más físico y más fuerza en estos meses" en los que la competición continúa parada y amoldar así el cuerpo para empezar el curso con buen pie.

Dolor y gloria para los deportistas en su regreso
Comentarios