viernes. 15.11.2019 |
El tiempo
viernes. 15.11.2019
El tiempo

Jairo Rodríguez: "Es más fácil domesticar a los perros que a los alumnos. Se estimulan más rápido"

Jairo Rodríguez. DAVID FREIRE
Jairo Rodríguez. DAVID FREIRE
Comenzó su afición al deporte a los 12 años. Ahí compaginaba sus clases de Taekwondo con lo que empezó con un paseo a sus perros. Ahora, años después, Jairo se ha convertido en un referente en las competiciones caninas con su perro Remo y sufre a la vez que disfruta a diario para cumplir las ilusiones de sus púgiles en el gimnasio Mat’s de Marín. Ahora se ha convertido en su estilo de vida.

VIVE por y para la competición. Comenzó a la par su afición por los perros y por los deportes de contacto. Ahora vive a caballo como entrenador en ambas modalidades. Nada que ver aparentemente, pero Jairo asegura que tienen mucho en común.

Tu primer recuerdo de tu competición con los perros se remonta a...

A una casualidad. Tenía una perra y me ofrecieron competir con ella, accedí por probar y me enganchó. Es algo muy bonito, ver como se guían por ti.

¿Qué fue antes el huevo o la gallina? ¿Entrenar perros o alumnos?

Sigo sin saber si fue antes el huevo o la gallina pero mira, mis dos competiciones empezaron a la par. Practicaba taekwondo, kickboxing, era competidor y a la vez entrenaba perros. Todo junto.

¿A quién cuesta más domesticar, a los alumnos o a los perros?

 ¡Vaya pregunta! (Se ríe). Pues voy a ser sincero. A los alumnos. Un perro se motiva más fácil, se puede jugar con ellos... Se estimula más rápido que una persona.

Empleo el mismo entrenamiento para perros como para personas, puesto que la base es la misma

Sus alumnos pasan de juegos...

¡Los alumnos pasan de todo! Debo decir que es muy similar el entrenamiento para ambos. Casi es lo mismo, les tienes que escuchar, proteger, mimar... Aunque me quedo con los perros, que ya sabes que son muy fieles. Aunque todo sea dicho, tengo la suerte de tener muy buenos alumnos, que son como una familia más. Son como cachorros (se ríe).

Mucha competición para el resto pero usted ve los toros desde la barrera

¿Te parece poco el deporte que hago? ¡Si no paro! Los perros tienen la misma preparación que las personas. Hago con ellos todo el entrenamiento, igual que con los chavales. ¡Si es que es igual entrenar a un perro que a una persona! La diferencia es que con los animales es A, B y C, y funciona, pero con las personas... Bueno, necesitan más ayuda. Cada uno tiene su psicología y hay que dar con la tecla.

Su afición es meterse en la boca del lobo... Tengo entendido que su mujer también compite en boxeo. ¡Lo suyo es afición al peligro!

Ahí si que me metí en un buen percal. Maldita la hora en la que le dije que probase a subirse a un ring. (Se ríe a carcajadas). Ahora tengo que andar con más ojo por casa.

Eso es lo que se llama ‘vivir en guardia’

Tengo que andar con cuidado a todas horas. No se puede bajar la guardia que te pueden venir por cualquier lado.

Es para que ponga en práctica su trabajo. No se que le viene mejor, aprender a esquivar o domesticarse.

¡Ui! Mejor aprender a esquivar que hay mucho peligro. Ahí es cuando prefiero estar con los perros (se ríe).

Hombre, hay que entender que con tanta ocupación en su día a día, tiene que vivir con la maleta abierta, y eso en casa debe ser complicado...

¡Bueno pero es que tampoco tengo tiempo para mí! Si. Hay un calendario de competición y trato de organizarme, pero es imposible. ¡Y tengo suerte que hasta ahora tampoco me ha coincidido mucha competición junta!

Le voy a poner contra las cuerdas... Si le mando elegir entre un Campeonato de España de boxeo o uno de competición canina... ¿A quién quiere más a mamá o a papá?

De boxeo.

Lo dice muy seguro

Es que Campeonato de España con mis perros ya lo he vivido, y lo he ganado. El de boxeo es una espinita que tengo clavada.

¿Cuántas veces le ha tocado partirse en dos los fines de semana?

Pues varias. Uno ya se acostumbra al estrés. Este mismo fin de semana tenía una cita importante con un competidor y me coincidía con el Campeonato de España de perros en Valladolid. Tuve que buscarme la vida para que acompañaran a mi boxeador a la esquina y poder ir con los perros.

¿Cual es su zona de confort? La esquina de un ring o la pista Agility?

Las dos cosas dan satisfacciones, porque a tanto a los perros como a los boxeadores, los creaste tú como competidores. Pero en la esquina de un ring se sufre mucho. ¡Aunque después se celebra más!

Eso es lo que queda de las competiciones, las celebraciones, y por lo que veo para eso si se acuerdan de usted...

¡Más les vale! (Se ríe). Tengo un grupo de chavales muy bueno y muy humilde y eso reconforta. Sufren mucho entrenando y compitiendo y yo les veo pasarlo mal, sobre todo con las bajadas de peso, se ponen de mal humor cuando pasan hambre... ¡Es un espectáculo!

Taekwondo, Boxeo, Kick Boxing, Agility... ¿Hay algún deporte que le falte a Jairo?

¡No! (Se rie). Que conste que me gusta mucho el deporte, y si tuviese más tiempo, seguro que se me ocurriría algo más por hacer. Pero mi día a día está completo, sino sí que me juego el divorcio.

Jairo Rodríguez: "Es más fácil domesticar a los perros que a los...
Comentarios