viernes. 23.08.2019 |
El tiempo
viernes. 23.08.2019
El tiempo

'Gemelos' hasta en la pista

Los hermanos, Miguel y Álvaro Martínez, posan muy unidos descansando en el hotel. JAVI CERVERA
Los hermanos, Miguel y Álvaro Martínez, posan muy unidos descansando en el hotel. JAVI CERVERA
Miguel y Álvaro Martínez forman parte de los Hispanos Júnior, y además de compartir plantilla deportiva, los une también su indiscutible parecido físico

MIGUEL Y ÁLVARO, mellizos de Valladolid, no solo comparten un parecido físico más que aparente sino también pasión por este deporte que los ha llevado al estrellato, el balonmano.

Los hermanos empezaron a demostrar su pasión por el deporte con apenas 6 años, en el colegio. El balonmano no fue, por decirlo de alguna forma, amor a primera vista, "empezamos con baloncesto y judo, pero siempre los dos juntos", fue por "temas de amigos" que decidieron probar en balonmano.

Hasta cadete de segundo año ambos competían en el equipo escolar, pero cuando dejaron el colegio decidieron buscar otro equipo. A partir de ese momento empezaron a entrenar a otro nivel, compartiendo entrenamientos con atletas de categorías superiores, "llegamos a donde estamos después de mucho trabajo y dedicación" explica Miguel.

Los hermanos de Valladolid no solo comparten la pista con la selección Júnior sino también en su equipo local, el Recoletas Atlético Valladolid. "Jugar con mi hermano es algo muy especial", explica Miguel, "sabemos que si fuera solo uno, el otro estaría ahí, apoyándolo", pero estos hispanos pueden vivir la experiencia juntos.

Separarlos, "Nos fastidiaría un poco, porque hemos jugado juntos toda la vida", afirman, pero son conscientes de que este momento llegará tarde o temprano, por motivos personales o profesionales. Los mellizos explican que ya han recibido alguna oferta deportiva, "si, alguna vez nos han llamado", pero en minutos de juego no se sentían recompensados, por lo que rechazaban estas propuestas. "En Valladolid estamos contentos, compartimos equipo, y también tenemos un filial al que vamos de vez en cuando", lo que nos indica que por el momento, los hermanos no tienen intención de dejar atrás sus raíces tan queridas.

A pesar de sentirse a gusto compartiendo plantilla y presumir de una buena relación, hay algo que quizás no les siente tan bien, "nos llevan confundiendo desde que empezamos a jugar". Estos gemelos, "en teoría mellizos", ya están acostumbrados a pasar por esta situación, sin embargo son los entrenadores los que parecen no acostumbrarse a su idéntica apariencia. "Reconozco que es complicado", dice Miguel, "tienes que convivir por lo menos un año con nosotros para poder acostumbrarte", pero los gestos y en ocasiones los gustos permiten diferenciar a los hermanos.

"Nos llevan confundiendo desde que empezamos a jugar, y aún ahora a veces nos confunden

Aunque los hispanos están viviendo un sueño, reconocen las pequeñas cosas que han dejado atrás a lo largo de los años. "Hay muchos amigos a los que hemos ido perdiendo poco a poco", comentaban los mellizos. Además ambos estudian una carrera universitaria y aseguran lo dificil que resulta en ocasiones compaginar todo de la mejor manera. Pero, a pesar de renunciar a una amistad o a una cena el día previo a un partido, los Martínez no se arrepienten en lo más mínimo y se sienten muy orgullosos de haber llegado hasta aquí.

Sobre el Mundial, los hermanos de Isidoro Martínez disputaron su primer partido el pasado martes contra Estados Unidos, al que consideraron "un rival fácil", pero, sin minusvalorar su esfuerzo, no dudaron en echarse flores y reafirmar lo que ya se ha dicho: "Jugamos muy bien y dimos la cara en todo el partido". A pesar de la victoria no han querido quitarle méritos al rival y han guardado respeto. Ahora solo esperan poder seguir así en esta fase de grupos y darlo todo para disputar la gran final.

"Jugamos muy bien y dimos la cara en todo el partido"

Los nervios, sea un partido fácil o más reñido, siempre están ahí, «pero una vez que empiezas, al entrar en la pista ya te sueltas» justifica Miguel. Además, compartir esta tensión con su hermano Álvaro, y con el resto de compañeros, siempre es favorable, y ayuda a mantener la calma y centrarse en las indicaciones del entrenador, Isidoro Martínez.

Los "gladiadores azules" iniciarán la pretemporada en Valladolid el próximo 29 de julio, tras poner fin al Campeonato Mundial Júnior en España. La liga Asobal arrancará el 7 de septiembre, pero hasta el momento los mellizos deberán demostrar su complicidad en la pista, como lo demuestran en su día a día.

Muy personal...

¿Redes sociales?
No nos declaramos seguidores de redes. Poco a poco subimos cosillas, pero tampoco somos unos 'influencers' de esto.

¿Miedos?
Miedo no, pero el fracaso reconocemos que es decepcionante.

Definiros en tres palabras:
Agradables y simpáticos, siempre estamos con una sonrisa en la boca y nunca ponemos pegas por nada.

¿Manías?
Álvaro tiene algo que dice que le dio su abuela y después, antes de un partido, tratamos de seguir la misma rutina, las mismas series de abdominales y flexiones.

¿Sois supersticiosos?
Nada.

¿Música?
Canciones en inglés, pop y luego el reguetón para motivarnos antes de un partido, pero no es una música que nos guste escuchar en casa.

¿Grupos?
-Miguel: Fito, Marea...
-Álvaro: Beatles

¿Un lugar?
No nos lo hemos planteado. Valladolid está muy bien, pero por España no nos importaría, quizás un añito o dos.

¿Una comida?
-Miguel: Arroz a la cubana.
-Álvaro: Yo soy más de carne, un chuletón.

¿Otro deporte?
Baloncesto.

¿Un hobby?
-Álvaro: Suelo leer a veces revistas o el Marca.
-Miguel: La play.

'Gemelos' hasta en la pista
Comentarios