Miércoles. 20.03.2019 |
El tiempo
Miércoles. 20.03.2019
El tiempo

Una pelea entre padres obliga a suspender un partido de prebenjamines en Pontevedra

Unos niños en el campo de A Xunqueira. CHRISTIAN FERNÁNDEZ
Unos niños en el campo de A Xunqueira. CHRISTIAN FERNÁNDEZ

Sucedió en un encuentro entre la AJ Lérez y la EFB Moañesa ► El colegiado suspendió el el encuentro ante la batalla campal en la grada

Una vez más el mundo del fútbol ha quedado manchado por la violencia en los terrenos de juego, pero no entre jugadores sino entre padres. En la mañana del domingo se disputaba en el campo de A Xunqueira un encuentro de categoría prebenjamín que enfrentaba a la Asociación Juvenil de Lérez y la Escuela de Fútbol Base Moañesa.

El partido tuvo que se suspendido en el minuto 20 debido a que en las gradas del campo se produjo una batalla campal entre los padres de los dos equipos que obligó al colegiado Alexander Vázquez Castro a detener por completo el partido.

Según ha explicado José Carlos Rodríguez Mele, presidente de la AJ Lérez, el incidente comenzó debido a que "unas madres de la Moañesa estaban de pie apoyadas en las vallas que separan el graderío del terreno de juego y algunos padres les pidieron si se podían sentar ya que no veían y una mala contestación de un padre desencadenó la discusión".

Mele: "Una mala contestación entre padres de ambos equipos desencadenó la discusión"

El peor trago de esto se lo llevaron los niños que se encontraban disputando el encuentro y vieron como sus padres comenzaban a pegarse e insultarse, algo que posiblemente no olvidarán. Alberto Ron, técnico de la AJ Lérez Prebenjamín, explicó que "los niños comenzaron a llorar y a ponerse muy nerviosos, yo apenas pude ver que estaba pasando en la grada por que me dediqué a sacar a los niños de allí para que no viesen el lamentable incidente".

Una auténtica batalla campal entre padres de niños de 6 y 7 años que tuvieron que observar como un día de fútbol se convertía en una auténtica pesadilla, con cabezazos, golpes, insultos e incluso algún herido debido a la intensidad del incidente.

Ron: "Los niños comenzaron a llorar y a ponerse muy nerviosos"

El colegiado decidió suspender el encuentro en cuanto se dio cuenta de que la situación era grave ya que una simple discusión terminó con "una batalla entre 10 o 15 padres", tal y como destacó Vidal Araújo, el delegado de árbitros de la zona de Pontevedra que quiso añadir que "el colegiado apenas pudo ver lo que pasaba ya que cuando comenzó a escuchar jaleo y vio lo que estaba ocurriendo, se encontraba junto con el delegado de la Moañesa atendiendo al guardameta que había sufrido un golpe".

Acciones como estas son las que se condenan día a día desde las instituciones y equipos de fútbol porque ensucian la imagen del deporte y perjudican a los jugadores, sobre todo en un caso donde los protagonistas apenas tienen 7 años. Escenas vergonzosas que deben desaparecer del mundo del deporte y que, por desgracia, todavía se siguen viendo, en ocasiones con los jugadores como protagonistas y en otras, como la de ayer en A Xunqueira, con los padres, pero donde al final el foco de atención se centra en la violencia y no en el deporte.

La jornada del fútbol regional
En el fútbol regional se vivió una jornada de alto voltaje. En Primera Autonómica el Portonovo SD, líder, no fue capaz de pasar del empate en su visita al UD Mos. Los de José Vecoña solamente cuentan ahora con un colchón de dos puntos sobre el Pontevedra CF "B" su principal perseguidor que volvió a ganar en el partido ante el CD La Guía. Imparables están el Umia CF y el CD Arcade, que volvieron a ganar sus respectivos encuentros y ya son tercero y cuarto respectivamente.

En Segunda Autonómica la liga continúa al rojo vivo con enfrentamientos directos entre los equipos que están peleando por el ascenso. El A Lama SD recibía al Moraña CF y fueron los de Fabio Oliveira quienes se llevaron la victoria, asentándose en la segunda plaza y haciendo que el A Lama cayese a la sexta plaza. Otro enfrentamiento directo lo protagonizaron el Mosteiro CD y el FC Cruceiro, que se impuso por la mínima y ya acumula 14 jornadas sin perder. El líder, el SDC San Adrián, goleó al Noalla y ya tiene dos puntos de ventaja sobre el Moaña. Destacable también la buena dinámica del SCD Poio que logró una importante victoria ante el UDC Vilaboa, con goleada incluida, y se aleja de la parte baja.

 

Una pelea entre padres obliga a suspender un partido de...
Comentarios