miércoles. 11.12.2019 |
El tiempo
miércoles. 11.12.2019
El tiempo

La 'pantera' tuvo un flechazo con el Pontevedra

Adighibe, el miércoles en el entrenamiento del Pontevedra en Chan do Monte. JOSÉ LUIZ OUBIÑA
Adighibe, el miércoles en el entrenamiento del Pontevedra en Chan do Monte. JOSÉ LUIZ OUBIÑA
Adighibe se enamoró del equipo granate cuando se midió a él con el Adarve. "El corazón me decía que tenía que fichar por el Pontevedra"

Uzochukwu Ogumka Adighibe se ha convertido en una de las sensaciones de la pretemporada del Pontevedra. A falta de traducir todas sus virtudes en goles, su exhuberancia física, su potencia y su velocidad han servido para cautivar a los aficionados más fieles, a los que viven los torneos veraniegos con la intensidad propia de las fiestas de guardar.

"Cuando llegué, estaba flipando", reconoce el joven atacante. "La gente empezó a llamarme pantera. Quería hacerse fotos conmigo. Estoy muy feliz aquí por cómo se han portado conmigo y cómo me han recibido. Me dicen que tengo que marcar muchos goles y subir al equipo a Segunda. No hay problema, pero poco a poco", asegura el muchacho bajo la lluvia que el miércoles acompañó al PCF en su entrenamiento vespertino en el campo de Chan do Monte.

La afición lo quiere y sus compañeros también parecen apreciarlo. "Me han acogido todos muy bien, con mucho cariño", revela el joven atacante nigeriano, sobre el que el club ha depositado grandes esperanzas de cara a la campaña 2019-20.

Adighibe tuvo un flechazo. La temporada pasada, cuando militaba en el Unión Adarve y se enfrentó al once de Luismi, vio a la afición granate animando, comprobó la comunión entre la grada y los jugadores y se enamoró de aquel conjunto.

"El corazón me decía que tenía que fichar por el Pontevedra. Quería estar aquí, quería jugar con este equipo". Tenía otras ofertas, algunas de conjuntos importantes de Segunda B. Pero ni se planteó luchar contra los dictados de sus entrañas. Y por ahora, nada le hace creer que se haya confundido, haciendo gala de un gran optimismo, el mismo que le lleva a pensar que el bloque de Pasarón acabará arriba. "Seguro que, con la ayuda de todos los compañeros, vamos a jugar el play-off".

La pasión es uno de los motores de las decisiones que el punta ha tomado en su vida. Siempre supo que quería llegar al balompié profesional. Ahora está cumpliendo con aquella vieja expectativa. "Cuando era un niño y estaba en Nigeria, aspiraba a ser futbolista. Veía muchos partidos por la televisión. Me encantaba y soñaba con ser jugador".

LEGANÉS. Con el paso de los años, aquella ilusión cristalizó. "Cuando mi representante me vio en la selección nigeriana, me dijo que era un buen futbolista y que tenía que buscar otras opciones para mi futuro. Envió un vídeo al Leganés. Me firmaron y desde entonces, estoy en España".

Ahora sueña con poder traer a su familia desde Nigeria para que pueda acompañarlo y disfrutar todos juntos. De momento, la ‘pantera’ trabaja para mejorar. Y tiene claros cuáles son sus referentes para crecer.

"Siempre me fijo en Cristiano Ronaldo: es un trabajador nato, que domina las dos piernas, que va bien por arriba", explica. "Necesito aprender mucho para poder llegar más arriba", explica el joven, de 23 años, consciente de que todavía le queda bastante camino por recorrer. "Cualquier futbolista tiene que aprender para mejorar".

La 'pantera' tuvo un flechazo con el Pontevedra
Comentarios