domingo. 28.02.2021 |
El tiempo
domingo. 28.02.2021
El tiempo

Pasarón no es lo que era

Pedro Vázquez se lamenta en una acción del partido en casa contra el Langreo. DAVID FREIRE
Pedro Vázquez se lamenta en una acción del partido en casa contra el Langreo. DAVID FREIRE
El PCF cerró la primera vuelta en casa con 16 puntos, su segundo peor registro en cinco años Acumula cuatro derrotas, más que las cosechadas en las últimas tres temporadas completas

Pasarón ya no es lo que era. Y no –solo– por el escaso ambiente de fútbol que se vive cada dos domingos en el estadio a orillas del Lérez, sino también por los números del equipo que ejerce como anfitrión. Porque el que otrora era un considerado uno de los grandes fortines de toda la Segunda B, se ha convertido esta temporada en un estadio en el que la mitad de sus visitantes han logrado sacar puntos.

El Pontevedra Club de Fútbol cerró la primera vuelta de la competición con 16 puntos cosechados en los diez partidos disputados en Pasarón. La cifra es la segunda peor desde el regreso a Segunda División B, en la temporada 2014-2015. A partir del ascenso, en sus cuatro temporadas –esta es la quinta– en la categoría de bronce, el conjunto de la Boa Vila tan solo registró unos guarismos tan bajos en la primera mitad del curso 2017-2018, en el que acabó luchando por no descender. Firmó tan solo 14 puntos y fue una de las razones del cese de Luisito Míguez.

Mientras, la primera vuelta en la que ejerció como recién ascendido (2015-2016), el bloque pontevedrés cosechó 19 puntos. Al año siguiente logró unos espectaculares 28 puntos (ganó todo menos el último partido, que lo empató). Por último, el pasado curso, el equipo dirigido por Luismi Areda hizo del Estadio Municipal de Pasarón su principal baluarte, al llegar al ecuador de la campaña con 22 unidades, fruto de seis victorias y cuatro empates.

DERROTAS PREOCUPANTES. Pero si llamativo es el dato de puntuación, lo es todavía más el de derrotas. Y es que este Pontevedra comenzará la segunda vuelta de la liga con ya cuatro derrotas en casa. El Atlético de Madrid B (1-5), el Atlético Baleares (0-1), el Getafe B (2-3) y el Internacional de Madrid (1-2) han conseguido vencer en Pasarón en tan solo cuatro meses de competición. Mientras, el Langreo logró arañar un empate (0-0) que coloca el porcentaje de victorias como local en tan solo un 50%. Es decir, el PCF ha ganado solo cinco de sus diez encuentros (Coruxo, Sporting B, Melilla, Marino de Luanco y Rayo Majadahonda).

De este modo, el registro de partidos perdidos es claramente el peor desde el ascenso de categoría. De hecho, en las primeras vueltas de estas últimas cuatro temporadas, el Pontevedra cosechó solo cuatro derrotas (en 39 partidos) en total. Dos llegaron en la temporada 2015-2016 (Guijuelo y Logroñés) y otras tantas en la 2017-2018 (Rápido de Bouzas y Atlético de Madrid B). Es decir, en tan solo cuatro meses, el bloque pontevedrés ha encajado tantas derrotas en casa comoen las primeras vueltas de las cuatro temporadas anteriores.

Para más inri, el equipo pontevedrés ya ha tiene en sus estadísticas más partidos perdidos como local en esta mitad de campaña que en las tres anteriores. Así, el pasado curso, el PCF perdió solo un partido como local. Fue el último, contra el Atlético B. Mientras, la temporada completa en la que peleó por no descender (17-18) firmó tres derrotas en casa. Por último, el curso 16-17, en el que acabó cuarto, perdió dos encuentros: contra el Racing de Santander y el Celta B.

DE DESCENSO. Yendo más atrás, los datos como local al finalizar la primera vuelta (cinco victorias, un empate y cuatro derrotas) son exactamente idénticos que los que el Pontevedra firmó la temporada 2010-2011, en la que acabó descendiendo de categoría.

Sin embargo, pese a todas estas cifras negativas, el equipo lerezano finalizó la primera vuelta en sexta posición, a cinco puntos de los puestos de play-off. Sus buenos datos a domicilio frenaron la caída de rendimiento como local y le permiten seguir acechando la zona noble.

Pasarón no es lo que era
Comentarios
ç