Paula Dapena y Vero Boquete, premiadas por luchar por la igualdad

La pontevedresa se negó a guardar un minuto de silencio por la muerte de Maradona en 2020 por considerar que fue un "maltratador reconocido"
Fraga, Bestiro, Dapena y Silva. XOÁN REY (Efe)
photo_camera Fraga, Bestiro, Dapena y Silva. XOÁN REY (Efe)

Las futbolistas gallegas Vero Boquete y Paula Dapena, galardonadas este sábado con el premio Maruja Vázquez Suárez instituido por el PSdeG por su lucha por la igualdad de género, han observado que aún faltan pasos para establecer un verdadero equilibrio entre hombres y mujeres.

Los premios fueron entregados por el líder del PSdeG, José Ramón Gómez Besteiro, y la secretaria de igualdad de género de dicha formación política, Silvia Fraga, en el centro sociocultural Maruxa e Coralia, del nombre de las hermanas popularmente conocidas en Santiago de Compostela como "las dos marías" por sus coloridos vestidos y su actitud desafiante al régimen franquista.

El premio, que cumple su quinta edición, lleva el nombre Maruja Vázquez Suárez, una valiente maestra de escuela con ideas libertarias que aspiraba a la igualdad de género y que fue fusilada al comienzo de la guerra civil española tras ser acusada de "defender la escuela laica y el amor libre", observó Fraga. 

Boquete, que no pudo acudir al acto de entrega del premio, envió un vídeo, proyectado en la sala, en el que agradece ese galardón y apunta que aunque no vaya en la línea de su "carrera" profesional, va "mucho mas allá, en la lucha por la igualdad".

Boquete, nacida hace 37 años en Santiago de Compostela, juega actualmente de centrocampista en el club A.C.F. Fiorentina, en Italia y su nombre encabeza el estadio del barrio de San Lázaro de la capital gallega. 

La futbolista gallega fue jugadora y capitana en la selección española, un equipo que se rebeló contra la contra la postura machistas de los directivos, y observó que se han dado muchos pasos para la igualdad de género, una vía en la que aseveró: "muchas de nosotras continuamos abriendo camino".

Por su parte, Dapena, nacida hace 24 años en Pontevedra, expresó su satisfacción de recibir el premio junto a Vero Boquete, una jugador que, confesó, fue su "referencia".

Dapena protagonizó en noviembre de 2020 una actitud desafiante en la Ciudad Deportiva de Abegondo, al ser la única jugadora en el campo que rechazó guardar un minuto de silencio en memoria del célebre futbolista argentino Diego Armando Maradona, fallecido días antes, por considerar que fue un "maltratador reconocido".

La jugadora, que acudió a la ceremonia de entrega del premio, dijo que su actitud estaba guiada por sus "valores" y no esperaba que ese gesto "pequeño y espontáneo" le llevase a ser considerado un "acto de valentía", pero reconoció que le ha generado una "visibilidad" inusitada en defensa de la igualdad de género.

En ese sentido, afirmó que el premio recibido lo considera un homenaje a las mujeres para acabar con las discriminaciones de género y en particular a las que "luchan todos los días".

Besteiro subrayó que hace dieciséis años el gabinete del entonces presidente del Gobierno José Luis Rodríguez Zapatero fue el primero en España en ser verdaderamente "paritario" entre hombres y mujeres, y lamentó que el del Ejecutivo gallego nombrado esta semana por el presidente Alfonso Rueda solo tenga un 40 % de mujeres.

Comentarios