Una batalla de estilos

Un Pontevedra con un marcado carácter ofensivo recibe este domingo a un Zamora cuyo valor reside, sobre todo, en su solvencia defensiva ? Los pupilos de David Movilla son los que menos dianas han encajado en lo que va de temporada: once y solo cinco a domicilio
Dalisson controla el balón en el duelo ante el Cayón en Pasarón. DAVID FREIRE
photo_camera Dalisson controla el balón en el duelo ante el Cayón en Pasarón. DAVID FREIRE

Una semana decisiva, de esas que están marcadas en rojo en el calendario desde el primer y hasta el último día. En este contexto trabajan Pontevedra CF y Zamora antes de verse las caras este domingo (Pasarón, 17.00 horas), en un duelo clave para ambos. Los granates porque tienen la oportunidad de afianzar aún más el liderato y distanciarse en seis puntos de los de David Movilla; y los visitantes para no descolgarse del objetivo de ser campeones.

"Creo que el domingo va a ser un partido muy bonito de ver", confesó Dalisson en la rueda de prensa previa al enfrentamiento. Y es que esta jornada en Pasarón se vivirá un partido entre dos equipos que todo lo que tienen en común en la clasificación –junto al Ourense CF, son los únicos que se han mantenido de forma constante en lo más alto de la tabla–, lo tienen de diferente en su carácter.

"Para nosotros es un partido clave para distanciarnos del Zamora. Al final estamos a tres puntos"

El domingo, los aficionados presenciarán una auténtica batalla de estilos: el de Yago Iglesias contra el de David Movilla. Dos equipos que con sus matices han mantenido el pulso del liderato. De hecho, el Zamora es el conjunto que más jornadas ha ocupado la primera plaza, un total de nueve consecutivas; mientras que el Pontevedra se ha asentado en lo más alto de la clasificación en los últimos partidos, logrando ampliar su ventaja a tres puntos con los zamoranos y a dos con el Ourense CF.

Todo ello lo han logrado, tanto rojiblancos como granates, en base a su fidelidad a una idea de juego. Dos estilos, en realidad, muy diferentes: mientras que el Pontevedra destaca por su marcado carácter ofensivo, el principal valor del Zamora reside en su solidez en la zaga. El conjunto que dirige David Movilla es el menos goleado del Grupo 1 –y el tercero de toda la categoría–, habiendo encajado solo once dianas en lo que va de competición.

El gran trabajo de partida le ha valido muchos puntos al Zamora. De hecho, el equipo ha logrado 17 porterías a cero en las 23 jornadas de liga que se han disputado. Un valor que mantienen tanto en el Ruta de la Plata como a domicilio. Y es que lejos de su feudo, los rojiblancos solo han concedido cinco dianas a sus rivales.

La clave reside en una zaga con línea de cuatro, apoyada en el trabajo de un pivote que en las jornadas más recientes está defendiendo Juanan. Con este planteamiento y un centro del campo especialmente poblado, los pupilos de David Movilla han conseguido hacer fuerte su presencia en el campo y matar los partidos sin un gran despliegue ofensivo.

"Creo que el factor campo va a ayudarnos muchísimo. Queremos que la entrada sea un poquito más grande"

Todo lo contrario a un Pontevedra cuyo factor más destacado es la capacidad en ataque. Con 51 dianas (el doble de las que suma su rival esta jornada), el cuadro de Yago Iglesias no se permite apenas errores en las oportunidades que tiene. Los granates están resultando letales en casa, incluso teniendo que darle la vuelta a los partidos. Y es que echar el cerrojo a la portería sigue siendo tarea pendiente: han encajado en siete de las últimas ocho jornadas.

Con todo, esto no preocupa en exceso a un equipo cuyo planteamiento difiere mucho del del Zamora. Desde la llegada del ribeirense, el Pontevedra se ha mantenido fiel a un estilo protagonista, con un potente centro del campo comandado por Samu Mayo y un Yelko cada vez más incisivo en ataque. La línea más adelantada está resultando casi una pesadilla para sus contrincantes ante la eficacia de Rufo o, en su defecto, de jugadores que han rendido al máximo nivel como Charly, Chiqui o Dalisson.

Afilando sus puntos fuertes, en el vestuario del Pontevedra tienen muy presente la trascendencia de un partido "súper importante por las circunstancias en las que venimos ambos equipos", declaró Dalisson. "Para nosotros es un partido clave para distanciar puntos con ellos, al final estamos a tres", explicó el extremo granate.

Haciendo borrón del duelo ante el Coruxo, "uno de los peores partidos que hemos jugado en casa", el equipo confía en dar su mejor versión ante un Zamora "súper duro, que juega muy directo y atrás concede muy poco, pero intentaremos estar en la línea del partido de ida". Dalisson está convencido de que "el factor campo va a ayudarnos muchísimo" y anima "a toda la gente que no está pudiendo venir los domingos" para que la entrada sea "un poquito más grande".

Más en Deporte Local Pontevedra
Comentarios