Martes. 25.09.2018 |
El tiempo
Martes. 25.09.2018
El tiempo

El Teucro se somete a una prueba de fuego a lo largo de 2.000 kilómetros

Yolan Balázquez celebra un gol. RAFA FARIÑA
Yolan Balázquez celebra un gol. RAFA FARIÑA

El Condes de Albarei Teucro se mide este miércoles al Quabit Guadalajara buscando remontar la eliminatoria tras la derrota en la ida (27-29) ► El equipo no volverá a Pontevedra tras el partido, sino que se desplazará directamente a Córdoba para jugar contra el Puente Genil

Si en la primera vuelta el Condes de Albarei Teucro tuvo que recorrer 4.000 kilómetros para medirse al Agustinos Alicante y al Bada Huesca y volver a Pontevedra, en los próximos cuatro días tendrá que viajar a lo largo de casi 2.000 para poner fin a dos semanas de esfuerzo sin mucho descanso entre partido y partido.

Lo cierto es que no podría haber llegado en peor momento la eliminatoria de Copa del Rey contra el Quabit Guadalajara (Pabellón David Santamaría, 20.30 horas). El partido de ida ya supuso un esfuerzo que obligó al equipo a llegar más limitado a la visita del Huesca, del mismo modo que el haber encadenado todos estos partidos podría lastrar también el resultado de los próximos. En cualquier caso, los jugadores del Teucro han arrimado el hombro en todo momento y han admitido que, si faltan compañeros, todos los que están deben aportar un poco más.

Con esta actitud ha logrado sobreponerse a las bajas el cuadro dirigido por Quique Domínguez. Además, con esa filosofía siguen afrontando el maratón de seis partidos que dio comienzo en Sagunto. Sin embargo, los choques más exigentes serán, sin duda, los dos próximos, en los que el Teucro tendrá el hándicap de haber recorrido casi 2.000 kilómetros en un cortísimo periodo de tiempo.

El equipo saldrá este miércoles de Pontevedra y tendrá como destino Madrid. Viajará hasta la capital en avión y allí cogerá varias furgonetas para desplazarse hasta Guadalajara. El cuadro manchego espera para defender la renta que consiguió en el Pabellón Municipal, en el que el Condes de Albarei acabó cayendo por dos goles (27-29).

Las ausencias están abriendo paso al buen trabajo de jugadores que están asumiendo su papel en momentos difíciles

Ambos clubes quieren una de las plazas de la Final8 y para ello tendrán que sobreponerse a diferentes aspectos. El Teucro, a sus bajas y a la carga que supondrá el viaje, dando por hecho el hándicap que suponen los partidos a domicilio, y el Quabit Guadalajara a la presión de la zona alta y defender una renta solo dos tantos.

Los teucristas mantienen su sueño copero. En su momento, Quique explicó tras el partido de ida que "dos goles no son nada en balonmano", por lo que no cabe duda que irán a buscar el pase para los cuartos de final, que tendrán lugar en Madrid. Además, la reaparición de un Yoan Balázquez peligroso y con confianza poco después de su lesión permite esperar que el cubano podría ser una de las piezas clave para lograr la remontada.

Del mismo modo, las ausencias están abriendo paso al buen trabajo de jugadores que están asumiendo su papel en momentos difíciles, como es el caso de Iván Fernández o Bruno de Castro en el aspecto defensivo. También cabe esperar que Quique dé oportunidades a otros que no cuentan con tantos minutos como otros, no sólo como rotación y refresco de cara a las siguientes citas.

Tras el choque que decidirá la eliminatoria copera, el equipo no volverá a Pontevedra, sino que pasará la noche en Guadalajara y se dirigirá directamente a Córdoba para preparar con tiempo el partido del sábado ante el Ángel Ximénez Avia Puente Genil. Llegados a este punto, los jugadores del Teucro habrán sobrepasado ya los 1.100 kilómetros.

Una vez cumplido el compromiso liguero frente a los andaluces tampoco habrá tiempo para recrearse. Un cambio en el calendario obligará a los teucristas a afrontar el choque frente al Abanca Ademar León el miércoles siguiente. El viaje culminaría con esta vuelta a casa y habrá supuesto casi 2.000 kilómetros de viaje a las espaldas de la plantilla del Teucro.

Quique Domínguez: "Dos goles son algo superable, no es una renta insalvable"
El técnico teucrista, Quique Domínguez, se mostró cauto antes del partido contra el Quabit Guadalajara "con dos goles de ventaja, jugando en casa y con la plantilla al completo". Para el teucrista "no hay que ocultar el favorito, pero vamos a ir allí de la única manera que se puede ir a jugar un partido, con la intención de sobreponernos a esa condición de favorito".

Sobre la desventaja de dos tantos, explicó que "es superable, no estamos hablando de una renta insalvable, así que tenemos que ir a intentar hacer un buen partido".

El entrenador también destaca que "es el cuarto partido que jugamos contra el Quabit Guadalajara esta temporada, así que nos conocemos mucho ambos equipos. Tenemos un conocimiento grande de cómo jugamos y muy reciente el partido de ida en Pontevedra". Al respecto este choque anterior, asume que "estuvimos irregulares, no empezamos bien. Después tuvimos una clara mejoría en el primer tiempo y unos errores al final, que les permitieron a ellos llegar con ventaja al descanso". En la segunda parte "el equipo hizo un gran esfuerzo y ellos estuvieron mucho más incómodos. Esto nos sirvió para ponernos por delante en el marcador, pero otra serie de errores hizo que consiguieran esa ventaja", añadió.

Por otra parte, "hay ciertas cosas que sabemos que habrá en el partido y que tendremos que superar". Entre estos puntos favorables del Quabit Guadalajara, Quique destacó "son un equipo que explota mucho tus errores, saca mucho provecho de tus debilidades", además de jugadores como "Víctor Vigo, que es un entrenador dentro de la pista, Montoya, Javi García, Javi Parra, la veteranía de Hombrados...", de los que dice que, sin duda, aportarán todo lo que tengan en su mano para que el Guadalajara pueda llevarse la eliminatoria.

El Teucro se somete a una prueba de fuego a lo largo de 2.000...
Comentarios