sábado. 21.09.2019 |
El tiempo
sábado. 21.09.2019
El tiempo

Casado "suma voluntades" con Rosa Díez

Pombo, Díaz, Álvarez de Toledo y Casado, en Madrid.MARISCAL (Efe)
Pombo, Díaz, Álvarez de Toledo y Casado, en Madrid.MARISCAL (Efe)
Los populares de Madrid invitan a un acto a otras caras de la derecha ajenas a su partido 

El líder del PP, Pablo Casado, ha hecho este jueves un llamamiento a otros partidos y a toda la sociedad civil para "sumar voluntades" e impedir "la definitiva desnacionalización de España" y su "desarticulación", algo que va más allá de "evitar la secesión" de un territorio como Cataluña.

Lo ha dicho en un acto organizado en el Congreso por el grupo popular en el cual también han participado la fundadora de UPyD, Rosa Díez, objeto de insistentes elogios por parte de la portavoz del PP, Cayetana Álvarez de Toledo; el escritor Álvaro Pombo; y la presidenta de la Asamblea por una Escuela Bilingüe, Ana Losada.

En la sala, diputados y senadores del PP, miembros y antiguos cargos, así como el que fue fundador de Vox, Alejo Vidal Quadras; y por otros partidos, únicamente el diputado de Cs Roberto Hernández, dado que Vox optó por no enviar a nadie.

En la clausura del acto, cuyo lema es Españoles en defensa de lo común, Casado ha exhortado a "impedir que para satisfacer el atavismo de unos pocos nos arrebaten la ciudadanía de todos" y ha reprochado a "gran parte de la izquierda" su contribución a la descomposición territorial de España a partir de 2004.

Porque ha acusado a la izquierda de haberse echado "en brazos" de "quienes patrocinaban las narrativas más radicales" y de "cortejar" al nacionalismo, poniendo en marcha "un proceso de deterioro galopante" que no es "espontáneo", porque, ha dicho, supone el "ataque combinado contra todo lo que es la contribución al éxito de la España contemporánea".

Aquí Pablo Casado ha aprovechado para alabar el papel de la monarquía y de Felipe VI, al aseverar que "no es raro" que quienes tratan de "romper nuestra convivencia" ataquen "a una de las piezas que más la ha hecho posible".

"Más que nunca, en estos tiempos de incertidumbre, se pone de manifiesto el papel estabilizador con el que desempeña su tarea", ha añadido.

Y ha hecho hincapié en que en los últimos meses el rey "ha demostrado una vez más la responsabilidad con la que ejerce su tarea" y que "a otros les falta".

UNA ESPAÑOLA SIN PARTIDO

Rosa Díez ha agradecido la invitación del PP a una "española sin partido" cuya labor ha reivindicado a lo largo de su trayectoria política -en el PSE y luego en UPyD- frente al nacionalismo.

Díez ha lamentado que ya no existan "españoles que hablen en nombre de España", pero se ha mostrado convencida de que con "madurez cívica y paciencia" vencerá la democracia porque "no nos podemos permitir el lujo de no ganar".

Su antiguo compañero en UPyD, Álvaro Pombo, ha leído un largo escrito titulado "La patria y las patrias", en el cual ha denunciado la práctica en Cataluña del "nacionalismo episcopal" por la incorporación de la religión a la política, después de recitar y comentar el "Soneto a Córdoba" de Góngora.

Han hablado además el presidente del PP catalán, Alejandro Fernández, para quien Pedro Sánchez vuelve a practicar de nuevo el "pasteleo" con el nacionalismo, y la activista Ana Losada, quien ha denunciado el "adocrinamiento" en los colegios públicos educativos de Cataluña.

Álvarez de Toledo ha descrito la convocatoria como un acto "contra el viejo cainismo español" y a favor de la convivencia y ha anunciado que habrá más, pero ha negado que su propósito sea promover la "refundición" del centro-derecha: "Somos militantes de la democracia, de la Constitución y de España antes que de cualquier partido político".

Casado "suma voluntades" con Rosa Díez
Comentarios