El avión de Spanair tenía problemas en las alas, pero las alarmas no avisaron

El informe preliminar publicado este jueves por la Comisión de Investigación de Accidentes e Incidentes de Aviación Civil (CIAIAC) constata que los dispositivos de sustentación de las alas('flaps' y 'slats') de las alas de la aeronave de Spanair siniestrada el pasado 20 de agosto en Madrid-Barajas no estaban bien configurados para el despegue, pero los pilotos no tuvieron constancia de ello porque los sistemas sonoros de aviso no funcionaron.

Se ha comprobado además que no hubo comportamientos "anómalos" en el mecanismo de la reversa (un elemento de frenado), que en un principio se apuntó como una de las posibles causas del siniestro.

La CIAIAC agrega que seguirá investigando para "obtener evidencias adicionales", hasta conocer la configuración del avión en el momento del accidente y el funcionamiento de los sistemas de aviso en la cabina.

Este informe preeliminar fue remitido el pasado 23 de septiembre al juez instructor de la investigación, junto con el aviso de que el Pleno de la Comisión acordó el pasado 19 de septiembre formular una denuncia conforme a los mecanismos dispuestos en la Ley de Seguridad Aérea por la filtración a la prensa del borrador dicho informe.

Comentarios