Un joven roba un vehículo y un traje de bomberos para irse a un local de ocio en Girona

El joven de 18 años, que se encontraba en estado de embriaguez, rompió un cristal del parque de bomberos de Puigcerdà para acceder a la zona de vestuarios 
Bomberos de Puigcerdà, Girona. FOTO FACEBOOK  AYUNTAMIENTO DE PUIGCERDÀ
photo_camera Bomberos de Puigcerdà, Girona. FOTO FACEBOOK AYUNTAMIENTO DE PUIGCERDÀ

La madrugada del pasado domingo, un joven accedió al parque de bomberos de Puigcerdà (Girona), se vistió con un uniforme de este cuerpo de emergencias y robó uno de sus vehículos para dirigirse a un local de ocio, donde fue detenido por los Mossos en estado de embriaguez.

Según han informado fuentes próximas al caso, los hechos se remontan a las 5:00 horas (aproximadamente) del pasado 7 de agosto, cuando el joven rompió un cristal del parque de bomberos, accedió a la zona de vestuarios, se puso uno de los uniformes que encontró e intentó sin éxito poner en marcha un camión, porque se lo impidieron los sistemas de seguridad de que disponen este tipo de vehículo.

Finalmente, pudo robar un automóvil del mismo cuerpo de emergencias y condujo hasta el exterior de la sala Badiu de Puigcerdà, pese a tener durante el trayecto un accidente leve contra una señal de tráfico.

Los clientes que se encontraban en el exterior del local pusieron en duda que se tratase de un bombero, por los síntomas de embriaguez que presentaba, y contactaron con los Mossos d'Esquadra.

Los agentes que se trasladaron al local confirmaron que se trataba de un joven de Barcelona de 18 años y nacionalidad española que nunca había obtenido el carné de conducir.

Al ver su estado, le realizaron una prueba de alcoholemia que dio un positivo de 0,70 miligramos por litro de aire espirado, sancionado por el Código Penal.

El joven fue detenido y trasladado hasta un centro hospitalario para confirmar que no había sufrido ninguna herida grave, y este lunes ha pasado a disposición del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción de Puigcerdà.

La juez le ha dejado en libertad provisional a la espera de que afronte en septiembre un juicio por un delito contra la seguridad del tráfico por conducir sin permiso y bajo los efectos de bebidas alcohólicas y por un robo con fuerza.