miércoles. 27.10.2021 |
El tiempo
miércoles. 27.10.2021
El tiempo

Matas se declara en quiebra para parar la subasta de su palacete

El Juzgado de Primera Instancia número 10 de Palma ha decidido mantener para mañana la subasta de los tres inmuebles del expresidente balear Jaume Matas con los que garantizó un préstamo para pagar su fianza penal en el caso Palma Arena y que a día de hoy no tienen postor.

Matas ha reclamado la suspensión de la subasta porque se ha declarado en concurso de acreedores a fin de no tener que pagar los intereses de casi un millón de euros que le impusieron por el préstamo que reclamó para seguir en libertad provisional.

No obstante, antes de la celebración de la subasta, prevista para las 10:30 horas, la secretaria judicial se pronunciará sobre la petición del exmandatario balear, ha anunciado el Tribunal Superior de Justicia de Baleares.

La petición de Matas no ha servido para que el juzgado suspendiera hoy la subasta, aunque de momento ningún postor interesado en los inmuebles de Matas ha depositado una fianza con el 20 % de su valor, lo que es necesario para poder participar en el proceso.

La subasta se celebrará en principio mañana porque el Banco de Valencia no ha pedido tampoco su suspensión, aunque Matas asegura haber devuelto ya 2,5 millones de los 3 millones que pidió, por lo que tan solo debería abonar ya 500.000 euros y los intereses, que ascienden a casi un millón de euros.

El expresidente balear ha presentado en un juzgado de lo mercantil de Madrid que se le declare en concurso personal de acreedores, ya que no puede pagar lo reclamado y además considera que los intereses que tiene que abonar le producen indefensión.

Entre los inmuebles de Matas que se subastan figura el llamado "palacete" de la calle Sant Feliu de Palma, una vivienda de unos 400 metros cuadrados que Matas adquirió por 950.000 euros cuando el valor estimado por la Agencia Tributaria era de casi 2,5 millones, y que posteriormente reformó.

Los otros dos inmuebles son un local de la calle de San Miguel de Palma valorado en 900.000 euros y una vivienda en Las Ramblas tasada en 450.000 euros.

Los tres bienes garantizaron un préstamo del Banco de Valencia para pagar su fianza penal, que el pasado día 13 el juez retiró al considerar que el exmandatario ha cumplido con su obligación de comparecer cada quince días y ha acudido puntualmente a sus citaciones judiciales.

La subasta pública de estos tres inmuebles propiedad de Matas es fruto de una demanda de ejecución hipotecaria presentada el pasado mayo por la entidad bancaria contra los citados bienes del expresidente por impago de las cuotas del préstamo pactadas.

El juzgado requirió en su día el pago de la cantidad adeudada, sin obtener una respuesta positiva, por lo que en noviembre el Banco de Valencia pidió al juez que señalara una fecha para la subasta.

Esta entidad prestó a Matas 3 millones de euros, avalados con los tres inmuebles, para pagar la fianza de esta misma cantidad que dictó el juez instructor del caso, José Castro, contra el expresidente autonómico para evitar su ingreso en prisión.

Posteriormente, el juez Castro rebajó esta fianza a 2,5 millones de euros y hace unos días la anuló.

Según fuentes próximas a Matas, el exmandatario balear ha devuelto al Banco de Valencia esta cantidad recuperada, por lo que solo debe 500.000 euros más los intereses y costas de ejecución que se elevan a 912.000 euros.

Matas se declara en quiebra para parar la subasta de su palacete
Comentarios
ç