Lunes. 19.11.2018 |
El tiempo
Lunes. 19.11.2018
El tiempo

Obispo de Almería: "La muerte de Gabriel es el reflejo de la mente y el corazón enfermos"

"No tuvo tiempo de que su corazón se pervirtiera de la maldad que transversalmente asola al de todos los adultos", aseguró

El obispo de Almería, Adolfo González Montes, ha asegurado este martes que la muerte de Gabriel Cruz es un "reflejo de la mente y corazón enfermos" de las personas que habitan el mundo, censurando duramente la violencia ejercida en cualquiera de sus formas contra los niños.

Durante la homilía en la catedral de Almería, el obispo ha añadido que Gabriel, de 8 años, presuntamente muerto a manos de la pareja de su padre, "no tuvo tiempo de que su corazón se pervirtiera de la maldad que transversalmente asola al de todos los adultos". Ha añadido que la muerte violenta de Gabriel lo acerca a la de Jesucristo y lo "identifica" con el "cruel" fin del hijo de Dios en su "pasión y cruz".

Este "niño sonriente y bonito" ha "cautivado" a todos y ha emprendido ya "el camino que lleva a Jesucristo glorificado" para participar junto a él del "amor definitivo y de la felicidad que nunca acaba", ha dicho.

Ahora, ha asegurado el obispo, "acompañará a sus padres y abuelos desde el Cielo", subrayando la desolación de los progenitores del niño.

Ha sostenido además que el fallecimiento de Gabriel es un "reflejo de la mente y corazón enfermos" de las personas que habitan este mundo, censurando duramente la violencia ejercida en cualquiera de sus formas contra los niños. "Si reconociéramos (que el pecado habita en nosotros) seríamos mucho más justos con nosotros mismos porque el pecado puede vencernos en cualquier momento", ha dicho.

Ha criticado asimismo cualquier "sectarismo manifiesto mediante la conquista del poder" y ha aseverado que la conversión del corazón es "algo que sólo puede llevar a término Dios en nosotros, porque sólo Dios puede llevar en nosotros lo bueno".

Ha consolado a los progenitores tras referirse de nuevo a esta muerte "cruel que reafirma nuestra condición de creyentes, manteniendo que Dios "es bueno para aquellos que aman y buscan lo que es bueno".

Obispo de Almería: "La muerte de Gabriel es el reflejo de la mente...