El "picante y rabioso" chorizo 'Hijoputa' no se puede registrar

La Oficina Española de Patentes y Marcas considera que esta denominación "atenta contra las buenas costumbres"
El producto rechazado. RUBÉN LAVANDERA
photo_camera El producto rechazado. RUBÉN LAVANDERA

El empresario gijonés Rubén Lavandera siempre ha destacado por crear productos llamativos, con marcas ligadas a la actualidad y que provoquen alguna que otra reacción en el consumidor.

Prueba de ello es su éxito con los licores Hijoputa, una serie de productos que no paran de aumentar sus ventas pese a la batalla judicial que tuvo que librar Lavandera para conseguir comerciarlos con esa denominación. En declaraciones a El Comercio, el empresario reconoce la gran difusión de estos licores: "Me los piden hasta para bodas y comuniones".

No obstante, para Lavandera no era suficiente quedarse ahí. Por ello ha vuelto a intentar una operación similar. Tenía la intención de sacar a la venta unos chorizos asturianos de sabor "picante y rabioso" bajo la marca Hijoputa. En este caso la Oficina Española de Patentes y Marcas considera que esta denominación "atenta contra las buenas costumbres", por lo que no la ha permitido.

Otros productos de este empresario se comercian bajo las marcas de Sinvergüenza, Chochinos, Cojonudos, Don Pedo, Dulces orgías, Artículo 155 o Matavirus —este último también ha sido finalmente rechazado—.