sábado. 28.11.2020 |
El tiempo
sábado. 28.11.2020
El tiempo

Aplazan el desahucio de una familia en Sada

Stop Desahucios secunda una nueva protesta para pedir "una solución definitiva" que evite el desalojo de un matrimonio y su hijo, sin recursos tras el cierre de su negocio

Un juzgado ha aplazado de manera provisional el desahucio de una familia en Sada mientras los deudores buscan una solución con el Banco Popular, al que el alcalde de la localidad, Benito Portela, exige que "entre en razón". Más de medio centenar de personas se han concentrado este martes ante una céntrica oficina de esta entidad bancaria en A Coruña, donde han gritado numerosas consignas tras la pancarta 'Ni casas sin gente, ni gente sin casas' de la plataforma convocante, Stop Desahucios.

Antonio Vázquez, abogado de esta entidad, ha explicado a los medios de comunicación que el desahucio, programado para este viernes día 9 de junio, queda, de momento, pospuesto. "Hay una ley para protección de deudores hipotecarios, que es la Ley 1/2013, que establece un código de buenas prácticas. En ella se prevé la moratoria de todos los lanzamientos hasta mayo de 2020 para aquellas personas que acrediten que se encuentran en una situación de vulnerabilidad social, que es este caso", ha detallado.

Mientras se resuelve este proceso en el juzgado, la familia mantiene contactos con el banco para llegar a una solución definitiva porque la paralización judicial permite únicamente "ganar tiempo", sostiene.

Esta amenaza de desahucio pesa sobre una pareja de sexagenarios y su hijo, de veintinueve años, que no tienen ingresos, por lo que la hija mayor del matrimonio explica que "la situación es bastante mala". "Mi padre es una persona enferma que ha perdido todo y, encima, se puede quedar en la calle. No sé qué más se puede perder, la vida, nada más. Le han hecho firmar cosas que nos damos cuenta de que son ilegales. Lo que están haciendo es destrozar una familia", ha declarado.

El alcalde de Sada, Benito Portela, ha acudido a la concentración y ha asegurado que es necesario que todas las instituciones, públicas y privadas, colaboren para "evitar" este tipo de situaciones. "No nos podemos permitir tener más viviendas vacías y gente en la calle", ha subrayado, y ha manifestado su voluntad de trabajar "hasta que el banco entre en razón".

La familia ha acudido a Servicios Sociales en Sada, donde ha sido remitida a ese departamento en el Consorcio de As Mariñas, que presta ayuda en el trámite legal de la reclamación.

Aplazan el desahucio de una familia en Sada
Comentarios