Los bomberos acampan en el Obradoiro hasta que haya un acuerdo

Habrá un representante de cada uno de los 24 parques comarcales y esperan que haya avances en una nueva mesa negociadora el próximo miércoles 
Los bomberos comarcales de Galicia acampan en la plaza del Obradoiro.  XOÁN REY (Efe)
photo_camera Los bomberos comarcales de Galicia acampan en la plaza del Obradoiro. XOÁN REY (Efe)

Los bomberos comarcales han comenzado en la mañana de este viernes, cuando se cumplen seis meses del inicio el 15 de junio de su huelga, una acampada "indefinida" en la Praza do Obradoiro –ante la sede de la Xunta en el pazo de Raxoi–, en Santiago, hasta que haya un acuerdo con las administraciones que ponga fin al conflicto.

Así, habrá todos los días un representante de cada uno de los 24 parques comarcales de Galicia en una protesta que mantendrán día y noche. Los bomberos ya tienen un calendario de turnos para ir rotando durante el próximo mes y que siempre haya 24 personas acampadas. 

En declaraciones a los medios, José Luis Pareja, miembro del comité de huelga, ha explicado que este acto de protesta continúa con "la línea de presión" para que las administraciones –Xunta y diputaciones– se sienten con el "talante necesario" y haya avances. Están citados para el próximo miércoles a una nueva mesa negociadora

"Sabemos que comienza hoy, no sabemos cuándo terminará, de momento sabemos que un mes vamos a estar aquí salvo que lleguemos a un acuerdo", afirma sobre la acampada. 

Pareja recuerda que sus reivindicaciones pasan por: un incremento de personal para "poder garantizar la seguridad" del personal, una retribución salarial "conforme a la valoración de los puestos de trabajo", así como conseguir que "se regule un horario que vaya en la misma línea que el resto de personal que trabaja en la administración". 

De tal forma, han colocado pancartas en las que se puede leer Bomberos en loita y A nosa loita é a vosa vergoña en una emblemática plaza que cuenta con diversa decoración navideña, como una lona gigante de 'Compostela, estrela do Nadal', un árbol de luces y muérdago. Los trabajadores traen sillas plegables y abundante café para arrancar la acampada.

LA HUELGA DE HAMBRE SIGUE SOBRE LA MESA. Por su parte, el presidente del comité de huelga, Ángel Moldes, espera que los políticos estén "llenos de ganas de arreglarlo en dos días en lugar de tres". "Tenemos que ser capaces de llegar a un entendimiento con la parte política antes de final de fiestas e inicio de campaña electoral, que se prevé inminente".

Y es que remarca que está aprobado en asamblea iniciar una huelga de hambre en todos los parques comarcales de Galicia el día que el presidente de la Xunta, Alfonso Rueda, convoque elecciones autonómicas, si no se han producido avances antes. Esto supondría que "no habría ningún bombero en ninguno de los parques". "Esperemos que esa medida no tengamos que tomarla", agrega Moldes.

Así, "a ver" si se consigue "avanzar" en la reunión del próximo miércoles y las administraciones "traen una propuesta seria", algo que, según se queja, no ocurrió en el último encuentro.

"No son conscientes de la gravedad que supone tener los parques cerrados y tener cientos, miles de ciudadanos, sin atención obligatoria legal de emergencias", reprocha a las administraciones.

Después de que los parques de bomberos hayan sufrido centenares de cierres en los últimos seis meses debido a la negativa de los profesionales a hacer horas extra para evidenciar la falta de personal, Moldes incide: "La culpa no es de los bomberos, es de las administraciones que cierran los parques".

VOLUNTAD DE LA XUNTA DE LLEGAR A ACUERDO. Mientras, el vicepresidente primero y conselleiro de Presidencia, Xustiza e Deportes, Diego Calvo, ha trasladado la voluntad de la Xunta de llegar a un acuerdo en las negociaciones con implicación también de las cuatro diputaciones provinciales.

"Trasladamos dos ofertas con incrementos retributivos importantes y vamos a seguir intentando llegar a un acuerdo, pero hay que ser conscientes de las limitaciones en la administración", ha señalado, a preguntas de los periodistas, en un acto en A Coruña.

En particular, ha destacado la oferta "con un incremento del salario del 10%, con igualación del convenio en las cuatro provincias y con seis jornadas de asuntos propios a mayores de los que tenían" que plantearon al comité de huelga de los bomberos provinciales. 

Sin embargo, tras el rechazo de la misma, ha asegurado que convocarán una nueva reunión la próxima semana "para seguir negociando". También ha insistido en que se trata de un servicio "que le corresponde a la administración local". 

Comentarios