El pleno se convierte en un campo de tiro de descalificaciones

El alcalde de A Coruña, Carlos Negreira, ha reprochado hoy al portavoz municipal de Esquerda Unida - Os Verdes, César Santiso, que el pleno "no es lugar para actuaciones circenses de mal payaso", después de que el edil reprodujera ayer varias conversaciones investigadas en la Operación Pokemon.

Se trata de conversaciones del teniente de alcalde, Julio Flores, con el delegado de Vendex en Galicia, José María Tutor, que Santiso reprodujo para saber si Negreira reconocía a "su teniente de alcalde y mano derecha, el señor Flores, en las grabaciones registradas en el sumario de la Pokemon" en las que este dijo no reconocerse y "cómo las valora".

"Ayer no se oyó absolutamente nada", ha dicho hoy Negreira a los periodistas, que ha calificado la actitud de Santiso de "mal payaso de circo".

La jueza que instruye el caso Pokemon y la pieza separada en A Coruña -Pikachu- preguntó en su día a Flores por las grabaciones de unas llamadas entre su teléfono móvil y el de Tutor, en las que según el sumario ambos habrían hablado acerca de contratos y de recomendaciones para puestos de trabajo, a las que el edil coruñés respondió que no recordaba tales conversaciones ni reconocía su voz en ellas. Declaraciones a las que se suman las de hoy, cuando, consultado en rueda de prensa por si había cambiado su punto de vista, ha afirmado que "esa respuesta" fue dada en su momento "en sede judicial" y no la va "a dar fuera".

Además, ha recordado que entonces se hizo "con las circunstancias y con los medios técnicos que había", pero ahora no va "a pasar todos los días por un escarnio y por un linchamiento público".

"Que un representante de un partido político que durante seis meses no plantea ninguna pregunta de control al gobierno y que solamente monta un numerito circense para conseguir presencia mediática, me parece lamentable. Me parece lamentable que trate de convertir en un lodazal el salón de plenos y que confunda lo que se tiene que aclarar en un pleno y en sede judicial", ha señalado.

Así, ha asegurado que no piensa "colaborar en convertir a un político de segunda división en internacional", en referencia a Santiso, y ha agregado que "una cosa es lo que se sustancie en sede judicial y otra lo que se sustancie en las urnas". Así que no pretende "entrarles al trapo", sentencia.

A su réplica, el portavoz de Esquerda Unida-Os Verdes, César Santiso, justifica la reproducción de conversaciones investigadas en el marco de la operación Pokemon durante el pleno municipal de A Coruña en la voluntad de que "la ciudadanía se dé cuenta del nivel de corrupción alcanzado por el PP coruñés".

Además, Santiso tamién ha lamentado en un comunicado  que "el Gobierno municipal esté amedrentando a la jueza" encargada de la investigación denominada operación Pokemon y su rama Pikachu. Un documento rubricado con la promesa de que "a pesar de las técnicas mafiosa del PP contra la justicia, venceremos".

"Durante el pleno, el alcalde intentó silenciarme, el mentiroso me insultó e incluso me amenazaron. Pero no me van a hacer callar, no escatimaré un solo esfuerzo en hacer que los culpables paguen", ha sostenido.

El portavoz de EE-Os Verdes ha dicho que "dinero negro, facturas falsas, amaño de contratos y enchufismo, todas estas prácticas corruptas, quedan ahora para los anales de la historia en el acta de la sesión plenaria, para que nunca más se repitan en el Ayuntamiento de A Coruña".

La portavoz del PSOE en A Coruña, Mar Barcón, tampoco ha querido quedarse fuera hoy de la trifulca, acusando a Negreira de convertir el pleno municipal en un "lugar de lucha en el barro", de "ignominia, miseria, insulto y de injuria", en el que, con catorce votos, el PP "impide que se hable de política".

"Ayer creemos que fue el colofón de esos dos años y medio" de Gobierno del PP, ha sostenido Barcón a los periodistas, tras una reunión plenaria municipal polémica en la que se reprodujeron grabaciones de la operación Pokemon o se rechazó sacar adelante una iniciativa para evitar sobornos a políticos y funcionarios.

Según Barcón, "una vez mas el señor Negreira impidió con sus catorce votos pudiéramos hablar de propuestas de economía social, o problemas de los vecinos de Feáns o de los que tienen las mujeres", o de sanidad, empleo, actividad económica y de los jóvenes, ha agregado la dirigente socialista.

"A cambio -ha continuado- lo que hubo fue un pleno bronco que no puede satisfacer a nadie".