viernes. 04.12.2020 |
El tiempo
viernes. 04.12.2020
El tiempo

El reciclaje de los residuos del Prestige concluirá en marzo de 2009

La revalorización de las 82.000 toneladas de residuos del "Prestige" almacenados en la planta de tratamiento que Sogarisa (Sociedad Gallega de Residuos Industriales) tiene en el municipio coruñés de As Somozas, concluirá en marzo del 2009.

Desde la compañía señalaron que hasta el 31 de octubre del 2008, Sogarisa había procesado cerca de 66.000 toneladas de las 82.000 que llegaron a las instalaciones de la planta de revalorización y reciclaje.

El 13 de noviembre del 2002 el petrolero "Prestige"  depositó 70.000 toneladas de fuel en las costas gallegas. Sogarisa inició en mayo del 2006 el tratamiento de las 22.000 toneladas almacenadas en la nave de Areosa (Cerceda) "compuesto fundamentalmente por una mezcla de fuel y arena" que finalizó en octubre de ese mismo año.

En septiembre del 2007, la empresa inició el proceso para el tratamiento de las 60.000 toneladas restantes almacenadas en As Somozas, "una complicada mezcla de fuel, arena, agua, envases y plásticos de gran tamaño".

Hasta octubre habían sido tratadas 44.000 toneladas y prevén completar las 16.000 restantes en los próximos meses, hasta marzo de 2009, a un ritmo estimado de 20 toneladas por hora.

Modelo de reciclaje "pionero en todo el mundo"
Sogarisa diseñó un programa de ingeniería "pionero en todo el mundo" fundamentado en cinco fases, que consisten en separar todos los elementos del residuo original -fuel, agua, arena o plásticos- para procesarlos por separado con tratamientos específicos, que permitan "recuperar la mayor fracción posible" para darles "una segunda vida útil".

Se extrae el residuo de una balsa impermeabilizada con cotas de ocho metros de profundidad, donde se almacenó durante meses, con una retropala y se transporta en contenedores hasta una primera planta de tratamiento "de fluidificación y segregación" donde se separan los distintos componentes.

Separación
De allí, a una segunda planta donde, de forma más intensa y específica, se completa la separación entre aguas e hidrocarburos.

En esta planta se tritura y se introduce en un "trommel", un sistema de "superlavadora gigante" con 15 metros de largo y 100 metros cúbicos de capacidad, donde se centrifuga a temperaturas muy elevadas que rozan los 95ºC, lo que permite separar los residuos plásticos del fuel, el agua y los sólidos arenosos que quedan depositados en el fondo.

Procesado
El agua extraída se somete a un proceso físico-químico para depurarla y reutilizarla de forma interna para alimentar los circuitos de tratamiento. Las arenas se someten a varios lavados específicos, por fricción y con reactivos, para eliminar cualquier resto de fuel y posteriormente se reciclan para material de construcción en la obra civil que Sogarisa realizará para ampliar sus instalaciones.

Las arcillas, limpias y trituradas, podrán servir como materia prima para fabricar clínker en las cementeras. Mientras, el fuel recuperado (8%), que según los técnicos, 'ya no era de muy buena calidad', mantiene su potencial como combustible.

Por otra parte, los plásticos de alta calidad sirven como materia prima para la construcción de nuevos elementos, como tuberías, y los de baja calidad se aprovechan en la industria cementera por su elevado poder calorífico.

Sogarisa estima que el coste total del programa de reciclaje de las 80.000 toneladas recogidas en As Somozas y Cerdeda supera los 22 millones de euros.

El reciclaje de los residuos del Prestige concluirá en marzo de 2009
Comentarios