domingo. 05.12.2021 |
El tiempo
domingo. 05.12.2021
El tiempo

"Las empresas engañaban a la catedral con la seguridad del Códice"

Manuel Fernández Castiñeiras
Manuel Fernández Castiñeiras
Cinco años después de la aparición del libro, el juez instructor Vázquez Taín relata cómo se blindó el templo para evitar que se repitan estos episodios

Este martes se cumplen cinco años de la aparición del Códice Calixtino en un garaje de O Milladoiro y desde entonces la seguridad en la catedral de Santiago no ha vuelto a ser igual. La Iglesia paga menos, pero sus tesoros están mas a salvo que nunca, porque el robo del libro magno de Compostela fue consecuencia de una gestión cuestionable. Es la reflexión que hace Juan Antonio Vázquez Taín, el juez encargado de hacer posible el regreso del Códice a su legítima estantería. 

En una entrevista en la Cope, relata cómo la catedral estaba abonando cantidades ingentes de dinero por mantener seguras sus obras, pero que estas medidas no eran en absoluto efectivas.

"Muchas empresas de seguridad, aprovechando la ignorancia de la gente que se encarga de la catedral, hacían una especie de vigilancia", precisa Taín, hasta el punto de que "les estaban engañando". Prueba de ello, añade, es que de las dieciséis cámaras que téoricamente custiodaban el recinto, solo ocho funcionaban.

A raíz de esto, los agentes supervisaron los medios de vigilancia de diferentes catedrales y edificios religiosos y se hizo una correción para 'blindar' el lugar. La "venganza" del electricista Manuel Fernández Castiñeiras, como lo definió la Policía en su momento, no ha hecho más que poner medios para que no vuelva a pasar algo similar.

"Las empresas engañaban a la catedral con la seguridad del Códice"
Comentarios
ç