Polémica por una campaña de la Xunta sobre la violencia machista

Carmela Silva exige su retirada y en Twitter se suceden las críticas 
El polémico cartel de la Xunta.
photo_camera El polémico cartel de la Xunta.

Una campaña de la Xunta contra la violencia de género, retuiteada por la cuenta oficial del Gobierno gallego este miércoles con motivo del 25-N, ha generado una fuerte polémica en Twitter, donde numerosos usuarios han criticado lo que consideran que es un mensaje que "pone el foco sobre la mujer" y la "culpabiliza" de las agresiones machistas. 

En el cartel retuiteado por la Xunta se puede leer Se viste con las mallas de deporte. Va a correr por la noche. ¿Qué sucede ahora? No debería pasar, pero pasa y forma parte de una campaña del Gobierno gallego contra la violencia de género lanzada hace seis semanas y que, según han apuntado a Europa Press, finalizó ya hace dos. Las diferentes gráficas recogen situaciones como caminar sola de noche o querer finalizar una relación. 

No obstante, la recuperación a través del Twitter de esta imagen ha generado duras críticas por parte de muchos usuarios de la plataforma, que consideran que su enfoque "culpabiliza" y "responsabiliza" a las mujeres de las agresiones machistas. 

Entre otras voces, la plataforma Xornalistas Galegas ha remitido una queja a la Secretaría Xeral de Igualdade mostrando su preocupación por la campaña, de la que han solicitado su retirada. La entidad apunta que, aunque la intención de la campaña es hablarle al agresor, "focaliza en la víctima, en la vida que hace y como viste", además de emplear "un tono derrotista", ya que "introduce el problema de la violencia de machista pero no la solución ni da herramientas a la sociedad para saber que hacer", apuntan. 

También la Secretaria de Estado de Igualdad, Ángela Rodríguez Pam, ha emitido un tuit en el que señala que la agresión "es el único comportamiento a señalar y cambiar" y califica de "inaceptable" la campaña.

Emprego habla de "situaciones reales de machismo" 

Desde la Consellería de Emprego e Igualdade precisan que esta campaña no se adscribe al 25-N, si no que "lleva activa varias semanas", unas seis, en las que ha sido replicada en medios de comunicación "de máxima audiencia" y en redes sociales sin que haya generado "ni una sola queja". 

La campaña, han añadido fuentes de la consellería, está "enmarcada en los objetivos el Pacto de Estado" contra la violencia de género y contiene el "mensaje inequívoco" de "denunciar situaciones reales de machismo e intimidación que se dan en la sociedad", como las que se producen a la hora de hacer deporte, con el control de las redes sociales o al caminar sola por la noche. 

Tras reiterar que, hasta el momento, la iniciativa no había generado "ni la más mínima polémica", las mismas fuentes han precisado que no se retirará porque "está finalizada ya desde hace días". 

Asimismo, han criticado que voces como la de la Secretaria de Estado de Igualdad "retuerza" el mensaje que quiere trasladar la campaña diciendo que "pone el foco en la víctima" cuando obedece a los criterios del Pacto de Estado y lo consideran una acción para "desviar la atención" sobre cuestiones como los efectos de la ley del solo sí es sí. 

Carmela Silva exige su retirada 

La Diputación de Pontevedra ha exigido la "retirada inmediata" de la campaña de la Xunta de Galicia con motivo del 25-N, día internacional de la eliminación de la violencia contra las mujeres, por "poner el foco en las víctimas y no en los maltratadores".

"Que la retiren ya y que pidan disculpas", ha reclamado la presidenta provincial, Carmela Silva, que considera "intolerable" que el gobierno gallego haya "amparado y permitido" esta campaña.

Silva ha expresado su "indignación" ante esta campaña y ha lamentado que el PP demuestre que no tiene "absolutamente ningún conocimiento" sobre que es el sistema patriarcal "el que genera las violencias y las agresiones sobre las mujeres" y no lo que hacen las mujeres.

Rueda ve en críticas a campaña de 25-N intento de Gobierno de desviar atención

El presidente de la Xunta, Alfonso Rueda, ha atribuido las principales críticas a la campaña del Gobierno gallego por el 25N a un intento de "desviar la atención" por parte del Ejecutivo central, y en concreto el Ministerio de Igualdad, de la polémica surgida en torno a la ley denominada del solo sí es sí.

En una conferencia de prensa tras la reunión semanal del Consello de la Xunta, Rueda ha dicho no estar de acuerdo con la interpretación de que en esa campaña "se responsabilice a las mujeres" de la violencia machista y ha añadido que no piensa retirarla, como ha pedido el BNG, porque, de hecho, está "prácticamente terminada" dado que empezó el mes pasado.