El PPdeG registra una iniciativa para pedir que se declare a Lugo y Ourense zona catastrófica

Entre las medidas, proponen la concesión de ayudas económicas a particulares, apoyos a establecimientos, así como subvenciones por daños en producciones agrícolas, ganaderas y forestales
La casa de Xan, al fondo, arrasada tras el incendio. CARLOS CASTRO
photo_camera La casa de Xan, al fondo, arrasada tras el incendio en O Courel. CARLOS CASTRO

El Grupo Popular ha registrado una iniciativa por la vía urgente en el Parlamento gallego para pedir al Gobierno central la declaración de zona catastrófica para los ayuntamientos de Lugo y Ourense afectados por la ola de incendios del pasado mes de julio. 

Según explica el PPdeG, la iniciativa incide en una línea ya iniciada por la Xunta, que "ya aprobó unas ayudas de emergencia por valor de más de 9 millones de euros" para que lleguen a sus destinatarios "en menos de tres meses". Y ahora, añaden los populares, el Estado "debe también actuar en su ámbito de competencias"

En concreto, el texto registrado en la Cámara gallega pretende urgir la declaración como zona catastrófica –oficialmente, zona gravemente afectada por una emergencia de protección civil– y evaluar en un informe "lo más pronto posible" los daños provocados por las llamas en los municipios de Folgoso do Courel, Quiroga, A Pobra do Brollón y O Incio, en la provincia de Lugo; y O Barco, Carballeda de Valdeorras, Rubiá, Oímbra y Verín, en la de Ourense.

Entre las medidas, proponen la concesión de ayudas económicas a particulares por daños en vivienda habitual y enseres de primera necesidad, apoyos a establecimientos industriales, mercantiles, culturales y de servicios, así como subvenciones por daños en producciones agrícolas, ganaderas y forestales

Esta declaración, añade el PPdeG, también incluiría compensaciones a los gobiernos locales por gastos de actuaciones inaplazables a raíz de los incendios, ayudas para obras en infraestructuras municipales dañadas e, incluso, medidas fiscales, laborales y de Seguridad Social.