El PSdeG reta a la Xunta a “reforzar” con 140 millones el presupuesto sanitario en 2023

“Isto solvéntase cunha inxección económica”, avisa la vicesecretaria de los socialistas gallegos, Lara Méndez, que tilda de “cambio de cromos” los relevos en el Sergas
Generated by  IJG JPEG Library
AppleMark
photo_camera Lara Méndez, vicesecretaria general de los socilistas gallegos y alcaldesa de Lugo. SABELA FREIRE

El PSdeG reclama a la Xunta “reforzar” el sistema sanitario público con 140 millones de euros en los presupuestos autonómicos para 2023. La solicitud la puso este lunes sobre la mesa la vicesecretaria general de los socialistas gallegos y alcaldesa de Lugo, Lara Méndez, que incidió que esto supondría al Gobierno de Alfonso Rueda destinar poco más del “10%” de los cerca de 1.000 millones en los que la Administración autonómica ha resuelto elevar el techo de gasto para 2023, que alcanzará la cota histórica de 12.599 millones. Ante el relevo en la gerencia del Sergas y en el área sanitaria de Pontevedra y O Salnés, recalcó que la situación no se arregla con un “cambio de cromos”. “Isto solvéntase cunha inxección económica”.

En rueda de prensa en la sede del partido en Santiago, Méndez incidió en que desde 2009 el sistema público de salud perdió 976 profesionales, lo que “supón unha merma tremenda da atención personalizada”.

Méndez recalca que la situación no se arregla "cun cambio de cromos" en el Sergas, sino "cunha inxección económica"

En un verano complejo en el que la actividad en las diferentes áreas sanitarias se ve más tensionada si cabe por las vacaciones del personal, los casos de covid, y por el aumento estacional de la población, la socialista manifestó la “preocupación” de su partido por “o deterioro progresivo” de la red pública. “Lonxe de recuperar e fornecer un sistema que tan bo papel fixo durante a pandemia, estamos vendo que este deterioro pode levar a non poder salvar vidas”, avisó, para luego expresar su rechazo a que se puedan tardar hasta “tres semanas” para lograr una cita presencial en Atención Primaria, lo que retrasa el diagnóstico hasta que “pode ser tarde”.

Contraria a que se normalice “a atención telefónica” como vía preferente, Méndez reclamó restablecer la presencialidad, que hoy por hoy, dijo, “non está a ser efectiva”.

Así las cosas, el PSdeG exige “fortalecer” la atención sanitaria pública con un aumento presupuestario necesario para afrontar la carencia de personal y reducir las esperas, poniendo el foco “no corazón” del modelo, los centros de salud. “A Xunta non pode estar mirando para o outro lado”, dijo la vicesecretaria, que culpó al presidente, Alfonso Rueda, y al conselleiro de Sanidade, Julio García Comesaña, de “non ser capaces de xestionar” la “herdanza que deixou o PP con Feijóo á cabeza”.