Suspensión de vacaciones y ampliación obligatoria de jornada, entre las medidas de Sanidade para cubrir los PAC

La Consellería presenta un documento de iniciativas "urgentes y excepcionales" que ha provocado el enfado de los sindicatos sanitarios: "Hacen pagar al personal la falta de previsión y la mala gestión"
Personas en la entrada del servicio de urgencias del Hospital Montecelo. ANXO LORENZO
photo_camera Personas en la entrada del servicio de urgencias del Hospital Montecelo. ANXO LORENZO
Suspensión de vacaciones y permisos ya fijados, ampliación obligatoria de la jornada o revocación de las autorizaciones de suspensión son algunas de las iniciativas que la Consellería de Sanidade ha presentado a los sindicatos de la Mesa Sectorial dentro de un documento que recoge "medidas urgentes y excepcionales" dirigidas a garantizar la cobertura de los PAC con personal médico y enfermero.

El documento fue llevado a mesa sectorial la pasada semana y los sindicatos con representación mostraron allí su oposición a estas medidas, dado que son "lesivas" con los derechos de los trabajadores, aducen. Sin embargo, el visto bueno de la mesa no es exigible, por lo que el documento seguirá ahora su tramitación, previsiblemente, con su aprobación en el Consello de la Xunta, según les trasladaron sus responsables.

Esta propuesta ha levantado muchas críticas por la parte sindical, que acusa a Sanidade de optar por "medidas penalizadoras de derechos". En concreto, la CIG señala que es "responsabilidad de la Administración sanitaria tomar las medidas necesarias para garantizar la asistencia", pero, advierten, "ninguna medida en contra de los trabajadores va a contribuir a solucionar las causas que generan los problemas actuales".

En la misma línea, CC OO entiende que "la mayor parte" de las medidas incluidas en el documento "son restrictivas con los derechos de los profesionales" y "hacen pagar al personal la falta de previsión y la mala gestión de la dirección del área sanitaria".

Frente a este tipo de medidas, la CIG exige a Sanidade que abra un debate sobre "medidas estructurales" para mejorar esta situación en el futuro y ha expresado su preocupación porque se esté trasladando a la población que los responsables de la situación son los profesionales de los PAC.

"NO SE VAN A SUSPENDER VACACIONES". A pesar de que el documento de medidas excepcionales lo incluye –para que pueda ser compensado en caso de ejecutarse–, fuentes de la consellería de Sanidade han asegurado que su intención es no tocar los descansos de los trabajadores.

"No se van a suspender vacaciones", han zanjado fuentes de Sanidade en declaraciones a Europa Press.

En el documento de seis páginas presentado a los sindicatos, que todavía puede sufrir modificaciones, se incluye que, "como último recurso" podrá procederse a la "denegación, suspensión o revocación de las autorizaciones de disfrute de vacaciones y permisos, o condicionarlas a la garantía de las presencias mínimas necesarias en los días en los que se presuma un mayor pico de actividad".

La revocación de las vacaciones en el mes de julio y agosto "conllevará la compensación económica equivalente", continúa, sin perjuicio de su disfrute posterior.

OTRAS MEDIDAS. Otras de las medidas excepcionales que incluye el texto son la posibilidad de modificar las guardias en el calendario para garantizar la cobertura de necesidades, así como la extensión obligatoria de jornada en casos en los que ya no se pueda optar por la extensión voluntaria.

Las gerencias de las áreas promoverán que el personal residente el último año de Medicina Familiar "realice guardias en los PAC junto al médico de familia", extendiendo esta medida a Enfermería, y se ofertará al personal de la categoría de médico de familia con vínculo temporal sin nombramiento de larga duración un compromiso de vinculación estable de un año, prorrogable hasta dos.

Asimismo, el texto incluye que, en casos excepcionales, se valorará por parte de las gerencias la suspensión de las penalizaciones que impiden trabajar durante algún tiempo, excepto las de incumplimientos muy graves, y se podrán suspender o extinguir comisiones de servicio y habilitar a liberados sindicales para realizar guardias.

Del mismo modo, las gerencias podrán limitar temporalmente la autorización de suspensiones –cuando el profesional pide que no se le llame a sustituciones durante un tiempo por motivos justificados–, así como revocar las ya concedidas.

SISTEMA DE GUARDIAS. En el documento de medidas excepcionales figura también la posibilidad de implementar un sistema de guardias localizadas para cubrir ausencias en los PAC, un elemento para el que la Xunta ya ha elaborado un borrador de instrucciones que negocia con los sindicatos.

El sistema estaría pensado para cubrir aquellas "ausencias imprevisibles" que se producen en los PAC, especialmente durante los fines de semana. Con ello, se optaría inicialmente por la cobertura con personal voluntario, pero, cuando no se logre, habría personal en cada área "en expectativa de ser llamado" para cubrir estas presencias mínimas.

La Xunta, que propone que se elabore un calendario hasta el mes de septiembre, apunta que cada área decidirá el personal mínimo de la 'columna de guardia', aunque será, al menos, un médico al día los sábados y un médico al día por domingo o festivo. La guardia localizada tendría retribución y, en caso de movilización, se pagará como guardia de presencia física.