Lunes. 19.11.2018 |
El tiempo
Lunes. 19.11.2018
El tiempo

Unos cien alumnos exigen la expulsión del profesor acusado de realizar comentarios machistas

Realizan una parodia en la Praza do Obradoiro con un 'escotímetro' para protestar contra el docente Luciano Méndez y pedir que se cierren los expedientes disciplinarios abiertos a estudiantes por protestar

Más de un centenar de alumnos de la Universidade de Santiago de Compostela (USC) se han concentrado este jueves en la Praza do Obradoiro para exigir la expulsión del profesor que realizó comentarios machistas en clase, Luciano Méndez, así como para reclamar que se cierren los expedientes disciplinarios abiertos a estudiantes por protestar.

Estudiantes del Máster en Igualdade, Xénero e Educación fueron expedientados por la USC por llevar a cabo una protesta contra Luciano Méndez acudiendo en sujetador a una de sus clases, después de que el profesor hiciese comentarios sexistas en relación al escote de una alumna.

De esta forma, alumnos de la USC se han dado cita ante el Rexistro Xeral de la universidad, al que han llevado alegaciones contra los expedientes abiertos a varios estudiantes.

La protesta ha incluido una parodia en la que una alumna disfrazada de Luciano Méndez portaba un Escotímetro homologado da USC con el que ha medido el tamaño de los escotes de los presentes, con diferentes categorías como chabacano, promiscua o guarra.

Durante la concentración se ha denunciado también que los expedientes a alumnos fueron abiertos en base a una normativa "franquista", del año 1954. De hecho, otra persona se ha disfrazado del dictador Francisco Franco para criticar esta situación.

Todo ello, mientras se gritaba "Luciano fóra da USC", ya que los asistentes a esta cita reivindicativa consideran que la sanción impuesta a Luciano Méndez, de dos meses sin empleo y sueldo, es "totalmente insuficiente", dado que "se ha reafirmado repetida y públicamente en su discurso del odio".

VISION DE UNA DE LAS ALUMNAS EXPEDIENTADAS. Miriam, una de las alumnas a las que la USC ha abierto expediente, se ha quejado de que se sancionen a los alumnos al igual que al profesor. De esta forma, se pregunta "qué está respaldando la universidad realmente", pues censura que "no están apoyando la verdadera igualdad", porque "apoyan a Luciano y apoyan al machismo". 

Fue a finales de agosto cuando estos alumnos recibieron una carta en la que la USC les informaba de que se les había abierto un expediente "por una falta leve", lo que Miriam espera que solo quede en un "aviso", pero recuerda que puede tener consecuencias como la "pérdida de matrícula". 

"No tiene sentido que nos sancionen a nosotros y no tiene sentido que lo hagan por una normativa franquista en una universidad pública en 2016", sentencia.

Unos cien alumnos exigen la expulsión del profesor acusado de...
Comentarios