domingo. 25.08.2019 |
El tiempo
domingo. 25.08.2019
El tiempo

Anticorrupción intenta interrogar a Corinna por las comisiones del Ave a la Meca

Corinna Sayn-Wittgenstein, en una imagen de archivo. AEP
Corinna Sayn-Wittgenstein, en una imagen de archivo. AEP

La defensa de la amiga del rey emérito Juan Carlos I afirma que la exaristócrata estaría "encantada" de cooperar con las autoridades 

La Fiscalía Anticorrupción se ha dirigido a la oficina antifraude británica para tratar, por ahora sin éxito, de interrogar a Corinna Larsen —de casada Corinna zu Sayn-Wittgenstein, la amiga del rey emérito Juan Carlos I— en relación con las diligencias de investigación abiertas sobre comisiones de hasta 80 millones de euros presuntamente irregulares cobradas en relación con el Ave a la Meca. Según indicaron fuentes fiscales, el ministerio público se dirigió a este organismo inglés hace varios meses, pero la gestión no ha dado aún ningún resultado. 

La defensa de Corinna ha negado por su parte que su clienta tuviera alguna participación en el acuerdo del Ave a la Meca y ha asegurado que estaría "encantada" de cooperar con las autoridades judiciales para aclarar el asunto.  Así lo ha manifestado el abogado Robin Rathmell, quien ha apuntado que las autoridades británicas aún no se ha puesto en contacto con la amiga del rey emérito. "Nuestra clienta aún no ha sido contactada en relación con el acuerdo Ave, un acuerdo en el que no tuvo ninguna participación", afirma el letrado de la exaristócrata, que subraya la disposición de ésta para "cooperar con las autoridades relevantes para que los hechos del asunto puedan ser plenamente ventilados ante los tribunales".  "Dada la amplia variedad de la conducta ilegal en su contra, ella da la bienvenida a la oportunidad de ser escuchada públicamente", concluye.

La causa no se encuentra judicializada —está en una fase anterior, de diligencias fiscales, que pueden concluir en archivo o en pase a disposición de lo investigado a un juez— por lo que no cabe la remisión de una comisión rogatoria que es el sistema solicitado habitualmente entre autoridades judiciales para solicitar un interrogatorio de este tipo. A ello se une, según las mismas fuentes, el hecho de que los británicos no estén colaborando con los investigadores españoles todo lo que cabría desear. 

La investigación sobre las presuntas comisiones ilegales del Ave a la Meca fue abierta por Anticorrupción formalmente a finales del pasado año tras cerrarse en la Audiencia Nacional la pieza denominada 'Carol' del caso Tándem, que investigaba una conversación mantenida entre la empresaria y el comisario jubilado, ahora en prisión preventiva, José Manuel Villarejo.

AL REY EMÉRITO NO, LOS CONTRATOS SÍ. En dicho momento ya se informó que el rey emérito no podía ser investigado al gozar de inviolabilidad penal reconocida al Jefe del Estado, si bien se mantuvo la pieza abierta para investigar los contratos y la presunta responsabilidad de otras personas en estos hechos. 

El testimonio de las actuaciones llegadas a Anticorrupción procede del Juzgado Central de Instrucción número 6, cuyo titular Manuel García Castellón investiga las presuntas actividades irregulares de Villarejo. Fue en una de las piezas de este sumario, la denominada 'Carol', en la que aparecieron las conversaciones grabadas en las que la que fuera amiga del rey emérito reveló la existencia de los contratos y las supuestas comisiones al comisario jubilado. Anticorrupción ya informó en su día que las revelaciones de la exaristócrata permitían una investigación porque había "identificación del contrato, de personas y de importes del contrato y de las posibles comisiones" y estos datos "aparecen complementados por otros documentos hallados" en la investigación judicial. 

En lo que podría referirse a la eventual intervención del Rey emérito, la Fiscalía ha insistido en todo momento en que los indicios son extraordinariamente débiles pues consisten en la mera referencia que hace una persona que no aparece directa ni indirectamente implicada en los pagos y que tampoco manifiesta la razón de su conocimiento". 
En todo caso, recordaba que atendiendo a la fecha del supuesto pago, "también en este caso", el entonces Rey Juan Carlos "gozaba de la inviolabilidad reconocida al Jefe del Estado". 

La Fiscalía señala que de cualquier modo, "al tratarse de un posible caso de corrupción en las transacciones comerciales internacionales, sí parece procedente iniciar una investigación", por este delito y el de "cohecho".

Anticorrupción intenta interrogar a Corinna por las comisiones del...
Comentarios