"Iamos buscar leña para a cociña e, no monte, facíamolo"

La psicóloga y sexóloga gallega Raquel Graña conduce Non lle chames amor, el nuevo programa de la TVG 
Concha y Cristina en la limusina de 'Non lle chames amor'. TVG
photo_camera Concha y Cristina en la limusina de 'Non lle chames amor'. TVG

Televisión de Galicia estrenó este miércoles el programa Non lle chames amor, un nuevo formato talk show presentado por la psicóloga y sexóloga de Foz Raquel Graña que recorrerá toda Galicia en limusina para hablar de sexo sin tabúes.

En la primera entrega, Graña viajó hasta A Mariña para conocer a Concha, Cristina, Javi y Carlos, cuatro mariñanos con los que conversó abiertamente sobre sexo.

La primera en subirse a la limusina de Non lle chames amor fue Concha, una usuaria de la residencia de Foz que contó multitud de anécdotas sexuales. "Cando era máis nova facíao todos os días. En calquera sitio que tivera unha ocasión, chas. Co meu home íamos buscar leña para a cociña e, no monte, facíamolo", aseguró la mariñana, que aconseja practicar sexo a diario. "Cando poidan, que lle dean duro, que non perdan de darlle".

Sobre este tema también conversó Cristina, una joven de Foz que admitió que ella suele practicar sexo con la luz apagada. "Quizais porque hai algún tipo de inseguridade, pero hai que cambiar o chip".

La limusina de Non lle chames amor también hizo una parada en Burela, donde se subió Javi, más conocido por su nombre artístico, Marisa Prisa, una drag queen recién salida del reality galardonado en los premios Emmy Drag Race España.

"Marisa é o meu alter ego. Fun descubrindo unha parte de min que non coñecía e fun rompendo barreiras", explicó Javi, para quien el mundo drag es "un campo no que podo experimentar todo o meu arte xunto. É para min unha bomba de emocións".

Marisa Prisa. TVG
Marisa Prisa. TVG

El burelés también habló sobre su orientación sexual. "Son gay. Costou moito quebradeiro de cabeza e creo que fun o último en enterarme. Foi un camiño, pero a día de hoxe, son moi feliz. Son quen son por ese camiño", apuntó. Asegura que consiguió dar el paso al irse "a estudar fóra deseño de moda". "Coñecín xente que entendía como son. Esa normalidade é a que realmente che axuda a darte conta de que es quen es".

El último en conversar con Raquel Graña fue el focego Carlos, que contó inmumerables anécdotas sexuales. "No sexo hai que ter imaxinación", apuntó este treintañero que se definió como una persona "activa" en el ámbito sexual. "Gústame ser o que domine un pouco a situación", admitió.

Carlos, en 'Non lle chames amor'. TVG
Carlos, en 'Non lle chames amor'. TVG

Carlos destacó la importancia de la "comunicación" y el "respecto" con la pareja sexual y opinó que lo más importante para ligar es "ser un mesmo e non intentar aparentar ser quen non es".

Durante la conversación, Carlos y Raquel también hablaron sin tapujos sobre sexo anal, intercambio de parejas y la práctica de sexo en lugares públicos, con los riesgos que conlleva en plena era de los smartphones"Agora todo se grava. Se estás facéndoo nun portal ou na praia seguramente tes a unha persoa preto gravando".