Aprobado el plan europeo de control de la inmigración

UE_dentro.jpg
photo_camera UE_dentro.jpg

Los ministros del Interior y Seguridad de la UE acaba de aprobar el Pacto Europeo de Inmigración.Su objetivo es limitar la entrada de inmigrantes a lo estrictamente necesario para el mercado laboral.

Opta por una inmigración selectiva, controlada de acuerdo con las necesidades laborales y la capacidad de integración del país de acogida, y por una firmeza total contra los indocumentados.

El texto establece un período máximo de retención de seis meses para los inmigrantes irregulares, ampliables a 18 meses en casos excepcionales.

Dos años de discusión
La nueva directiva también endurece las medidas contra la estancia irregular y facilita las repatriaciones. Tras dos años de diferencias de criterio, los 27 se pusieron de acuerdo en una nueva legislación con normas comunes mínimas sobre el retorno de inmigrantes irregulares a sus países de origen.

El texto ya recibió el visto bueno de los Veintisiete en una reunión informal celebrada en la localidad de Cannes el pasado mes de julio. Desde entonces, se han introducido dos modificaciones. En primer lugar, y a petición de Malta, se prevé para los Estados miembros sometidos a una fuerte presión migratoria un mecanismo voluntario de reparto de los peticionarios de asilo.

A petición de Dinamarca, se lanza una advertencia para reforzar la vigilancia sobre los matrimonios de conveniencia.

Tarjeta azul

También se desbloqueó el acuerdo sobre la polémica 'tarjeta azul', que sirve para facilitar la entrada a la UE de inmigrantes ''muy cualificados''. Todo en base a criterios económicos, ya que esta calificación será para los que ganen un sueldo equivalente al 150% de salario mínimo del país comunitario en que trabajen. También necesitará tres años de estudios universitarios.

La 'tarjeta azul' convivirá con los distintos sistemas nacionales de admisión de inmigrantes muy cualificados y no los sustituirá, como quería la Comisión.

Conllevará una serie de ventajas para los inmigrantes, de los cuales el más importante es que podrán circular libremente por todo el territorio de la Unión, 18 meses después de establecerse en un Estado miembro. También se garantiza su igualdad de trato respecto a los trabajadores nacionales y se facilitará la reagrupación de sus familiares.

Comentarios