Miércoles. 13.12.2017 |
El tiempo
Miércoles. 13.12.2017
El tiempo

Finaliza la colocación de lombos en la parroquia marinense de O Campo, dentro del Plan Móvese

Uno de los pasos peatonales instalados recientemente
Uno de los pasos peatonales instalados recientemente
La empresa encargada de las obras está instalando los pasos elevados en San Xulián

Dentro de las actuaciones contempladas en el Plan Móvese de la Deputación, la empresa Taboada e Ramos está finalizando la instalación de los lombos en diferentes puntos de los viales provinciales que discurren por el concello marinense.

Así, en estos momentos se están ejecutando los reductores en la carretera de San Xulián y hace unos días se instalaron en la zona de O Campo, previo a la rotonda del cementerio de O Campo, la carretera de Castro a Seixo a la altura de A Porteliña y de Castro.

Los badenes están encuadrados dentro de un plan de seguridad vial de la institución provincial, sobre el cual el Concello marinense solicitó la colocación en viales provinciales.

SENDAS Y ACERAS. Estas medidas de seguridad amplían las solicitudes realizadas por el Concello en relación a sendas y aceras peatonales, con el fin de facilitar la movilidad de los viandantes.

De este modo, el Consistorio marinense solicitó la continuación de las aceras de San Xulián, las zonas de sendas en Moreira, Porteliña y Castro, en A Brea, O Campo y Santomé.

En los cruces de dos carreteras provinciales, entre Castro y A Brea, se está tramitando la ejecución de una rotonda que gestione la circulación rodada en el cruce, se está adaptando el proyecto al planeamiento aprobado.

Asimismo, esta solicitud se une a las peticiones a las bajadas de Aguete y Loira, y de Pardavila a Rúa Nova.

Dentro de la planificación de la Deputación para el Concello marinense, los reductorers de velocidad se colocarán entre Seixo y Santo Tomé de Piñeiro, la EP-1202, donde se pondrán tres lombos que contarán con un largo de entre seis y nueve metros. Las obras incluyen la carretera Marín-Penizas, la EP-1.201, con dos lombos y dos reductores, además de un paso sobreelevado en la vía de Campo-Pardavila, la EP-1203.

Las mejoras en las carreteras de Marín están valoradas en 125.137 euros. Dentro de este presupuesto no solo se contemplan la instalación de pasos sobreelevados y reductores físicos de velocidad, sino también el pintado de las carreteras Marín-Penizas y SeixoSanto Tomé de Piñeiro, así como los accesos a las playas de Loira y Aguete y la entrada al muelle de Aguete.

Estos espacios peatonales solicitados para los viales marinenses se suman a los que se realizarán en colaboración con la Xunta de Galicia y que se acometerán en carreteras de titularidad autonómica.

Así, uno de estos itinerarios unirá Vilaseca y Lapamán y este año se iniciará la contratación de las obras. Partirá desde la salida de la Variante y discurrirá a través de 1,47 kilómetros hasta Lapamán. Otra de las sendas será entre Bagüín y Seixo. Además, se realizarán entre Coirados y Pardavila y entre Pardavila y Cadro.

Finaliza la colocación de lombos en la parroquia marinense de O...