Jueves. 14.12.2017 |
El tiempo
Jueves. 14.12.2017
El tiempo

Marhuenda niega las presiones y se disculpa por los insultos

Francisco Marhuenda, director de La Razón, tras declarar en el marco de la operación Lezo
Francisco Marhuenda, director de La Razón, tras declarar en el marco de la operación Lezo
Dice sentirse un poco "como la Pantoja", que su periódico es la prueba de que no ha "coaccionado" y que no estuvo bien llamar "zorra" a la secretaria de Cifuentes

El director de La Razón, Francisco Marhuenda, ha asegurado este jueves que jamás ha presionado a la presidenta Cristina Cifuentes para impedir que denunciara irregularidades en el Canal de Isabel II, y ha manifestado sobre su periódico: "Nunca hemos hecho nada incorrecto" y "la ventaja" es que el diario es la prueba.

"La propia presidenta podrá decir que en mi vida la he presionado, que en mi vida he intentado influir sobre un procedimiento judicial para nada", ha destacado Marhuenda en declaraciones a los periodistas tras comparecer como investigado ante el juez de la Audiencia Nacional Eloy Velasco por presuntas coacciones a Cifuentes y a su jefa de gabinete, Marisa González.

"No nos hemos inventado nunca ninguna noticia" ha defendido Marhuenda, que, rodeado de periodista, ha dicho en tono de broma sentirse "como la Pantoja". Ha asegurado que, como prueba de que nos e ha inventado ninguna noticia, ha entregado en el juzgado todo lo publicado sobre la Comunidad de Madrid. "Para que me digan -apunta- una sola noticia que sea falsa".


A su juicio lo que ha sucedido en este caso es que en "las conversaciones privadas puede haber palabras que se entiendan mal".

Se ha disculpado en este sentido ante Marisa González por los insultos que profirió hacia ella en una conversación intervenida a Edmundo Rodríguez Sobrino, consejero de La Razón y hombre próximo a al expresidente madrileño Ignacio González, ambos detenidos ayer en la operación Lezo.

"La palabra zorra es muy incorrecta y aprovecho la oportunidad para pedirle perdón. No estuve en mi mejor día más brillante, y no porque fuera una mujer, que conste, que solo tengo hijas, fue un comentario coloquial desafortunado", ha reconocido.

Respecto a la conversación en si, ha explicado que se trataba de una conversación privada como "un amigo que está desesperado" y que siempre le ha dicho que es "inocente" y ha añadido que le ha aportado al juez un documento que él mismo le pidió que le hiciera para demostrar su inocencia.

"No conocía bien el tema, el me dio el papel y se lo he entregado al juez", ha relatado tras manifestar que se ha encontrado "a gusto" declarando ante el juez Velasco y los fiscales Carlos Yañez y Carmen García, a los que ha calificado de "muy profesionales" y que no han pedido medidas cautelares para el director de La Razón.

Respecto a otra conversación en la que dijo que le iban "a dar de leches a Cifuentes" ha explicado que eso fue para tranquilizar a Rodríguez Sobrino.

"Nunca la he amenazado jamás de la vida y eso ella lo puede decir", ha reiterado con respecto a Cifuentes, sobre quien se ha preguntado cómo iba amenazarla cuando la conoce desde hace 30 años.

"Yo estoy muy tranquilo. Como nunca la he presionado y en las tertulias nunca he hecho critica a Cifuentes", más que las relativas a algún aspecto de su gestión.

Antes de Marhuenda declaraba como investigado ante el juez Velasco el presidente de la Razón Mauricio Casals, que también ha comparecido durante una hora en la Audiencia Nacional. A preguntas de los periodistas, ha explicado que el juez ha reproducido durante su declaración las conversaciones pinchadas a Edmundo Rodríguez y ha reconocido su voz en los pinchazos.

No obstante, los ha encuadrado en un contexto de conversaciones informales con Rodríguez, una persona que ha calificado de muy querida en La Razón porque estuvo en los inicios del periódico.

Rodríguez es considerado hombre fuerte de Ignacio González en Latinoamérica y fue cesado hace un año como presidente de Inassa, filial colombiana del Canal, que gestiona contratos de agua en el resto de países sudamericanos.
Su cese se debió a que su nombre aparecía en los llamados papeles de Panamá.

IMPUTACIÓN. El presidente de La Razón, Mauricio Casals, y su director, Francisco Marhuenda, son dos de los investigados en la que se ha llamado operación Lezo, en la que ya hay 12 detenidos, entre ellos el expresidente de la Comunidad de Madrid Ignacio González, por ocho delitos de corrupción: prevaricación, organización criminal, malversación, cohecho, blanqueo, fraude, falsificación documental y corrupción en los negocios. 

Ambos fueron citados a declarar este jueves por coaccionar presuntamente a la presidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes. "Me ha llamado la zorra de Marisa –Marisa González, jefa del gabinete de Cifuentes– por la leche que le hemos dado hoy. Le ha hecho mucha pupa. Marisa quiere saber si es una campaña. Evidentemente he dicho que no, no hace falta reconocerlo, no es tonta. Le dije: 'hombre, si hacéis las cosas mal, pues nosotros..'. Mañana le damos otro viaje a Cifu (Cifuentes)", afirma Marhuenda en una de las conversaciones con Casals, grabadas por la Guardia Civil y recogidas por El Español

Según la investigación que se está llevando a cabo, ambos directivos de La Razón pretendían presionar a la presidenta madrileña para evitar que denunciase las irregularidades en el Canal de Isabel II.  "Ya nos hemos inventado una cosa para darle una leche”, con estas palabras justificaban la campaña de presión que articularían desde el medio de comunicación.

"Le hemos dicho que eres un soldado nuestro, que eres intocable para nosotros y ella por las malas tiene mucho que perder. En una guerra no puede ganar", le comunica Francisco Marhuenda a Edmundo Rodríguez Sobrino, consejero delegado de la editora de La Razón, sobre una reunión mantenida con Cifuentes, a mediados de 2016. Así el delegado le pide que aumente la presión. "Paco tienes que decirle: 'esto ha llegado muy lejos, Edmundo es uno de los nuestros y queremos una solución para él'. Están buscando en los cajones de los armarios, buscando guarrerías a la desesperada".

Asimismo, Mauricio Casals advierte de que "Cifuentes tiene que ver que no es sólo La Razón, sino que está la Razón, Antena 3, Onda Cero, La Sexta".

POR LA MAÑANA, EN TWITTER. El director de La Razón, en la mañana de este jueves, ya defendía su inocencia y su relación "cordial" con la presidenta de la Comunidad de Madrid a través de su cuenta de Twitter, antes de prestar declaración.

Marhuenda niega las presiones y se disculpa por los insultos
Comentarios